¿Cómo hacer una mesa en forma de terrario?

Una increíble idea de integrar la funcionalidad de un mueble, como una mesa, y la belleza de un terrario es su construcción DIY –Do it Yourself o Hágalo usted mismo–.

Un terrario es un micromundo en donde las plantas conviven en un medio ambiente y paisajes sorprendentes; un pequeño jardín para el interior del hogar que provoca el renacimiento del universo. Gracias a su proceso homeostático, su mantenimiento es sumamente sencillo: necesita mucha luz –sin estar directamente al sol–, evita los cambios repentinos de temperatura, riégalo una o dos veces a la semana –y en caso de cactus o crasas, una sola vez por mes– y retira inmediatamente las hierbas malas, hongos, plantas enfermas o marchitas. 

Una increíble idea de integrar la funcionalidad de un mueble, como una mesa, y la belleza de un terrario es su construcción DIYDo it Yourself o Hágalo usted mismo–. A continuación te compartimos las instrucciones necesarias para que no sólo la mesa adquiera una belleza natural, también el hogar. 

Necesitas: 4 láminas de plexiglás –polimetilmetacrilato o PMMA– de 60 x 45 cm, 2 láminas de plexiglás de 62.5 x 62.5 cm (o más largas), una soldadora #4 o un pegamento en una botella aplicadora con aguja, 1 lámina de 62.5 x 62.5 cm de madera contrachapada, (2) 62.5 cm 1×2 piezas de madera, (2) 66 cm 1×2 piezas de madera, tacos de 2.50 cm para las patas, 4 tornillos, un cuchillo para cortar el plexiglás, un serrucho, una perforadora, pintura y lo necesario para el terrario. 

 

Instrucciones: 

1. Hay que ensamblar la base del terrario. Construye con las piezas de madera una caja. Antes de comenzar a cortar y atornillar, es importante que procures intentar que las medidas se ensamblen. Recuerda que sólo necesitas hacer una pequeña mesa con espacios entre la base y las láminas de madera, en donde tendrán que embonar las láminas de plexiglás. El resultado tiene que quedar así: 

terrario mesa diy

2. Embona la caja para el terrario. Para pegar los bordes y las esquina, usa el pegamento con la aguja. 

terrario mesa diy dos

3. Para la parte superior, fusiona dos láminas plexiglás –una más pequeña que la otra–. De manera que cuando necesites abrir el terrario para regalo, sólo necesites levantar la lámina más grande. Tendría que quedar algo así: 

terrario mesa diy tres

4. En caso de ser necesario, rellena cada rincón con aserrín o llenador de madera. También puedes pintar la base de madera.  

5. ¡Es hora de hacer el terrario! Aquí te damos algunas alternativas sencillas y preciosas que seguramente se acomodarán a tu mesa en forma de terrario: Cómo hacer un terrario de bosque, paso a paso o Una guía sencilla para hacerte un terrario del desierto

terrario mesa diy final

 

 



El agua: uno de los recursos más importantes y el menos valorado

No hay que olvidar que cotidianamente requerimos del agua para la elaboración de productos o servicios del ser humano y que son indispensables.

Nuestro Planeta es abundante en recursos naturales y como especie humana dependemos de ellos para sobrevivir. El aire, el suelo, la regulación del clima y el agua, son algunos de los servicios ambientales que podemos obtener de la naturaleza, siempre y cuando seamos responsables en su uso y aprovechamiento.

Uno de dichos recursos, el agua, es fundamental para todas las formas de vida en nuestro planeta y aunque la Tierra posee alrededor de 525 millones de kilómetros cúbicos de agua, en la actualidad los recursos de agua potable se han vuelto escasos con el crecimiento de la población mundial y con el mal manejo de desechos y residuos industriales.

Se estima que sólo el 3% del agua en el Planeta es dulce y de esa cantidad únicamente el 0.007% es potable. Debido a esta situación más de 1,100 millones de personas en el mundo carecen de acceso directo a fuentes de agua potable.

Hay regiones del planeta donde se debe caminar más de 10 kilómetros diarios para conseguir agua potable, lo que causa la muerte de hasta 3 millones y medio de personas al año. El 98% de esas muertes se producen en los países en vías de desarrollo.

El agua es parte de nuestra vida, pero también de nuestra esencia. Se calcula que el cuerpo humano se conforma en un 60% de agua, por ello este líquido es vital para nuestra supervivencia, ya que una persona puede sobrevivir hasta un mes sin alimentos, pero sólo siete días como máximo sin beber agua.

Además, es importante recordar que el ser humano no es el único ser vivo en este Planeta que requiere agua para sobrevivir. Existen millones de formas de especies que también dependen de este valioso líquido y debemos asegurarnos de mantener el abasto de agua en todo el mundo, ya que de no hacerlo la existencia del equilibrio ambiental podría verse afectado y al ser una cadena interconectada de vidas, seguramente la desaparición de alguna especie o alteración climática por falta de agua causaría daños directos en los humanos.

Lamentablemnte las principales fuentes de contaminación del agua están asociadas con la actividad industrial posterior a la Segunda Guerra Mundial y actividades consecuentes. Se estima que cada año se arrojan al mar más de 450 kilómetros cúbicos de aguas servidas, es decir, el agua residual doméstica y que es el resultado de las actividades cotidianas que realizamos. Por si esto no fuera poco, para diluir esta polución se utilizan 6,000 kilómetros cúbicos adicionales de agua dulce.

No hay que olvidar que cotidianamente requerimos del agua para la elaboración de productos o servicios del ser humano y que son indispensables; por ejemplo se necesitan alrededor de 25,700 litros de agua por día para producir los alimentos que consume una familia de cuatro personas, 148,000 litros de agua para fabrica un automóvil, 5,680 litros para producir un barril de cerveza o 200 litros para producir un solo litro de Coca-Cola.

El hecho es que sin el agua no tenemos vida y no es un slogan, es un hecho. Hay que gestionar para proteger el agua y verla no como un producto de consumo, sino como un recurso indispensable para la vida de todos los seres del Planeta.

COLABORACIÓN DE EARTHGONOMIC MÉXICO, A.C. Nuestra misión es fomentar el desarrollo de la sociedad en armonía con el entorno natural y el respeto a los seres vivos. Para más in información visita: www.earthgonomic.org @Earthgonomic y /Earthgonomic



¿Cómo estás dispuesto a cambiar la realidad en la que vivimos?

Ser voluntario nos llama a querer cambiar al mundo, no escatimemos en la entrega y las ganas, son pautas que marcan la diferencia.

“De nada sirve al hombre lamentarse de los tiempos en que vive.

Lo único bueno que puede hacer es intentar mejorarlos.”

– Thomas Carlyle.

Todos los días somos testigos de crisis mundiales, nacionales, familiares, individuales. Muchas veces nos cuestionamos ¿cómo es que llegamos a esto? ¿en qué momento dejamos que las cosas se fueran en esta dirección? Todas estas preguntas podrían convertirse en una invitación hacia nosotros mismos de tomar acciones para cambiar esos escenarios; en una invitación a ser agentes de cambio en el mundo, es decir, en nuestras propias vidas.

Dar un paso al frente, estar dispuestos a entregarnos a una causa para realmente influir en la balanza. No hay que perder de vista que todo empieza por uno, querer ser parte de algo más grande. Es ahí donde es más visible el espíritu de los voluntarios quienes cuentan con la intención genuina de hacer algo más por todo lo que les rodea.

Ser voluntario nos llama a querer cambiar al mundo, no escatimemos en la entrega y las ganas, son pautas que marcan la diferencia. Por supuesto, que se debe de pensar de manera estratégica, de modo que las acciones que se realicen sean claras, contundentes y con impacto.

Existe un abanico inmenso de voluntariado. Seleccionar una causa puede ser complicado. Se puede determinar la causa en la que se quiere participar de acuerdo a los talentos que se poseen, de tal modo que se vuelve una experiencia gratificante y de suma relevancia de adquisición de aprendizajes. Teniendo presente que el potencial de cada persona y de cada proyecto con la finalidad de construir una nueva realidad.

Las opciones de voluntariado en el sector forestal son diversas, lo cual nos permite involucrarnos con diferentes causas. Por ejemplo, en Reforestamos México A.C. hay una oferta muy interesante ya que tienen diferentes planes para que personas con diferentes perfiles se puedan unir a la causa.

Sus proyectos están alineados a los Objetivos de Desarrollo Sostenible (OSD) para contribuir a la estrategia global, especializándose en el aseguramiento de los bosques para su desarrollo. Dependiendo de los perfiles y del avance de los proyectos se hacen las convocatorias, por lo cual las posibilidades de participación son muy altas. El objetivo es encontrar talento para acercar los bosques a las ciudades y viceversa; desde la analogía filosófica, hasta lo más tangible: la experiencia de las personas que viven tanto en los bosques como en las ciudades.

Como organización, trabajan para transformar la realidad económica, social y ambiental de la gente que vive en los bosques. El reto es: demostrar que los bosques son sinónimo de riqueza y bienestar. Razón que ilustra el gran empuje del voluntariado que promueve Reforestamos México, el talento al servicio de los bosques logrará que se transformen para ser competitivos, multiplicando su riqueza y conservando su biodiversidad.

Con esta propuesta podemos replantearnos la primera pregunta: ¿Cómo estás dispuesto a cambiar la realidad en la que vivimos?

Autora: Mariana Sordo Moro

Coordinación de Personal

Reforestamos México, A.C.



Sistema Trappist-1: los siete planetas descubiertos por la NASA (VIDEO)

Esta es la primera vez que astrónomos logran identificar un sistema solar similar al nuestro con siete planetas.

En una conferencia de prensa, la NASA reveló el pasado miércoles 22 de febrero el descubrimiento de nuevos siete planetas, del tamaño de la Tierra, orbitando alrededor de una estrella. Este nuevo sistema se encuentra a tan sólo 40 años luz de nosotros, lo cual facilitaría tanto su exploración como investigación. Por el momento, la Administración Nacional de la Aeronáutica y del Espacio de EE.UU. intuye que tres de los planetas recién descubiertos cuentan con características similares a nuestro planeta, haciéndolos habitables para vida humana. 

Esta es la primera vez que astrónomos logran identificar un sistema solar similar al nuestro con siete planetas. Por ejemplo, los planetas cuentan con un tamaño y condiciones atmosféricas –oxígeno, metano, ozono y dióxido de carbono– similares a los nuestros, facilitando incluso una superficie acuífera en cada uno de ellos.  

El autor de esta investigación, llamada TRAPPIST, Michael Gillon, ha considerado que este descubrimiento es una pieza clave para el rompecabezas del universo, en donde los ambientes habitables eran pensados como sueños fallidos. Pero parece ser que este sistema, el cual está asociado con el de Acuario a tan sólo 235 billones de kilómetros del nuestro, cuenta con planetas terrestres como la Tierra y una estrella solar más pequeña y ligera que nuestro Sol. De hecho, las órbitas de los planetas más cercanos a la estrella son de aproximadamente 1.5 y 2.4 días, mientras que el del sexto planeta, 12 días. Se cree que el último planeta tiene una órbita de 20 días. 

 Al nuevo sistema solar se le nombró “Sistema Trappist”, en honor al telescopio Transiting Planets and Planetesimals Small Telescope en Chile que ayudó a encontrar a tres de los siete planetas en mayo del 2016. Con el apoyo de otros telescopios del telescopio de la NASA Spitzer y el European Southern Observatory’s Very Large Telescope, se consiguió descubrir los otros planetas del sistema. Y fue a partir de este año que los investigadores notaron que uno de los planetas cuenta con la presencia de agua, facilitando la sospecha que los demás tienen condiciones similares. 

 

 



Esta lámpara-terrario es tan hermosa que querrás tenerla en tu casa

Esta lámpara-terrario es un ecosistema autosostebible en el cual las plantas pueden crecer durante años.

Se ha llegado a decir que la jardinería es una herramienta terapéutica efectiva e indispensable en un proceso de reencontrarse con uno mismo. Es una increíble manera de estar conectados con Eros, este dios que simboliza la vida, la motivación y el amor, que nos brinda recursos de cuidado, atención, paciencia y empatía hacia un ser vivo ajeno a nosotros; inclusive se trata de un ejercicio curioso de escuchar, a través del silencio, las necesidades de ese otro y de uno mismo. 

Aunque podamos no ser “alguien de plantas”, hacernos cargo de unos de estos seres vivos puede generar una serie de cambios sorprendentes en nuestro estado de consciencia. Hay quienes dicen que las plantas los han convertido en personas más organizadas y pacientes; otros, que fungen como una decoración importante del hogar, y así, de su propia vida. 

Para decoradores de interiores, este tipo de información es indispensable para crear nuevas maneras de integrar esta herramienta terapéutica en un sitio que fundamente el bienestar integral de una persona. Un ejemplo de ello es la lámpara-terrario Mygdal de Nui Studio, la cual brinda electricidad a la recámara y cuida al medio ambiente urbano. Se trata de llevar a cabo una arquitectura ecosustentale que tenga numerosos beneficios a nivel personal y ambiental. 

Esta lámpara es ideal en espacios sin ventanas, por lo que no requiere cuidados como ventilación o irrigación, ya que usa similitudes entre la luz del sol y los LED llevando a cabo la fotosíntesis. Es, en otras palabras, un ecosistema autosostebible en el cual las plantas pueden crecer durante años; además, es un nuevo tipo de cubierta de cristal que conduce electricidad y que es capaz de transmitirla de forma invisible por su superficie. 

Descubre cómo se realizó esta increíble lámpara-terrario: 

lampara-terrario-nui-studio-uno

lampara-terrario-nui-studio-dos

lampara-terrario-nui-studio-cuatro

lampara-terrario-nui-studio-tres

lampara-terrario-nui-studio-cinco

 

 



Cómo hacer un terrario de bosque, paso por paso

Los terrarios son hermosos y autosustentables (se riegan solos). Aquí te decimos los sencillos pasos a seguir para hacer pequeños terrarios en frascos de cocina.

Los terrarios han adquirido mucha fama estos últimos años, y no es difícil saber por qué. Para las personas que viven en departamento, sobre todo, tener espacios verdes contenidos en botes de cristal es una manera de tener un jardín. Un terrario, si lo cuidas, siempre estará verde. Lo más importante es que esté bien cerrado el frasco para que se evapore el agua y luego “llueva” de regreso a las plantas. Siguiendo estos pasos puedes construir tu propio mini bosque para tener en casa.

 

Materiales

-Frascos de cocina

-Musgo

-Plantas pequeñas (opcionales)

-Carbón horticultural

-Tierra para maceta

 

Pasos:

 

Paso 1

El musgo es lo púnico que necesitas para tener un paisaje hermoso, e incluso puede germinar hierbas muy estéticas. Pero puedes plantar otras especies también, como una orquídea, por ejemplo, o plantes verdes con hojas pequeñas.

 

Paso 2

Cubre el fondo del frasco con carbón horticultural y luego vierte una capa de tierra para maceta de no más de una pulgada de grueso. Añade las plantas si quieres, y luego cubre la tierra con musgo. Asegúrate de que las hojas, pétalos y tallos no toquen el vidrio. Rocía dos veces con agua y ponle la tapa al frasco.

 

Paso 3

Coloca el terrario en un lugar con luz difusa. Si se forma mucha condensación, dale al terrario un poco menos de luz o remueve la tapa por dos horas.

 

 

Más en Ecoosfera

¿Cómo hacer una mesa en forma de terrario?

Una guía sencilla para hacerte un terrario del desierto

 

Observatorio

Seguimiento a los asuntos ambientales y de ecología más urgentes de México.

Biblioteca Ecoosfera

Una compilación de lecturas (libros, ensayos, etc) disponibles en PDF sobre temas como sustentabilidad, medioambiente y salud.

Ir a Biblioteca