Mercurio “morderá” uno de los bordes del Sol, y tú podrás ver este fenómeno

Este evento astronómico sólo se ha llegado a visualizar sólo 13 veces por siglo, pues exige un alineamiento casi perfecto de la Tierra, Mercurio y Sol

El próximo 9 de mayo, a primeras horas de la mañana, Mercurio pasará frente al Sol. Se trata de un fenómeno que sucede cuando el ritmo de los movimientos del Sistema Solar es capaz de alinear tanto a la Tierra, Mercurio y Sol. De hecho, este evento astronómico sólo se ha llegado a visualizar sólo 13 veces por siglo, pues exige un alineamiento casi perfecto de los tres astros.  

Pascal Descamps, astrónomo del Observatorio de París, explica que “dará la impresión de que muerde uno de los bordes del Sol, después lo atravesará muy lentamente antes de salir por el otro lado”. Este fenómeno podrá verse al oeste y norte de Europa, oeste de África del Norte y África Occidente; mientras que en Canadá, este de Norteamérica y una parte de América Latina requerirán instrumentos astronómicos. 

La última ocasión que ocurrió el fenómeno fue hace diez años; y se prevé que vuelva a ocurrir en noviembre de 2019, de 2032 y mayo de 2049. Sin embargo, Mercurio se convirtió en un planeta “esquivo” para los observadores, pues sólo puede contemplarse cuando el Sol está bajo el horizonte –antes del amanecer o después del ocaso–. 

Imagen: los andes 

 

 



No te lo pierdas: cinco planetas se alinearán con el Sol por primera vez en 10 años

El aparente camino del sol marcará un patrón en el sistema solar, permitiendo que la órbita del astro mayor se una al mismo plano que los demás planetas.

Por primera vez en los últimos diez años, los cinco plantes más cercanos al Sol se alinearán de manera visible para el ojo humano. Es decir que Mercurio, Venus, Marte, Júpiter y Saturno aparecerán en línea vertical desde el norte hasta el este.

A partir del 20 de enero hasta finales de febrero, los planetas brillarán en el horizonte en un fenómeno sin igual: Mientras Venus, Marte, Júpiter y Saturno se moverán en el cielo matutino desde el principio del año, Júpiter poseerá más brillo; Marte, más vitalidad rojiza; Saturno, más pálido y Venus, más color.  Así mismo, Mercurio tendrá una ligera transición en la que primero aparecerá levemente en el horizonte y eventualmente se impondrá sobre los otros planetas.

image-20160115-7361-oue1p9

Este fenómeno es algo inusual, por lo que te recomendamos visualizarlo antes del amanecer. Principalmente a finales de enero, cuando la Luna viajará acompañando a cada planeta. Por ejemplo, en enero 28, la Luna se encontrará junto a Júpiter; en febrero 1º, a Marte; en la mañana del 4 de febrero, a Saturno; el 6 de febrero, a Venus; y el 7 de febrero; a Mercurio.

El aparente camino del sol marcará un patrón en el sistema solar, permitiendo que la órbita del astro mayor se una al mismo plano que los demás planetas. Se trata de un fenómeno eclíptico, el cual está rodeado de constelaciones zodiacales fácilmente reconocibles. De acuerdo con The Conversation, se trata de una novedad rara pues las órbitas de los planetas realmente van marcando patrones diferentes entre sí; por lo que vale verlo en un cielo despejado desde el norte hacia el este.

image-20160115-7344-biho8i

[Science Alert]



Eclipse “Luna de Sangre”: fotografías para guardar memoria del acontecimiento

El eclipse Luna de Sangre pasó pero no sin dejarnos algunas fotografías impresionantes que ahora compartimos.

Anoche y al menos hasta las últimas horas de la madrugada, una buena parte del hemisferio occidental fue testigo del eclipse “Luna de Sangre”, una denominación un tanto sensacionalista para el primer eclipse lunar del año y acaso por estos motivos uno de los más seguidos en todo el mundo.

Gracias a las transmisiones en vivo por Internet o, como ahora, por imágenes que aficionados y profesionales tomaron del momento, el eclipse trascendió fronteras.

En esta ocasión compartimos una fotogalería con algunas de las mejores tomas del suceso, desde sus primeros momentos hasta el instante en que nuestro satélite natural alcanzó su aspecto más impresionante.

Más imágenes en Pijama Surf



Oposición de Marte 14-15 abril 2014, el punto más cercano entre el planeta rojo y la Tierra (TRANSMISIÓN EN VIVO)

Entre la noche de este 14 de abril de 2014 y la madrugada del 15 tendrá lugar la oposición de Marte, el punto más cercano entre las órbitas del planeta rojo y la Tierra; si no puedes observarlo, en Ecoosfera te compartimos la transmisión en vivo.

Hace unos días dimos a conocer en Ecoosfera algunos detalles sobre la oposición de Marte, el momento en que el llamado “planeta rojo” alcanzará su punto más cercano con respecto a la órbita de la Tierra, un fenómeno que viene ocurriendo desde el pasado 8 de abril pero que la noche del 14 llegará a su clímax.

El fenómeno ha ganado todavía más relevancia porque coincide con un eclipse lunar visible en los países de América del Norte y de la parte occidental de Sudamérica.

Para quienes no tengan posibilidad de ver dicho evento, Ecoosfera compartirá la transmisión en vivo del telescopio SLOOH, la cual comenzará a las 02:00 GMT (21:00 tiempo del centro de México).

Asimismo, un par de horas después, nuestros amigos de Pijama Surf tendrán el streaming del eclipse lunar, la “Luna de Sangre” de esta misma noche de 2014. Puedes ver la transmisión aquí.



Por primera vez se observa un arcoíris fuera de la Tierra: en Venus, donde ocurren como círculos concéntricos

Astrónomos del Instituto Max Planck observaron un arcoíris en Venus, un fenómeno que se conoce como “gloria” por su forma en círculos concéntricos.

Los arcoíris han dejado de ser un fenómeno exclusivamente terrestre. Hace unos días astrónomos del Instituto Max Planck observaron uno en Venus, lo cual podría ayudar a resolver enigmas sobre el aspecto del planeta.

El fenómeno atmosférico se conoce, elocuentemente, como “gloria” [“glory”] y a diferencia de la Tierra, donde los arcoíris necesitan de gotas de agua para generarse, en Venus son resultado de la luz del Sol filtrándose por entre las nubes. Por esto mismo, las glorias pueden observarse solo desde las alturas, hacia abajo, y tienen la forma de círculos concéntricos.

Aunque hasta ahora no existe una explicación precisa para su ocurrencia, astrónomas sugieren que la luz del ocaso rebota dentro de las nubes hasta regresar al punto de origen de la refracción, con lo que se genera el anillo de luz que caracteriza al fenómeno venusino, mismo que solo es visible encontrándose en el centro exacto de la gloria.

venus

En la década de 1920 científicos captaron imágenes de espectros similares en Venus, y desde entonces se sabe que las nubes de ácido sulfúrico en la atmósfera del planeta son fundamentales para generar las “glorias”, pero no sabe cuál es la naturaleza del elemento que absorbe la luz en rangos ultravioletas. Las hipótesis para estos elementos van desde sustancias químicas hasta bacterias.

En la imagen superior, un comparativo entre los arcoíris venusinos (izquierda) y terrestres (derecha) (C. Wilson/P. Laven/NASA).



Un disco de materia oscura pudo ser la causa de extinción de los dinosaurios

Una nueva teoría sobre la extinción de los dinosaurios sostiene que un disco de materia oscura que la Vía Láctea produce periodicamente podría encontrarse entre las causas del desastres que condujo a dicha desaparición.

La extinción de los dinosaurios ha sido un enigma de la historia natural de nuestro planeta. Hasta ahora la hipótesis más aceptada responsabiliza a la caída de un meteorito cerca de la península de Yucatán hace 66 millones de años, y el consecuente cambio climático que desató, como la principal causa de su desaparición.

Ahora, científicos de la Universidad de Harvard sugieren la posibilidad de que la materia oscura esté implicada en dicha extinción.

De acuerdo con los astrónomos Lisa Randall y Matthew Reece, como parte de los periodos naturales de la Vía Láctea, el Sistema Solar pasa cada 35 millones de años por un disco de materia oscura que produce nuestra galaxia. En este modelo, dichas formaciones son capaces de alterar la fuerza de gravedad a su alrededor, desatando en este caso cometas que se desprenden de la nube Oort (de donde también provino el cometa ISON).

Para sustentar esta teoría, los investigadores estudiaron cráteres de 20 kilómetros de diámetro o más, la mayoría de ellos con una antigüedad de hasta 250 millones de años. Según este análisis y en comparación con dichos ciclos de 35 millones, encontraron picos en la frecuencia con que cometas impactaron en la Tierra y el momento en que el Sistema Solar se encontraba cerca del disco de materia oscura.

En el caso del cráter Chicxulub, al que se asocia con la extinción de los grandes saurios, la hipótesis todavía necesita probarse con otras coincidencias y circunstancias, en particular si el meteorito que lo provocó surgió de la nube Oort, única condición imprescindible para relacionar el hecho con los efectos del disco de materia oscura.

Observatorio

Seguimiento a los asuntos ambientales y de ecología más urgentes de México.

Biblioteca Ecoosfera

Una compilación de lecturas (libros, ensayos, etc) disponibles en PDF sobre temas como sustentabilidad, medioambiente y salud.

Ir a Biblioteca