Close

12 remedios caseros para elevar la hipotensión o presión baja

La presión arterial baja o hipotesión es cuando la presión arterial, durante y después de cada latido, es mucho más baja de lo usual, provocando que el corazón, cerebro y otras partes del cerebro no reciban la suficiente cantidad de sangre para sus funciones. 

La presión arterial baja e inconstante en una persona puede ser normal para otra; aunque las presiones arteriales normales están entre el rango de 90/60 milímetros de mercurio –mm Hg– y 130/80 mm Hg. Cada caída de presión puede ocasionar serios problemas para algunas personales; tales como visión borrosa, confusión, vértigo, desmayo, mareo, somnolencia, debilidad y dolor de cabeza. 

Hay ocasiones que la hipotensión es producida por un cambio súbito en la posición del cuerpo –pasar de estar acostado a parado–; estar de pie por mucho tiempo; haber consumido fármacos como ansiolíticos, depresivos, diuréticos, medicamentos para el corazón o analgésicos; sufrir de enfermedades como diabetes avanzada, anafilaxia –alergia potencialmente mortal–, cambios en el ritmo cardíaco –arritmias–, deshidratación, desmayo, ataque cardíaco, insuficiencia cardíaca, shock, hemorragia, entre otras. 

Para equilibrar el sistema cardíaco, a continuación te compartimos unos sencillos y efectivos hacks para combatir la hipotensión: 

Toma baños calientes con sales de Epson durante 20 minutos antes de acostarte;

utiliza medias elásticas de comprensión que ayudarán a reducir la cantidad de sangre estancada en las piernas, y así ayudar a bombear adecuadamente;

siéntate con frecuencia durante el día;

cambia de posición con cuidado, especialmente cuando se pasa de una posición sentado a una de pie;

antes de cambiar una posición, permanece inmóvil por un momento realizando respiraciones profundas antes de levantarse;

ingiere más agua para elevar los niveles de presión arterial y prevenir la deshidratación; 

reduce el consumo de alcohol, pues deshidrata naturalmente el cuerpo; 

elige más comidas pequeñas durante el día, evitando los alimentos ricos en carbohidratos –como las papas, pastas y pan;

consume un poco más de sal o salsa de soja, al ser un producto que aumenta la presión arterial; 

acuéstate y eleva tus pies hacia el cielo;

cruza las piernas mientras estás de pie o en cuclillas; 

agáchate desde la cintura, poniendo las manos sobre las rodillas mientras te inclinas hacia delante. Incorpórate lentamente. 

 

 

 
Ver Más
Close