Marcas italianas van en contra de los tóxicos en la ropa (y tú también puedes hacerlo con estos consejos)

Actualmente, 20 compañías en Prato se han unido a la compaña Detox de Greenpeace al remover los químicos tóxicos de sus fábricas.

Desde hace muchos años se ha conocido el impacto negativo de la industria de la moda en la autoestima tanto de hombres como mujeres; sin embargo, poco se conoce sobre las afectaciones que esta industria produce sobre la naturaleza y la salud de las personas.

Detox, campaña lanzada por Greenpeace, ha realizado una serie de estudios que demuestran que la ropa de empresas como American Apparel, Burberry, GAP, Puma, C&A o Nike, adquiere ciertos químicos durante el proceso de coloración textil. Estos químicos provocan tanto efectos negativos en el sistema inmunológico, hormonal y reproductor, como la contaminación de mantos acuíferos, como los ríos, en donde desembocan los desperdicios de las fábricas textiles, y en el suministro de agua al lavar la ropa. 

Entre los químicos tóxicos más utilizados se encuentra el perfluorato, ftalatos, nonifenol, etoxilato de nonifenol y cadmio. Todos ellos se asocian con el desarrollo de enfermedades autoinmunes como el cáncer.

Esta campaña pretende lograr que empresas como Zara y H&M firmen su convenio de responsabilidad con el planeta y la salud de sus consumidores. Como lo hace el distrito textil Prato, una región italiana que provee suministros a marcas como Gucci, Prada y Armani.

 

Actualmente, 20 compañías en Prato se han unido a la compaña Detox de Greenpeace al remover los químicos tóxicos de sus fábricas. Inclusive la Confindustria Toscana Nord, la representación máxima del distrito textil más grande en Europa, aseguró que se están realizando grandes cambios positivos en el mundo de la moda. Al invertir en recursos que registren los progresos y aseguren la transparencia, se están realizando planes de acción que desintoxiquen por completo los productos para el bienestar tanto del medio ambiente como de los consumidores.

Mientras que como consumidor responsable, te compartimos algunas opciones para cuidar tu salud y el porvenir del medio ambiente:

Compartir la información en diferentes redes sociales. Incluso se propone tomarse fotografías con ropa sin marca, postearla en Instagram con hashtags como #detox.

Comprar ropa de segunda mano, o “ropa verde” (aquella que se fabrica con material reciclado o con pinturas naturales)

Enfocarte en la calidad: desde las costuras hasta los botones; en cuanto a los zapatos, verifica qué tan bien pegada está la suela.

Arregla tu propia ropa en vez de cambiarla. Rediseña la ropa con tan sólo cambiar los botones, convertir vestidos en faldas, pantalones en shorts, etcétera.

Recuerda que el planeta es de todos, por lo que necesitamos un apoyo global para mantenerlo de la manera que deseamos.

greenpeace-detox-ropa-sin-toxicos

También en Ecoosfera: 

Tóxicos ¿en mi ropa? Mira lo que Greenpeace tiene que decir al respecto

Esta campaña sobre ropa libre de tóxicos ha provocado reacciones de las marcas

 



Comunidades menonitas deforestan más de 1 440 hectáreas de selva en Quintana Roo, Campeche y Yucatán

Esta no es la primera vez que se realiza una denuncia penal en contra de los menonitas asentados al sur de México: en 2010, fue en Campeche; en 2013 y 2017, en Quintana Roo.

De acuerdo con la data brindada por la Comisión Nacional Forestal –Conafor–, el casi 90 por ciento de la deforestación del país sucede en zonas selváticas, principalmente en los estados de Yucatán, Quintana Roo, Campeche y Chiapas. Entre las principales causas de la deforestación en México se encuentra el cambio de uso de suelo en zonas forestales, con el objetivo de dedicarlo a actividades agrícolas, habitaciones o de infraestructura de comunicaciones y servicios. Recientemente, por ejemplo, se anunció que En Bacalar, Quintana Roo, se han apreciado huellas de deforestación: alrededor de 1 440 hectáreas devastadas de la selva mexicana. 

Una parte de la comunidad menonita se ha señalado como responsable de dicha deforestación, los cuales, según la Profepa, realizaron la devastación ambiental sin poseer los permisos correspondientes para cambiar el uso de suelo. Frente a esto, la Profepa presentó una denuncia penal ante la Procuraduría General de la República –PGR– contra integrantes de la comunidad que se encuentran en el municipio de Bacalar, como San Fernando, El Bajío y Paraíso. 

En palabras de Ignacio Millán, subprocurador de Recursos Naturales de Profepa, “Al haber deforestado las superficies, y por selva, se tipifica como un delito de carácter penal; hasta el momento no han exhibido ningún tipo de autorización.” De este modo que aún se pueda salvar la zona para ayudar a reducir hasta 20 por ciento de las emisiones mundiales de gases de efecto invernadero –GEI–. 

Esta no es la primera vez que se realiza una denuncia penal en contra de los menonitas asentados al sur de México: en 2010, fue en Campeche; en 2013 y 2017, en Quintana Roo. Estas comunidades utilizan estas tierras para cultivar maíz, soya, entre otros productos, para así venderlos en las regiones locales. 

 

Desde el 2010, la Conafor estableció un esquema, la REDDPLUS, que reduciría la deforestación en distintas zonas de México. Se asumían como “responsables del cambio climático por su manejo forestal, tema que podría convertirse en una forma de cumplir obligaciones ecológicas, y al mismo tiempo impulsar el desarrollo económico.” Por esta razón, cuando numerosas comunidades de diferentes ejidos –salvo la de la comunidad de Salamanca– han deforestado sin permiso de las autoridades, la Conafor ha implementado actividades de planeación, conservación, manejo forestal para preparar tanto a la sociedad como a organismos gubernamentales, realizar arreglos legales y políticas necesarias para fortalecer los esfuerzos en materia de coordinación del cambio climático.

 



Escucha la sinfonía de la vida de un árbol (VIDEO)

La pregunta que surge de este instrumento es la historia que un árbol, ¿qué tiene que contarnos después de años, quizá siglos, de vivencia?

Las artes y la naturaleza son partes indispensables en la vida del ser humano; pues son dos elementos que llegan hasta la profundidad de las dendritas de nuestras neuronas cerebrales. Sin embargo pocas son las ocasiones que al juntarlos, se alcanza un nivel de interconexión que facilita la comprensión de la unidad histórica entre ambos. Un ejemplo de estas contadas ocasiones es la creación del artista Bartholomäus Traubeck, quien desarrolló una pieza que captura el paso del tiempo y lo traslada a un territorio musical: una tornamesa que lee las líneas y texturas de los anillos del os árboles. 

La pregunta que surge de este instrumento es la historia que un árbol, ¿qué tiene que contarnos después de años, quizá siglos, de vivencia? La edad de los árboles se descubre al interior de sus troncos en forma de anillos, las cuales se forman y se acumulan pasando los años de vida: fuerte y hermoso, con surcos y deformaciones que ostenta la resiliencia “de años flacos y años frondosos, los ataques superados y las tormentas sobrevividas” (Hermann Hesse).

El resultado, además de conmovedor, es una sinfonía de la vida, implacable, coherente, hermoso, cuyo compositor es la naturaleza misma. Conócelo: 

 



El sorprendente vuelo de una ballena jorobada jugando en el mar

En el video se vislumbra una ballena adulta de aproximadamente 40 toneladas que va saltando sobre el agua, hasta en una ocasión que su salto parecía un vuelo onírico.

Es difícil asimilar a grandes y feroces animales buscando momentos de diversión; sin embargo, el mundo animal está cargado de sabiduría, perfección y alegría. Un ejemplo de ello es el video que el marinero Craig Crapehart que grabó y publicó al ver cómo un par de ballenas jorobadas saltaban y se divertían en el mar. 

En el video se vislumbra una ballena adulta de aproximadamente 40 toneladas que va saltando sobre el agua, hasta en una ocasión que su salto parecía un vuelo onírico. Capehart escribió en la plataforma de videos YouTube: “Un evento muy raro, de hecho. Parece que nunca antes se ha hecho una grabación de una ballena jorobada adulta saltando completament fuera del agua”. Estas ballenas habitan en el mar de Mbotyi en Pondoland, Provincia del Cabo Oriental , Sudáfrica –antes Transkei–. 
Te compartimos el video del épico momento: 
 


Esta campaña sobre ropa libre de tóxicos ha provocado reacciones de las marcas

En muy poco tiempo las protestas han provocado la respuesta de las corporaciones involucradas.

El siglo pasado la producción en serie hizo que el criterio de la eficiencia fuera el más importante por sobre todos. Ello nos llevó a que la búsqueda de ganancias por parte de las corporaciones fuera tan cruda que los efectos hacia la salud del medio ambiente y de los humanos pasara, paradójicamente, a segundo término.

Hace un año una buena noticia dio la vuelta al mundo. En el rubro de los textiles, gracias a una campaña global llamada Detox Movement se consiguió que el 10% de las marcas más importantes de la industria de la ropa se comprometiera a prescindir del uso de químicos que dañaran el medio ambiente o a las personas en la elaboración de sus productos.

Lo anterior fue inédito y ahora la campaña “Pide una ropa libre de tóxicos”,  iniciada también por la organización internacional Greenpeace, ha conseguido que la marca de ropa de montaña The North Face se haya comprometido a la elaboración de ropa térmica y de alpinismo prescindiendo del  PFC, el cual contamina el agua, aire y suelo.

En todo el mundo se han hecho 13 manifestaciones luego de que una investigación de Greenpeace hace unas semanas revelara la existencia de este componente tóxico en la ropa de marcas como The North Face y Mammut.

The North Face reaccionó ya e informó que para el 2020 prescindirá de PFC en sus productos. Mammut por su parte ha dicho que necesita de este para conseguir la resistencia de la ropa, aunque los activistas argumentan que existen marcas que prescinden de este y consiguen productos de calidad.

La respuesta ha sido muy rápida y puedes unirte a la campaña acá.

Acá algunas fotos de las protestas.

green.canadá

greenpeace.argentina

greenpeace.mex_

greenpeace.hongkong

 



Estas son las marcas de ropa que han acordado no usar químicos en sus productos y no contaminar (Infográfico)

El llamado Detox Movement ha alcanzado ya el 10% de esta industria.

Hace unos 4 años se inició una campaña global liderada por Greenpeace para que las compañías de ropa dejaran de contaminar y usar químicos tóxicos en sus productos. En este tiempo se logró que grandes marcas, el 10%  de este sector, se suscribieran a estos acuerdos (el Detox Movement). 

Para muchos podría ser un alcance minúsculo, sin embargo se trata de enormes empresas que están marcando una tendencia ecoamigable desde esta millonaria industria, lo que también les suma popularidad y legitimidad; dos cualidades que la mayoría de las marcas buscarán en algún momento.

Greenpeace ha estado monitoreando los avances que se han tenido en esta materia a través del sitio CatWalk, ahí podrás encontrar las acciones concretas que han iniciado. 

Hoy que el capitalismo global casi homogéneo (con excepción en algunos países) se ha abierto camino, este debe volcarse a un manejo responsable de los recursos naturales y humanos: esta campaña (entre muchas otras acciones), considerada un éxito, están abriendo las bases para ello. 

Estas son las 18 marcas que hasta hoy se han suscrito para dejar de contaminar (tratando sus desechos, por ejemplo) y prescindir de químicos nocivos en su ropa: 

Detox-Impacts-Infogrpahic

Observatorio

Seguimiento a los asuntos ambientales y de ecología más urgentes de México.

Biblioteca Ecoosfera

Una compilación de lecturas (libros, ensayos, etc) disponibles en PDF sobre temas como sustentabilidad, medioambiente y salud.

Ir a Biblioteca