Close

Después de leer esto, no volverás a tender la cama al levantarte…

Una de las reglas fundamentales de una madre o un padre es salir de casa habiendo tendido todas las camas; inclusive, hay quienes demandaban hacerla casi inmediatamente después de levantarnos. Para ellos es una práctica necesaria para un hogar recogido e higiénico. Sin embargo, ¿qué pasa si realmente no es lo más saludable que podemos hacer?

De acuerdo con un estudio de la Universidad de Kingston, en Londres, tender la cama al levantarnos es un antihigiénico y nocivo para la salud. Después de dormir, dejamos en la cama un mundo de ácaros que sobreviven en la humedad de nuestra sudación nocturna. Un total de 1.5 millones de ácaros de un milímetro y medio de largo se encuentran defecando en el lugar en donde dormimos.

4v27n04-13120066fig01

De manera que al tender la cama tras despertar es crear un ambiente óptimo para que los ácaros continúen existiendo a expensas de nuestra salud: “Algo tan simple como salir de la cama y dejarla sin tender durante el día puede eliminar la humedad de las sábanas y el colchón para que los ácaros se deshidraten y finalmente mueran.”

Sin embargo, ¿cuál es el verdadero problema del exceso de los ácaros en nuestra cama? Estas pequeñas bacterias de alimentan de humedad, generando un nido propenso a enfermedades como asma, alergias e inclusive insomnio. Por lo que se recomienda que, después de despertar, dejar la cama sin tender, abrir las ventanas y dejar que el sol deshidrate a los ácaros.

Ver Más
Close