Si escuchas a una planta, ¿qué crees que te platique?

Gracias a este efecto de la flora, como es el del peyote y la ayahuasca, el cuerpo “habla” sin necesidad de las palabras pero de las sensaciones.

A diferencia del ser humano que usa el lenguaje verbal para comunicar sus sensaciones, pensamientos y concientizaciones, otros seres vivos aprenden a transmitir información a su propia manera. Por ejemplo, los perros ladran como un método de comunicar sus instintos; un bebé, el llanto como única vía de transmitir sus necesidades y sentimientos; una planta, sigue a los rayos del sol como medida de supervivencia. No obstante, ¿qué pasa con el resto de las plantas: realmente tienen un mensaje que transmitir?

Si bien hay plantas que proveen alimento y medicamento, algunas de ellas están tratando de comunicar sobre su historia ancestral y terrenal al poseer propiedades con el efecto de concientización sobre nuestros cuerpos. Gracias a este efecto de la flora, como es el del peyote y la ayahuasca, el cuerpo “habla” sin necesidad de las palabras pero de las sensaciones.

Dicen que los artistas poseen una sensibilidad más aguda cuando se trata de la comunicación entre las plantas y los humanos. Un ejemplo es Alex Grey o Luis Tamani, quienes han inmortalizado en cuadros las palabras de ríos, cascadas, plantas y animales de bosques y selvas.

plants-talk_iboga

Tamani, por un lado, se encarga de pintar visiones ceremoniales de la comunicación entre humanos, plantas y animales. Se trata de una relación profunda, única y valiosa capaz de no sólo amplificar la presencia en el aquí y en el ahora, también de proveer beneficios terapéuticos en casos de trauma y adicción.

Es decir que cuando una planta habla, como el tulsi o la espirulina, nuestro sistema nervioso se calma a través de una infusión o un superalimento. No se trata de una relación esencial para nuestra supervivencia, también para la salud y bienestar tanto físico como emocional.



4 plantas que son perfectas para limpiar el aire de tu hogar

Quizá no lo sabías, pero el aire al interior de tu hogar suele estar más contaminado que el de fuera.

Generalmente solemos estar preocupados por la calidad del aire, pero en nuestro imaginario pensamos en el aire de los exteriores. Aún así, se ha comprobado cómo generalmente el aire al interior de un espacio está más contaminado que el de el exterior. Para lo anterior existen algunas plantas que son más combativas que otras en la limpieza del aire. Estas pueden, además de adornar tu casa, ser las perfectas aliadas para que tengas más tranquilidad respecto del oxígeno que respiras.

Aquí algunas opciones:

Gerbera: tiene unas increíbles flores que le darán una vida espectacular a tu hogar.  Además de hermosa, esta planta es perfecta para acoplarla en tu centro de lavado o en tu cuarto. Limpia químicos como el tricoloroetileno, que vienen en algunos limpiadores de ropa.

Palma de Bambu: suele verse increíble en los interiores por sus alargadas y espaciadas hojas. Esta planta es especialmente hábil para limpiar el formaldehído, el  benceno y el tricoloroetileno. 

Helecho de Boston: esta común y linda planta, que no te quitará mucho espacio, es perfecta para limpiar el formaldehído, considerado como un cancerígeno. 

Aloe Vera: esta magnífica planta para la piel, considerada por muchos como milagrosa, y que también tiene un lindo toque estético, limpiará tu casa de químicos como el benceno y el formaldehído.



Estos son 6 alimentos que puedes cultivar desde la comodidad de tu hogar

La jardinería, además de implicar tiempo y dedicación, representa un increíble apoyo ecológico y monetario que ofrece tanto satisfacción personal como salud.

La jardinería autosuficiente es una manera de conectarse con el medio ambiente, la naturaleza y con nosotros mismos. Esta actividad, además de implicar tiempo y dedicación, representa un increíble apoyo ecológico y monetario que ofrece tanto satisfacción personal como salud. 

En el caso que no sepas cuáles plantas son las ideales para plantar en tu jardín, te compartimos seis que podrán enverdecer tu hogar y enriquecer cada uno de los platillos de tu cocina. 

Menta. Esta planta cubre rápidamente varias partes del suelo, en especial aquellas partes que son húmedas. Por lo que es importante que te asegures que tenga límites para que no afecte el crecimiento de otras plantas. Existen diferentes tipos de menta, como la hierbabuena, menta verde, chocolate, menta de piña, etcétera. Puedes utilizarla para cocinar o para hacer un té frío o caliente. 

menta

Tomillo rastrero. Además de ser una hierba culinaria increíble, el tomillo también enaltece la belleza de tu jardín, en especial en las áreas de los pasillos o donde haya un camino. Entre las variedades del tomillo, las hay aquellas que crecen hacia los lados (en vez de hacia arriba), por lo que son ideales para cubrir de verde a tu jardín. 

tomillo

Fresa alpina. Este tipo de fresa, con un sabor y fragancia inigualable, es delicada por lo que tienes que ofrecerle cuidados específicos. Para recibir sus deliciosos frutos, estas plantas son ideales en áreas limitadas. 

alpine-strawberries.jpg.0x545_q100_crop-scale

Romero rastrero. Esta planta es popular para sus usos gastronómicos, sin embargo no todos sus estilos se adecúan al hábitat de un jardín. El tomillo rastrero es ideal para los patios (aún en las regiones áridas), ya que es resistente y con potencial para cubrir todas las áreas. Necesita mucho sol. 

rosemary.jpg.0x545_q100_crop-scale

Axocopaque o gaulteria. Tanto las hojas como las bayas rojas de esta planta cuentan con un sabor único, el cual puede usarse en tés o algunos platillos. Crecen, lentamente, en ambientes con sombra. 

wintergreen.jpg.0x545_q100_crop-scale

Orégano. Además de ser una hierba culinaria, el orégano también ayuda a enverdecer el jardín. Forma parte de la familia de la menta, y en ocasiones se le conoce como mejorana salvaje. Es recomendable plantarlo en áreas con mucho sol y suelo seco (es una de las plantas que realmente detesta estar en la humedad). La planta responde bien cuando se le pincha y se le cosecha. 

Oregano.jpg.0x545_q100_crop-scale



Top 10: Nuevas especies descubiertas en el último año (FOTOS)

¿Conoces al olinguito? ¿Y al geco cola de hoja? Aquí te los presentamos, junto con otras 8 especies que seguro nunca habías visto antes.

Según el Instituto Internacional de Exploración de Especies, de las 18,000 especies de plantas, animales y demás organismos vivos, descubiertas el año pasado, estas son las mejores o más sorprendentes:

Olinguito

3 photo of olinguito

El primer mamífero carnívoro descubierto en el Hemisferio Occidental, este pequeño animal vive en la selva de Colombia y Ecuador. De la misma familia que los mapaches, y del tamaño de un gato pequeño, el olinguito es un animal solitario.

Árbol dragón de Kaweesak

ec5483c24b718d88c1b9e51cac3ad7513714829811-1400743352-537da5b8-620x348

Este árbol que llega a alcanzar una altura de 12 metros, crece en las montañas de piedra caliza de Tailandia. Es sorprendente que una especie tan grande y peculiar –sus hojas parecen espadas y su flor es color crema con filamentos naranjas– no haya sido descubierta antes. Se cree que solo existen 2,500 ejemplares.

Anemonas Andrill

20140116iceshelf

Miles de estas pequeñas criaturas, que miden alrededor de 2 centímetros, fueron descubiertas en la Antártida.

Camarón esqueleto

Liropus_male

De un tamaño milimétrico, el Liropus minusculus es el más pequeño de su género. Su cuerpo transparente le permite permanecer quieto, a la espera de criaturas más pequeñas que el para devorarlas.

Penicilina naranja

Penicillium_vanorenjei

Nombrada en honor de la familia real de Holanda (Casa de Orange), este nuevo hongo proviene de Túnez y se distingue por su color naranja brillante.

Caracol terrestre abovedado

zospeum1

Descubierto en las cuevas del este de Croacia, más de 900 metros debajo de la superficie, el Zospeum tholussum se desplaza unos cuantos centímetros cada semana.

Geco cola de hoja

Saltuarius_front

Una criatura exótica más de Australia, este peculiar animal se camuflajea a la perfección para confundir a sus depredadores.

Microbios del “Clean Room”

Tersicoccus

Descubiertos en los cuartos esterilizados donde se construyen las naves espaciales, estos microbios podrían contaminar cualquier planeta que visitemos.

Ameba Protist

Spiculosiphon3

Esta escalofriante criatura, que parece una esponja carnívora, crece hasta 5 centímetros de largo. Fue descubierta a 30 millas de la costa del sureste de España.

Mymaridae Campanita

Tinkerbella_nana

Nombrada después de Campanita, la acompañante de Peter Pan, este es uno de los insectos más pequeños del mundo (mide 250 micrometros). Vive unos cuantos días nada más.

 



Si necesitas consejos para “vivir mejor”, mejor observa la naturaleza

Concebir la naturaleza como un manual práctico-poético de existencia podría reducir notablemente nuestra ansiedad y ayudarnos a encontrar más respuestas de las que hoy imaginamos.

La naturaleza y los libros pertenecen a aquel que los mira. 

Ralph W. Emerson

La naturaleza, como símbolo de sabiduría, es un concepto que se ha honrado, en práctica y teoría, dentro de múltiples tradiciones y cosmogonías. Su contemplación, la de sus ritmos, sus gestos y sus esencias, ha sido propuesta por algunos de los más notables sabios de la historia como máximo proveedor, que el hombre tenga a su disposición, del verdadero conocimiento. Desde el budismo Zen y el taoísmo, hasta el credo de grupos étnicos, como los Hopi, los Raramuris o los Sioux, y pasando por innumerables tradiciones chamánicas y escuelas místicas, la naturaleza se ha venerado como un mapa impecable para guiar nuestra existencia.

¿Te imaginas tener a tu disposición, de forma gratuita, y sin requerimientos académicos o méritos socioculturales, un libro infinito en el cual pudieras sumergirte y encontrar la respuesta a absolutamente todas las interrogantes que jamás se hayan planteado? ¿Qué harías con él? ¿Lo aprovecharías? ¿Seguro? Curiosamente todos tenemos acceso a esa flor de conocimiento perenne pero, absurdamente, cada vez menos personas nos tomamos el tiempo para leerlo.

Concebir la naturaleza como un libro del cual fluye toda la información que necesitas puede hacer una diferencia determinante en la vida. Uno en donde la prosa es poesía y se sintetizan elegantemente todas las metáforas posibles. Un texto sagrado, pero que es a la vez el instructivo más práctico de todos. Una edición de bolsillo que no cabría en la más grande biblioteca. Una versión multimedia, siempre actualizada, del Aleph, de Borges. Un libro de Paulo Coelho que, en un acto de gentileza, se autodestruye cada vez que alguien intenta abrirlo. Una Biblia que cita al Corán y está escrita en sánscrito. En fin, la naturaleza como el manual de agricultura astral o el libro de cabecera del corazón, como el bestseller que no necesita vender una sola copia. Como el espejo.

landscapes nature grass 1920x1080 wallpaper_wallpaperswa.com_19

Hoy estamos inundados de protocolos y técnicas de autoayuda, con millones de libros y cientos de gurús que ofrecen, a cambio de una módica suma o una pequeña porción de dignidad, los secretos hacia una vida mejor, con miles de personas acudiendo a sesiones de coaching, y otros tantos buscando la respuesta en fármacos, fiestas o fellatios, resulta genial darnos cuenta que el instructivo está siempre ahí, a disposición de todos, gratis y reluciente, perfecto –pero preferimos embarrarnos en la frívola comodidad de una búsqueda pseudo-trascendental condenada al loop.

Más allá del romanticismo ecológico, de visceralidad contracultural, o de optimismo neo-medioambiental, lo cierto es que a lo largo de miles de años todas las culturas encontraron en la naturaleza sus más grandes respuestas. Sé que tal vez parezca cómodo, quizá hasta iluso, proponer que todas las respuestas probables están ahí inscritas, en el libro natural. Pero me temo que desde aquí no podría demostrar está hipótesis –pues eso solo puede hacerse allá afuera y no por medio de un teclado o una pantalla. Y este es finalmente el momento de enfrentar las dos preguntas que dan sentido a este texto y a su lectura ¿qué haces leyendo esta nota en lugar de estar descifrando las nubes, las hormigas, o las ramas? y ¿qué hago yo escribiéndola en lugar de platicar con un búho o contemplar una vaca?

La naturaleza es siempre coherente. Nosotros, por ahora, no.

Twitter del autor: @ParadoxeParadis 



Este jardín embotellado es tan autónomo que no se ha regado en más de 40 años

La vida encuentra su camino: un joven de 27 años plantó una semilla al interior de esta botella y aunque la última vez que regó el pequeño jardín fue hace más de 40 años, las plantas desarrollaron su propio equilibrio.

Una de las características que más nos sorprenden de la naturaleza es su equilibrio. Desde que el ser humano la estudia y la analiza, de inmediato resaltó el delicado balance de sus procesos, tanto de manera individual como en relación con el entorno. Sea porque de verdad es así o porque se trata de un concepto que le imputamos, los procesos naturales son en cierto modo perfectos, parte de un gran mecanismo que funciona como debe para asegurar su supervivencia.

Una modesta prueba de esto se encuentra en este singular jardín embotellado, el cual comenzó a germinar el Domingo de Pascua de 1960, cuando David Latimer, entonces con 27 años, plantó una semilla al interior del curioso recipiente. Ahora David es un anciano de 80 que hasta la fecha sigue sorprendido de que esa pequeña semilla se haya convertido en una especie de selva miniatura, exuberante y frondosa.

Pero lo más sorprendente de todo esto es que el hombre no riega la botella desde hace más de 40 años, siendo la última vez en 1972. A partir de entonces, el frasco se convirtió en un ecosistema autosustentable: la luz del sol alimenta a las plantas y del oxígeno resultante en la fontosíntesis, en combinación con los elementos del aire, se genera el agua que complementa sus requerimientos de vida. Por otro lado, las hojas que caducan y se marchitan caen al suelo y al acumularse mantienen el sustrato.

davidlatimer3

En cierto modo se trata de una versión miniaturizada de la Tierra, de su equilibrio y el sentido de vida y existencia que le es inherente. Una lección que la naturaleza nos ofrece a cada momento.

También en Ecoosfera: 13 jardines miniatura que puedes hacer fácilmente con materiales caseros

Observatorio

Seguimiento a los asuntos ambientales y de ecología más urgentes de México.

Biblioteca Ecoosfera

Una compilación de lecturas (libros, ensayos, etc) disponibles en PDF sobre temas como sustentabilidad, medioambiente y salud.

Ir a Biblioteca