El hombre que encontró “la inteligencia de la naturaleza”, Jeremy Narby

Trabajando en el Amazonas, Jeremy Narby cree haber atisbado la existencia de una inteligencia inherente en la naturaleza.

Foto:biancaatwell.com

El biólogo Jeremy Narby ha dedicado los últimos veinte años de su vida a investigar la forma en la que los indígenas del Amazonas obtienen información de las plantas. Viviendo en diferentes comunidades en el Amazonas después de terminar su doctorado en Stanford y siendo director de la ONG Nouvelle Planète, Narby ha intentado crear un modelo científico para describir la comunicación que dicen sostener los chamanes con plantas y espíritus de la naturaleza.

El chamanismo tradicional, que se basa en una especie de alianza entre los chamanes y la naturaleza, bajo la óptica Narby, es una relación molecular, en la que a través de una serie de técnicas, los curanderos, icareros y demás líderes de comunidad logran obtener información directamente del ADN de un organismo.

En su libro “The Cosmic Serpent”, una metáfora del ADN, Narby relata como el descubrimiento de ciertas medicinas, como el curare o la ayahuasca, las cuales están basadas en una interacción sinergística de diferentes plantas, habrían sido casi imposibles de encontrar a través de un método de prueba y error. Esto sugiere que existe una especie de inteligencia embebida en la naturaleza, la cual teoriza Narby se comunica a través de biofotones –se ha demostrado que el ADN emite una radiación débil de fotones. Narby describe lo que quiere decir con una “inteligencia en la naturaleza”:

Inteligencia viene de la palabra latina inter-legere, elegir entre dos o más cosas. Parece que existe una capacidad para elegir operando dentro de las células de nuestro cuerpo, al nivel incluso de proteínas y enzimas. El ADN en sí mismo es una especie de “texto” que funciona a través de un sistema de codificación llamado “código genético”, el cual es notablemente similar a los códigos usados por el ser humano. Algunas enzimas editan la transcripción del RNA del texto del ADN y añaden nuevas letras; cualquier error durante esta edición puede ser fatal para un organismo; así que las enzimas consistentemente están tomando decisiones acertadas; si o lo hacen, algo sale mal y se llega al cáncer y a otras enfermedades. Las células envían señales entre sí, en la forma de proteínas y moléculas. Estas señales significan: divide, o no dividas, muévete o no te mueves, mátate o mantente vivo. Cada una de las células está escuchando cientos de señales en cada momento y tiene que integrarlas y decidir que hacer. ¿Cómo opera esta inteligencia es la cuestión?

El ADN entra en acción aquí. Narby lo concibe como un código de programación universal –literalmente lenguaje viviente. Es posible que vivamos en un “mundo inherentemente simbólico”, y quizás por esto, sugiere Narby, exista la imagen de una serpiente –similar a la doble hélice del ADN– recurrentemente en numerosas historias de creación.

A fin de cuentas lo que sugiere Narby es radical para la biología establecidad. La inteligencia en su teoría no es sólo el resultado de la complejidad de la materia en sus funciones más elevadas –organizada en un cerebro, por ejemplo—sino es una propiedad de toda la materia viva, que en cada uno de sus componentes refleja una capacidad de hacer elecciones inteligentes y comunicarlas.



El lago de Cuitzeo, en Michoacán, está desapareciendo

Esta situación ha impactado de manera tal que, en palabras de los lugareños, “da miedo que empiece el aire porque de plano se oscurece con tanto polvo.”

En Michoacán, entre los municipios de Copándaro, Huandacareo, Chucándiro y Cuitzeo, se encuentra el lago de Cuitzeo, cuya superficie total ha quedado casi seca. Ahí, el paisaje se ostenta entre nubes de polvo y remolinos ocasionando numerosos padecimientos gastrointestinales, respiratorios, cutáneos y oculares en los habitantes de los cuatro municipios. Incluso el nivel del agua de más de la mitad de su superficie no llega al metro de altura. 

De acuerdo con el Instituto Nacional de Ecología y Cambio Climático –INECC–, el lago de Cuitzeo ha enfrentado una “alteración extrema”, pues se ha reducido su extensión, ha aumentado los niveles de salinidad así como la proliferación de malezas acuáticas en la parte oriente. Este cambio comenzó a partir de la construcción de la autopista Morelia-Salamanca, la cual dividió al lago e impidió las aguas de la zona oriente del lago. 

Esta situación ha impactado de manera tal que, en palabras de los lugareños, “da miedo que empiece el aire porque de plano se oscurece con tanto polvo.” Y pese haber pedido apoyo a la presidencia municipal, no se cuenta con la cantidad suficiente de agua para “regar tanta tierra”; por lo que se solicitó abrir las compuertas que separan las dos partes del lago con el fin de que entre agua a la laguna mientras caen las lluvias, pues “los niños están casi siempre enfermos. Desde la mañana comienza el polvo y por la tarde la nube de tierra llega hasta Moroleón –Guanajuato, a unos 15 km–.” 

Desgraciadamente, desde el 2003, las lluvias han sido insuficientes: aún con precipitaciones abundantes, el nivel del agua no rebasa 20 centímetros de profundidad.  Esto, inevitablemente, ha provocado nubes de polvo que, a su vez, ocasionan una serie de padecimientos tanto en niños, adultos y personas de la tercera edad; así como una alteración en las actividades agropecuarias de la zona, ya que alrededor de unos 1 200 pescadores ha visto su trabajo afectado frente a esta situación. 

Frente a esto, el Congreso de Michoacán aprobó la propuesta del diputado Jaime Hinojosa Campa, la cual exhorta a la Comisión Nacional del Agua con el fin de revisar la situación causada por el bloqueo de las aguas en la tenencia de Mariano Escobedo, en el municipio de Cuitzeo. Además se solicitó a la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales una serie de acciones de protección, restauración y conservación de los ecosistemas y recursos naturales, bienes y servicios ambientales; mientras que en la Secretaría de Salud se solicitó que emita tanto una alerta epidemiológica en la zona, como una gestión integral de los recursos hídricos y el combate al cambio climático. 

 



La tristeza de perder un perro se equipara a la de perder a un ser querido, estudio

Los humanos y perros se han adaptado a la convivencia en los últimos 10 000 años, evolucionando en conjunto del uno y del otro.

Para Frank McAndrew, psicólogo y profesor del Knox College, en EE.UU., los perros dejan de ser, en ocasiones, mascotas para convertirse en algo más cercano a su dueño: un ser querido. Por esta razón, cuando el can se pierde o fallece, el proceso de duelo en su duelo es largo y difícil de pasar. Es decir que al ser personajes importantes de la vida cotidiana, perderlos resulta en un proceso doloroso equiparable a perder a un pariente. 

A lo largo de la investigación de McAndrew, el experto mencionó que “aquellos que quieren a su can saben la verdad: su mascota no es ‘solo un perro’. […] Tal vez si la gente se diera cuenta de lo fuerte e intenso que es el vínculo entre las personas y sus perros, el dolor [que causa su muerte] sería más ampliamente aceptado.” Y esto podría ayudar, en gran medida, a los dueños de los perros a aceptar el deceso y elaborar el proceso de duelo. 

Esto se debe a que los humanos y perros se han adaptado a la convivencia en los últimos 10 000 años, evolucionando en conjunto del uno y del otro. Esta teoría se ve apoyada con las propuestas por el antropólogo Brian Hare, quien sugirió que la domesticación de los canes comenzó con la socialización del lobo gris haciendo las interacciones más satisfactorias y estrechas. En especial al ser retroalimentada de manera positiva e incondicional: “Los perros han sido criados selectivamente durante generaciones para prestar atención a los seres humanos.” 

De hecho, los científicos han demostrado que los cerebros de los perros responden positivamente a los elogios de sus dueños tanto como lo hacen ante la comida; e incluso son capaces de reconocer a las personas para aprender a interpretar los estados emocionales de los humanos mediante la expresión facial, a entender las intenciones humanas para ayudar a sus propietarios y a evitar a la gente que trata mal a sus dueños. Mientras que los seres humanos responden al afecto y la lealtad de los perros con altas dosis de dopamina, serotonina y oxitocina, generando una serie de bienestar a los dueños. 

Por esta razón, la pérdida de un perro altera gravemente la rutina diaria así como la neurofisiología de su dueño. Esto provoca que el proceso de duelo en torno a un can implique una elaboración igual de compleja que con seres queridos; cuyo tratamiento psicoemocional más funcional es el tiempo y la aceptación de las emociones negativas.  

 



4 remedios naturales para reducir los síntomas de una infección urinaria

Las infecciones urinarias, causadas por bacterias, inician en la uretra, se dirigen hacia la vejiga y, en caso de no cuidarse, puede afectar a los riñones.

Incómodas y dolorosas, las infecciones de orina suelen ser comunes en adultos; principalmente las de vejiga –llamada también cistitis o infección vesical–, riñones –pielonefritis o infección renal–, uréteres –en los conductos que llevan la orina desde cada riñón hasta la vejiga– y la uretra –uretritis–.

Cada una de ellas, causadas por bacterias, inician en la uretra, se dirigen hacia la vejiga y, en caso de no cuidarse, puede afectar a los riñones. Si bien en la mayoría de las veces el cuerpo puede librarse de estas bacterias, hay otras que promueven el riesgo de una Infección de la Vía Urinaria –IVU–; en especial si se contraer después de la actividad sexual, menopausia o se sufre de efectos secundarios de un anticonceptivo externo. 

Entre los principales síntomas de las IVU se encuentran: 

– Orina turbia, con sangre u olor fuerte; 

– fiebre; 

– dolor o ardor al orinar; 

– presión o calambres en la parte inferior del abdomen; 

– necesidad constante, repentina y fuerte de orinar pese a haberlo hecho recientemente; 

– escalofríos, temblores y sudoración nocturna; 

– fatiga e indisposición; 

– dolor abdominal, en la espalda o entrepierna; 

– piel enrojecida y caliente; 

– confusión; 

– náuseas y vómitos. 

Para reducir los síntomas mencionados con anterioridad, estos son cinco remedios naturales para las infecciones de vías urinarias: 

Vitamina C. Es una forma de prevenir el crecimiento de las bacterias causantes de la infección. De alguna manera, mientras más ácida sea la orina, es menos probale que se formen bacterias; por lo que el equilibrio del sistema inmunológico puede resultar benéfico para la salud. 

– Bebe mucha agua. Con dos o tres litros de agua se reducirá el nivel de bacterias presentes en la vejiga y tracto urinario. 

– Orina después de cada actividad sexual. Después del acto sexual, se pueden acumular grandes cantidades de bacterias en la uretra; lo cual puede resultar en causar una infección incómoda. 

– Arándano. Ayuda a aliviar los síntomas de una infección, como el ardor a la hora de orinar, principalmente porque disminuye la posibilidad de que se acumulen más bacterias. 

 

 



La sorprendente inteligencia de las cabras

Las cabras no solo son hábiles en la solución de problemas, también poseen una memoria a largo plazo y su inquisitiva naturaleza las lleva a conquistar rápidamente escenarios novedosos.

La cabra (Capra aegagrus hircus) es un animal fascinante, tal vez por eso fue incluida en los zodiacos tanto occidental, como chino, y es partícipe de innumerables relatos mitológicos –los faunos, los sátiros, el dios Pan, y Amalthea la madre de Zeus. Además de su linaje histórico, las cabras poseen otras múltiples bondades, por ejemplo su admirable destreza para caminar en zonas montañosas –gozan de una envidiable coordinación motriz y son el único rumiante que puede trepar árboles. También está el hecho de que, a pesar de haber sido una especie domesticada hace diez mil años, son, junto con los gatos, el único animal doméstico que fácilmente puede regresar a un estado feral.

Quizá la mayor cualidad que distingue a estos animales es su inteligencia. Aunque pocas personas lo saben, y a pesar de que generalmente se les percibe como seres predecibles y elementales, lo cierto es que poseen una naturaleza inquisitiva, curiosa, que las lleva no solo a explorar y descifrar las particularidades de todo entorno al que se enfrentan, también denotan un rápido aprendizaje. Por ejemplo, es bien sabido entre criadores que si una de las cabras del rebaño logra detectar una falla en la cerca de su corral, no solo explotará esta deficiencia incansablemente para salir de ahí, sino que sus compañeras rápidamente aprovecharían el descubrimiento.

Un reciente estudio de la Universidad Queen Mary de Londres, publicado en el diario científico Frontiers in Zoology, descubrió que el potencial cognitivo de estos animales es mucho mayor de lo que se pensaba. Los investigadores entrenaron a las cabras a extraer comida de una caja mediante una secuencia de pasos –jalar una palanca con la boca y luego levantarla para liberar la recompensa. En promedio les tomó solo doce intentos completar la misión y, aún más notable, durante los diez meses que duró la prueba lograron recordar la solución cada mes en menos de dos minutos.

La doctora Elodie Briefer, coautora del estudio, se mostro sorprendida por los resultados: “La velocidad con la cual las cabras completaron el reto a los diez meses, en comparación con cuánto les tomó aprender la solución, indica una excelente memoria a largo plazo.” Otro de los aspectos más notorios de los resultados, es que las cabras prefieren aprender mediante la experiencia directa, por sobre el aprendizaje imitativo: “Encontramos que aquellas que no habían visto una demostración de sus predecesoras aprendían tan rápido como las que si la habían tenido. Esto sugiere que las cabras prefieren aprender por su propia cuenta que por observar a otras hacerlo”.

Las cabras son animales que por su inteligencia y su afán explorador, colonizan rápidamente nuevos escenarios. Y me da la impresión que estos seres, además de proveernos con la leche para manufacturar exquisitos quesos y otros productos, como la cajeta, parecen tener valiosas lecciones que aportar al ser humano. Así que si el perro es “el mejor amigo del hombre”, la cabra bien podría ser nuestra mejor amiga.

Twitter del autor: @ParadoxeParadis



Inteligencia animal: delfines se llaman unos a otros por su nombre

Un estudio reciente de la Universidad de St. Andrews indica que los delfines emiten sonidos particulares que identifican a sus compañeros cercanos.

dellf1Desde hace mucho tiempo, los científicos han intentado descubrir cómo funciona la comunicación entre delfines. Ahora, un estudio de la universidad escocesa de St. Andrews, con ayuda del Sarasota Dolphin Research Program, parece indicar que son capaces de imitar sonidos característicos de otros delfines para llamarlos.

Hasta el momento los científicos de St. Andrews no pueden asegurar que sus resultados realmente confirmen que los delfines se llaman entre sí al emitir algunos sonidos, pero creen que el hecho de que algunos delfines aprendan a emitir los sonidos distintivos e individuales de sus compañeros refleja que quieren comunicarse específicamente con un individuo.

En el estudio publicado el 19 de febrero pasado en Proceedings of the Royal Society B, los biólogos Stephanie King y Vincent Janik, investigan el fenómeno que descubrieron en el 2006: los delfines nariz de botella reconocen silbidos distintivos de delfines que conocen.

Las madres enseñan a sus crías silbidos o sonidos distintivos, por lo que el reconocimiento de los mismos pronto popularizó la idea de que eran nombres, sin embargo, la teoría se puso en duda ya que los delfines tienden a imitar los sonidos distintivos de otros.

No se sabe si al imitar los silbidos los delfines se están retando de la misma manera que lo hacen las aves al comparar sus cantos, o si lo hacen como parte de un ritual reproductivo, o si realmente están intercambiando información con sus conocidos en una especie de diálogo.

Para investigar más a fondo el fenómeno, el equipo de King y Janik analizó grabaciones de delfines hechas a través de varias décadas por el Sarasota Dolphin Research Program. Las grabaciones se hacían después de separar a los delfines en redes diferentes por varias horas. Los delfines no se podían ver a través de las redes pero podían oírse y comunicarse. Al analizar las grabaciones, King y Janik se percataron de la imitación de sonidos, y más importante aún, que los delfines que tendían a imitar los sonidos de otros eran madres y sus crías o machos aliados.

dellf2

Mientras que King y Janik creen que los resultados prueban que los delfines emiten ciertos silbidos para comunicarse con individuos específicos, otros biólogos como Robert Barton, de la universidad de Durham, advierte que es un error interpretar demasiado la comunicación entre delfines, ya que aunque los delfines del estudio de Sarasota sí repiten los sonidos de otros, lo hacen de manera poco frecuente.

La bióloga Shane Gero de la Universidad de Dalhousie nos recuerda que durante el siglo XX comportamiento humano se atribuía a algunos animales para demostrar su inteligencia, de manera que si la inteligencia de un animal no se podía comprobar dentro de un ambiente controlado en experimentos, se les consideraba tontos. Probar la inteligencia de algunos animales, como los delfines, en un ambiente controlado es muy complicado por lo que podemos cometer el error de menospreciar su inteligencia. Según la bióloga son estás tensiones las que ponen en duda el significado de los resultados de King y Janik.

Gero nos explica que la importancia de los resultados es que fomentan más investigaciones: “Todo se reduce a cómo se perciben estos llamados. Es difícil conseguir el significado. ¿Los delfines que copian y los delfines copiados comparten el significado? Todavía tenemos que demostrar eso en un experimento, pero es por eso que es tan emocionante.”

[Wired]

Observatorio

Seguimiento a los asuntos ambientales y de ecología más urgentes de México.

Biblioteca Ecoosfera

Una compilación de lecturas (libros, ensayos, etc) disponibles en PDF sobre temas como sustentabilidad, medioambiente y salud.

Ir a Biblioteca