Close

Cómo aliviar el dolor con estos sencillos y prácticos remedios naturales

Un dolor de cabeza puede provocar que nuestro mundo se desequilibre en un santiamén. Y ya sea que el dolor sea temporal o crónico, el sufrirlo es suficiente para que experimentar frustración y debilitamiento.

Si bien existe una larga lista de alternativas farmacológicas para aliviar el dolor temporal, y procedimientos quirúrgicos para el crónico, la realidad es que no existe nada mejor que seguir las leyes de la medicina con un remedio natural.

– Insultar. Dejar al aire unas cuantas palabras puede reducir la percepción de dolor en muchas personas. De hecho, de acuerdo con un estudio de Keele University en Reino Unido, insultar aumenta la tolerancia al dolor, incrementando el ritmo cardiaco y disminuyendo la percepción del dolor. Sin embargo, insultar no incrementa la tolerancia al dolor en hombres con una tendencia a exagera. El efecto hipoanalgésico puede ocurrir debido a que insultar induce a la respuesta huir o pelear, disminuyendo el miedo y la percepción del dolor.

– Abrázate. Un estudio publicado en 2011 en el periódico de Pain encontró que 20 individuos que estaban bajo tratamiento de electroshocks, lograron reducir la sensación de dolor cuando abrazaban su cuerpo. Como en los estudios realizados para analizar el dolor del miembro fantasma que usan un espejo para reorientar la percepción del cerebro en relación con el cuerpo en el espacio, abrazar al cuerpo ayuda a localizar estímulos táctiles y confundir al cerebro de los orígenes de los mismos estímulos.

8083448-Pretty-young-girl-resting-on-floor-after-workout-hugging-her-legs-in-studio--Stock-Photo

 

– Escuchar música. Una serie de estudios han demostrado que la música reduce el dolor tras numerosos procesos quirúrgicos o tratamientos para pacientes terminales.

– Cantar. Varios estudios han demostrado que las personas tienden a reportar mejores estados de ánimo y reducir la percepción de dolor –en comparación con las personas que sólo escuchan música y se relajan–.

– Recibir un abrazo. Un abrazo disminuye los niveles de cortisol –la hormona del estrés– y relaja el cuerpo, además que mitiga temporalmente al dolor. Un buen abrazo debería durar hasta 20 segundos para mejor efecto.

– Acaricia la zona del dolor. Esto inunda lo suficiente al cerebro de estímulos para reducir la atención sobre el área que causa dolor.

– Baila. Danzar libera grandes cantidades de endorfinas, las cuales incrementan la tolerancia al dolor. Y aquellos que bailar en compañía, liberan más endorfinas –probablemente debido al vínculo social–.

Karl-Ulrich--ATS-ATTACKS-20

 

– Sexo –o masturbación–. Además de ser distractor, es un excelente analgésico pues libera grandes cantidades de endocrinas a lo largo del cuerpo. En otras palabras, el sexo libera al cuerpo de migrañas o dolores de cabeza.

Ver Más
Close