Una sustancia parecida al THC de la marihuana es la que te provoca bienestar cuando corres

Al parecer, al correr nuestro cuerpo arroja una sustancia, por sus efectos, muy parecida al efecto THC de la marihuana.

Foto:blog.intersport.es

No todas las personas experimentan las mismas sensaciones de placer al hacer ejercicio, pero generalmente, este está ligado a un bienestar y reducción del estrés. Asimismo, a las hormona de la felicidad y recompensa como la serotonina, dopamina y endorfinas.

Hacer ejercicio es extremadamente positivo para tu salud emocional, y en el caso de algunos deportes, como el correr, se sabe que muchas personas viven sensaciones de euforia, alegría, energía sin límites, e incluso se habla de  una sensación orgiástica.

Algunas teorías apuntan a que, evolutivamente, el humano ha necesitado bastante de esta herramienta. Apenas hace unos milenios era materia de vida o muerte el que un cazador pudiera correr hasta cansar a su presa. Quizá, en este sentido, la sensación de alegría esté vinculada a una necesidad de prolongar este movimiento por motivos de supervivencia.

Estudios recientes, sobre todo los encabezados por Johannes Fuss, investigador del Instituto de Investigación sobre el Sexo y Psiquiatría Forense de Hamburgo (Alemania), han encontrado que más que un tipo de hormona, la  anandamida,  un compuesto endocanabinoide, podría tener una influencia relevante en la reducción de estrés. Lo anterior, entre otros motivos, pues se cree que las hormonas de la felicidad liberadas no consiguen alcanzar al cerebro.

Además de los humanos, los perros son otra especie que segregan compuestos endocanabinoides al correr; estos son llamados así pues su función farmacológica es muy parecida al de el THC y están muy ligados a la reducción del estrés. Por su parte, Alejandro Lucía y Helios Pareja, expertos en los beneficios neuronales del ejercicio en Universidad Europea de Madrid, revelan que las cantidades propagadas en la sangre al fumar marihuana no soncomparables con las cantidades de endocanabinoide al correr, de ahí que el THC pueda producir, al fumar, incluso los efectos contrarios como ansiedad y paranoia.

[ElPais]



Mente y cuerpo son uno: el ejercicio físico es determinante para la inteligencia

Contrario a lo que muchos piensan, ejercitar tu cuerpo favorece el desarrollo de la inteligencia

La obesidad es un problema de salud pública en muchos países del mundo. A pesar de ello, poca gente se ejercita o toma decisiones para mejorar su estilo de vida, es decir, dejar la vida sedentaria para activarse físicamente. El problema se agudiza al transmitir hábitos poco saludables a los niños, haciéndolos vulnerables a la diabetes, enfermedades cardiacas y otras.

De acuerdo con el infográfico diseñado por OnlineCollegeCourses.com practicar algún deporte o ejercitarnos no es nada más una forma de combatir lo obesidad, sino también un gran estimulante que incrementa nuestra productividad en la escuela o en el trabajo.

La ironía se encuentra en que la mayoría de las escuelas públicas de Estados Unidos no le da mucha importancia al deporte: sólo 1 de cada 4 niños hace 50 minutos de ejercicio al día, 12% de los adolescentes del país reciben la cantidad de actividad física recomendada diariamente y el niño promedio de 6 a 11 años pasa 28 horas viendo televisión cada semana.

En estudios recientes, se ha demostrado un aumento de casi 3.8 en el IQ de estudiantes que ejercitan vigorosamente, así como un 20% de mejores resultados en pruebas de matemáticas, ciencias, inglés y ciencias sociales. Lo anterior se traduce en mejores posibilidades de aspirar a una educación superior con mejores resultados.

Asimismo, otros estudios también han comprobado que los adultos pueden mejorar su memoria gracias al factor neurotrófico (liberación de la proteína BDNF) derivado del cerebro, cuya principal consecuencia es hacer las neuronas más sanas y favoreciendo los procesos cognitivos. Estudiantes que ejercitan antes de clases resultan ser los más eficientes, así como los trabajadores cuya actividad física es regular son 15% más productivos.

La información anterior forma parte de un infográfico diseñado para concientizar a la población estadounidense, y mundial, acerca de lo provechoso que puede ser llevar una vida saludable física, mental y emocionalmente.



¿Qué alimentos necesitas ingerir antes de salir a correr?

Se trata de un ejercicio que requiere de rituales y de mucha paciencia para gozar de los resultados a nivel físico, emocional y hasta cognitivo.

Correr no es la actividad favorita de muchos, ya que ciertamente la tildan de aburrida, dolorosa o sin un objetivo en concreto. Sin embargo se trata de un ejercicio que requiere de rituales y de mucha paciencia para gozar de los resultados a nivel físico, emocional y hasta cognitivo.

Por lo que, de acuerdo con Agustín Rubio, el director del curso de Iniciación al running de Running Company, cuando las personas se deciden a correr, quieren obtener resultados muy rápidos: “Creen que pueden hacer 20 minutos seguido. Si no cumplen sus expectativas, se frustran y abandonan. No se percatan de que el cuerpo humano responde mejor a pequeñas dosis (menos tiempo) y repitiendo más días a la semana. Lo mejor es empezar por hacer un minuto de carrera y dos caminando e ir aumentando en días posteriores según nos pida el cuerpo. Es sí, en el entrenamiento no hay que darlo todo. Se aconseja quedarse con un poco de ganas de seguir para favorecer la motivación de volver al día siguiente.”

Para comenzar es necesario sentirse cómodo para no fatigarse y controlar el ritmo cardíaco; por lo que otro consejo (tanto para principiantes como avanzados es la alimentación) antes del ejercicio. ¿Qué se debe comer para que nuestro cuerpo no sufra?

Dos horas antes de la actividad física, es recomendable ingerir entre 400 y 300 calorías en carbohidratos, proteínas y grasas saludables. Como por ejemplo, pollo asado con quinoa, pasta de grano entero con queso y vegetales, sandwich (o bagel) de mantequilla de maní y mermelada, yogurt griego con fruta, nueces y granola, pescado asado con aguacate y mango, smoothie verde, yogurt y fruta, omelet de queso y vegetales con un pan tostado. Evita entonces el brócoli, cebollas y frijoles; sopas con base en crema, hamburguesas, papas fritas y helado.

Una hora antes de la actividad física puedes consumir 150 calorías en un snack fácil de digerir con carbohidratos y poca proteína. Por ejemplo: pan tostado sin mantequilla, plátano y nueces, cerezas, crackers de grano completo y hummus, un plato pequeño de cereal, una barra de nueces y fruta, tiras de queso y zanahorias. Evita la manzana, la pera y el melón (ya que producen gases).

Entre 30 y quince minutos antes de la actividad física, sólo consume pequeñas dosis de carbohidratos digeribles. Como la mitad de un plátano, salsa de manzana, crackers con poca sal y pasas. Evita porciones grandes de proteína y carbohidratos, así como de grasas saturadas y altos niveles de fibra; como la pasta, bagel y queso crema, pollo frito, granola o barra energética.

Recuerda que la hidratación es esencial, por lo que beber alrededor de 600 ml entre una y dos horas antes de la actividad física. Hay que ser realistas y tomar consciencia que los resultados de correr van a llegar con la constancia y la repetición. “Los resultados son rápidos pero no inmediatos. Al menos hay que correr tres semanas, cinco días a la semana para notar sus efectos en el cuerpo.”



¿Quieres vivir por más tiempo? Entonces sal a correr

Sin importar cuán rápido corras, este ejercicio continúa beneficiándote siempre y cuando lo hagas.

Estudio encuentra que correr, trotar o caminar desde cinco minutos al día puede añadir unos cuantos años a tu vida.

La ciencia se ha encargado de demostrar que correr, trotar o caminar son actividades benéficas para la salud física y emocional. Ya que no sólo fortalece los músculos y tendones, reduciendo el riesgo de alguna enfermedad cardiaca u hormonal, sino también la secreción de neurotransmisores que generan sensaciones de felicidad y bienestar.

 ¡Y no es suficiente! Un nuevo estudio publicado en Journal of the American College of Cardiology encontró que correr, trotar y caminar aumentan años de vida.  Después de haber observado a 55 000 adultos, entre 18 y 100 años, durante un periodo de 15 años, se descubrió una correlación entre una larga vida y el ejercicio de cardio:

Los participantes que solían correr, no sólo contaban con numerosos beneficios en su salud (29 por ciento menos de riesgo de muerte y 50 por ciento menos de muerte por alguna enfermedad cardiovascular), sino también un promedio de tres años más de vida que sus coetáneos sin ejercicio.

Además, sin importar cuán rápido corras, este ejercicio continúa beneficiándote siempre y cuando lo hagas. De hecho, correr entre 30 a 60 minutos cada semana (entre cinco y diez minutos al día), está asociado a los mismos beneficios de salud que correr maratones largos o de mucha duración.

Así que, ¿qué esperas? ¡Ponte tus tennis y a correr!



¿Harías ejercicio mientras esperas el metro? En el DF instalarán “sentadilleras “

Cada usuario deberá hacer diez sentadillas, mientras una pantalla iluminará mensajes, solo, cuando se haga bien la flexión.

En el 2012, México alcanzó el primer lugar en el mundo con personas más obesas. Este país tiene una propensión genética a la diabetes, y esta se agrava por los pésimos hábitos alimenticos de sus habitantes: este país es el mayor consumidor de refrescos en el mundo ¿y el ejercicio? El 52% no realiza alguna actividad física.

El paquete anterior, ha generado que el problema de la obesidad sea desbordado, por ello se busca mutar paulatinamente la cultura. Entre las medidas, el gobierno de la Ciudad de México anunció que instalará máquinas para hacer sentadillas en varios puntos del transporte urbano: desde estaciones de metro, hasta paradas de autobuses.

Mientras los usuarios hagan sus sentadillas, una pantalla les mostrará contenido de información saludable, solo si están haciendo correctamente el movimiento. También se les regalará un aparato que cuenta los pasos del usuario, para que este poético ejercicio, memorado por sensibles escritores como Charles Dickens se esparza como un gusto.

Cada usuario deberá hacer diez sentadillas para completar el trabajo. Diez sentadillas son más que simbólicas para traer a la mente, lo bien que se siente el cuerpo, tras ejercitarse un poco. Sí, los mexicanos deben pensar con mayor frecuencia en las bondades de soltar energía, finalmente ¿ quién no busca sentirse mejor?



Consejos útiles para una rutina de ejercicios fuera del hogar

No importa si se trata de ir al gimnasio, tomar clases de danza o de algún deporte extremo, salir a correr o hacer yoga, te compartimos algunos consejos que podrán ayudarte a realizar tus rutinas fuera de casa.

En un artículo pasado hablamos acerca de los beneficios que el ejercicio puede generar en nuestros cuerpos. Diversos estudios científicos han demostrado que esta actividad física produce respuestas químicas en el cerebro, implicando sensaciones de bienestar emocional y física.

No importa si se trata de ir al gimnasio, tomar clases de danza o de algún deporte extremo, salir a correr o hacer yoga. El cuerpo está recibiendo una réplica de sustancias químicas como la serotonina y la endorfina, neurotransmisores que fungen como agentes de sensaciones y emociones como el placer, la relajación, la euforia, la esperanza y la serenidad.

Por ello, te compartimos algunos consejos que podrán ayudarte a realizar tus rutinas fuera de casa:

  1. Siempre lleva una identificación oficial y un teléfono móvil. En caso de algún accidente, estos artículos ayudarán a recurrir a algún contacto de emergencia.
  2. Deja en casa cualquier accesorio de valor. Además de que pueden llegar a ser incómodos durante la rutina, los accesorios costosos (relojes, anillos, aretes, collares) pueden atraer la atención de ladrones.
  3. Puedes hacer ejercicio con compañeros, lo cual reduciría el riesgo de cualquier situación de robo. Incluso, pueden auxiliarse en caso de lastimarse (y así disminuir la vulnerabilidad de cualquier situación traumática).
  4. Estudia la ruta por la cual irás a correr. Lo mejor que se puede hacer es estar familiarizado con la ruta que tomas para correr; de ese modo, conocerás cuáles son las áreas potencialmente peligrosas. En caso que necesites pasar por esas zonas, es preferible que lo hagas con un compañero.
  5. Por cuestión de seguridad, informa al menos a algún familiar o amigo por dónde estarás ejercitándote y los horarios aproximados.
  6. Varía las rutas. De ese modo, tu presencia no será predecible para personas que pueden estar vigilándote.
  7. Y si no te agrada la idea de ir con un compañero, puedes salir a correr con tu perro. El beneficio será tanto para tu mascota como para ti.
  8. Pon atención a tu alrededor. A pesar de que te hayas familiarizado ya con la zona, mantente atento del área: quiénes están a tu alrededor y en dónde te encuentras. A nadie le hace daño estar un poco atento.
  9. Mientras que manejas la bicicleta en el sentido del tráfico, corre en sentido contrario. Y en caso que puedas, evita correr en zonas dedicadas a los coches, autobuses y camiones.

10. Es recomendable no escuchar música mientras te ejercitas al aire libre. Eso es debido a que tu habilidad se reduce para poner atención a ciertas amenazas.

11. Mantente visible. Si optas por ejercitarse durante la noche, asegúrate de utilizar ropa colorida. De ese modo podrás evitar accidentes de coche o de bicicleta.

12. Siempre muévete. En caso que estén insultándote o llamándote de manera misteriosa, muévete. Si es posible, acércate a  un lugar seguro (una tienda, cafetería, un edificio o una casa).

¿Se te ocurre otro consejo que se pueda agregar a la lista?

Observatorio

Seguimiento a los asuntos ambientales y de ecología más urgentes de México.

Biblioteca Ecoosfera

Una compilación de lecturas (libros, ensayos, etc) disponibles en PDF sobre temas como sustentabilidad, medioambiente y salud.

Ir a Biblioteca