Close

Sencillos consejos para practicar una belleza ecoamigable

Día a día, cuando nos miramos al espejo y empezamos a maquillarnos, ignoramos la manera en que esta pequeña acción puede repercutir en el bienestar tanto de nosotros como del planeta. Y es que la mayoría de los productos del cuidado de la piel o de belleza están hechos de ingredientes tóxicos que alteran al sistema corporal, aumentando el riesgo de contraer enfermedades como cáncer, infertilidad, desbalance hormonal, entre otros.

Si bien esta información es ya muy sabida, todavía falta por dar a conocer las alternativas y soluciones que promuevan el bienestar integral de planeta. Por ello, Ecoosfera, con el apoyo de Tree Hugger, le dedica unas cuantas palabras a estas soluciones:

Antes de eliminar todos los productos de belleza de tu hogar, primero realiza una investigación, con fuentes confiables, acerca de los productos que usas y por qué son nocivos para tu cuerpo, el agua con la que te lavas el producto en cuestión, por el ecosistema marino afectado por los químicos que llegan a través del agua con la que te lavas el producto, por los envases de plástico que no están siendo reciclados, etcétera. Inclusive, puedes investigar cuáles son los ingredientes tóxicos que afectan a tu cuerpo.

Elimina lo que no necesitas. Una vez que sepas qué es lo que es malo para ti, ve al baño y elimina todos los productos que no cuenten con los estándares verdes. Para hacerlo, procura reciclar contenedores lo más constante que puedas.

Minimiza el (ab)uso del producto. Piensa en lo que realmente necesitas y te gusta usar. De este modo no sólo ahorras dinero, también reduces el riesgo de absorber tóxicos a través de la piel y de contaminar al medio ambiente. Te sorprenderás de cuántos son los productos que no usas. Inclusive puedes utilizar productos con múltiples usos, como el aceite de coco para limpiar e hidratar la piel, como acondicionador del cabello, entre otros.

Usa tu creatividad. Varios productos de la cocina pueden reutilizarse como productos de belleza. Por ejemplo, los aceites (de olivo, de coco, de semillas de uva), el bicarbonato de sodio, el vinagre de manzana, sal de mar, azúcar mascabada, pimienta negra, yogurt, limones, aguacates, etcétera. Todos cuentan con beneficios naturales que, además de proteger y embellecer al cuerpo, cuidan al medio ambiente.

Acércate a otras fuentes para recibir tips, información, etcétera. Como por ejemplo:
The Green Beauty Guide de Julie Gabriel
Purely Primal Skincare Guide de Liz Wolfe
There’s Lead in Your Lipstick de  Gillian Deacon
All You Need Is Less de Madeleine Somerville
Natural Beauty Alchemy de Fifi M. Maacaron
Ecoholic Body de Adria Vasil

Environmental Working Group’s Skin Deep Cosmetics Database

Think Dirty app

Ver Más
Close