Infográfico: ¿Por qué re-utilizar una taza ‘desechable’?

En sociedades consumistas como las actuales, el reciclar una taza de café aparece como un acto de civismo. Solo en E.U. cada año 9 millones de árboles talados para hacer vasos de café.

El problema de la basura es tan complejo como las sociedades consumistas que lo generan, y para resolverlo se han tomado distintas medidas, algunas a corto plazo, otras a mediano y muy pocas de ellas pensando más allá de esta generación. Curiosamente, algo tan simple como rehusar una taza de café puede ser mucho más significativo de lo que se cree para aminorar el problema.

Factory Direct Promos ha lanzado un infográfico con información de suma relevancia para incentivar la reutilización y dejar atrás el tan simplificado proceso de “lo uso una vez para luego desecharlo”.

Pero, específicamente, ¿cuáles serían los alcances de reciclar una taza de café en un país como, digamos, Estados Unidos? Primero, ayudaría a reducir la cifra de 25 mil millones de tazas de cartón tiradas a la basura al año, que representan más de 9 millones de árboles talados.

Cada taza cuenta. Reducir el consumo de las mismas no solo significa salvar árboles, sino también reducir la contaminación y minimizar nuestra huella ecológica.

why-reuse-a-cup-info-corrected

 



Empresa mexicana y Coca-Cola evitan 8 655 toneladas de dióxido de carbono mediante reciclaje de PET

En 2015, ambas lograron evitar la producción de 8 655 toneladas de dióxido de carbono –CO2–, lo cual equivale a la energía utilizada en 790 hogares durante un año.

Imagen: detektor.fm

Las dos plantas de reciclado de PET en México, tanto América Latina Industria Mexicana de Reciclaje –Imer– y PetStar, empresa mexicana Coca-Cola, logran convertirse en las mayores empresas recicladoras de envases PET. En 2015, ambas lograron evitar la producción de 8 655 toneladas de dióxido de carbono –CO2–, lo cual equivale a la energía utilizada en 790 hogares durante un año. 

Estos son los resultados más relevantes de sus iniciativas en favor del bienestar ambiental a través de tres ejes de acción: agua, empaques y energía; los cuales permitirán mitigar el cambio climático que impacta en numerosas regiones del planeta: “Es una oportunidad para reflexionar acerca de la responsabilidad que tenemos con el cuidado de nuestro planeta y convertirnos además de sus custodios, en agentes de cambio”. 

Actualmente millones de los envases de PET están siendo elaborados con materiales 100 por ciento reciclados, incorporando además 28 por ciento de resina reciclada o proveniente de fuentes renovables; además, de acuerdo con el reporte:

Utilizamos energía proveniente de fuentes renovables como eólica y biomasa e integramos tecnologías de uso eficiente en nuestros equipos de refrigeración, red de distribución y los diferentes procesos que intervienen en nuestra cadena de suministro. Además, fuimos pioneros en el uso de equipos que utilizan CO2 como refrigerante natural, lo que evita en un 99 por ciento las emisiones directas de gases de efecto invernadero.

 De esta manera se pretende contribuir a mitigar el impacto de los efectos del cambio climático, para que así se reduzca un 10 por ciento la huella de carbono en toda la cadena de suministro para el año 2020; y así construir un presente y futuro sustentable para el medio ambiente y la población. De modo que a través del reuso, reducción y reabastecimiento, se pretende asegurar la existencia y renovación de los recursos naturales del planeta. Inclusive, en el reporte, se asegura que desde el 2014, la empresa devuelve a la naturaleza más del 100 por ciento del agua se utilizan en las bebidas de Coca-Cola, mediante la plantación de más de 68 millones de árboles que han contribuido a la absorción del agua en la tierra, “reabasteciendo manantiales, ríos y lagos.”

Más en Ecoosfera

Coca-Cola, la primera empresa del mundo en reabastecer el agua que usa



TOP: 17 ideas creativas para decoraciones con objetos reciclados

Este constante deseo por cuidar al medio ambiente ha permitido desarrollar una amplia gama de habilidades creativas y útiles.

En los últimos años, la cultura del reciclaje ha tomado por asalto a varias ciudades del mundo. Este constante deseo por cuidar al medio ambiente ha permitido desarrollar una amplia gama de habilidades creativas y útiles para la comodidad de cualquier usuario.

Desde la reutilización de productos básicos, como frascos de cristal para vasos de agua, hasta la restauración de muebles u objetos para un mejor funcionamiento. Estos son sólo algunos ejemplos de la perfecta combinación entre creatividad, diseño y reciclaje:

 

 



5 principios para simplificar tu vida (vive más sustentable y responsablemente)

Convertirte en una persona más saludable y amigable con el medio ambiente es más sencillo de lo que imaginas

 

En la última década afortunadamente se ha registrado una aceleración de la conciencia alrededor de nuestros hábitos y prácticas cotidianas, tanto de manera individual como colectiva. Y con esto nos hemos dado cuenta que muchos de estos son innecesarios, insostenibles, poco saludables y, en resumen, ridículos –sí, aunque suene un tanto radical.

Para transformar estos viejos vicios se necesitan básicamente dos cosas: información y voluntad. Esta última, sobra decir, depende de cada quién. Pero en cuanto a la primera, existe hoy mucha información disponible vía diversos medios; sin embargo, a veces parece ser demasiada, tanto que incluso puede resultar confusa. Y precisamente por eso decidimos compartirte este sencillo listado para guiar un proceso de simplificación de tu vida, orientado a una existencia más saludable, sustentable y responsable:

Reduce tu consumo: sin poner en jaque tus comodidades, o al menos la mayoría de ellas, lo cierto es que con dedicar unos minutos a reflexionar en las cosas que consumes es muy probable que logres detectar entre un 20 y 40% de esas cosas como innecesarias y completamente dispensables (aun guardándote esos pequeños “lujos” o premios que todos, de vez en cuando, nos merecemos).

Reduce tu desecho: obviamente va de la mano con el principio anterior, pero si además de disminuir tu consumo recurres a prácticas como el reciclaje, la composta y regalar cosas aún servibles en lugar de tirarlas a la basura, entonces ya tendrás garantizada una reducción sustancial de tu desecho. 

Crece tu alimento: ¿sabías que con unos pocos metros de terraza, e incluso en balcones o interiores, puedes autoabastecerte de entre un 10 y 20% de tu alimento? Además, si quieres crecer una porción relativamente considerable de tu alimento, esto te obligará a imponerte una dieta más saludable, basada en frutas y vegetales. 

Reduce tu consumo de electricidad y agua: aquí no sólo puedes seguir un protocolo básico para reducir tu consumo de luz y agua; también puedes recurrir, por ejemplo, a la recolección de lluvia o complementar tu consumo eléctrico con fuentes alternativas, por ejemplo paneles solares o biodigestores. 

Procura un transporte más inteligente: y aquí no decimos sólo sustentable, ya que desplazarte en bicicleta, a pie o, en todo caso, privilegiar el transporte público sobre el automóvil, no sólo es mucho más amigable con el medio ambiente; en muchas ocasiones también es más práctico e incluso rápido. 

 



Vuelve a tu niñez: te recordamos cómo reciclar papel en casa

La reducción del uso de papel, así como el papel reciclado, son algunas alternativas para disminuir los efectos en el medio ambiente

Alrededor de 40% de la madera talada se usa para la fabricación de papel: “25% son cortas directas para la industria del papel, mientras que el otro 15% restante procede de subproductos de otros sectores” (Greenpeace, 2004). De modo que la industria papelera ocupa el quinto lugar del sector industrial en el consumo mundial de energía y de agua, convirtiéndose así en uno de los mayores generadores de contaminantes de aire y agua que generan el cambio climático.

La reducción del uso de papel, así como el papel reciclado, son algunas alternativas para disminuir los efectos en el medio ambiente, así que te compartimos una manera sencilla de hacer tu propio papel reciclado para que sea original, único y ecológico:

Materiales: papel, recipiente grande, escurridor, batidora eléctrica, bastidor con rejilla y telas.

Instrucciones: corta los papeles en pequeños trozos, los cuales colocaremos en el recipiente con agua caliente. A continuación pasa la batidora hasta que quede una pasta espesa, que dejarás reposar durante unas horas. Elimina el exceso de agua con el escurridor, situando la pasta escurrida en agua fría para decolorarla. Vuélvela a escurrir. Después distribuye la pasta en la rejilla, extendiéndola con una cuchara; esto ayudará a definir el tamaño del papel. Finalmente, coloca una de las telas encima de la pasta, dándole vuela a la rejilla y cubriendo toda la pasta con otra tela. Cuando la tela haya absorbido el agua, entonces deja secar durante un día la lámina de papel reciclado.



¿La artesanía mexicana se adelantó al reciclaje moderno?

Miles de piezas que figuran en el folclor desde hace años y que quizá, sin percatarnos, están hechas con materiales reciclados

Podría decirse que el reciclaje ha existido desde siempre, pero sin que le hubiésemos atribuido una palabra. De hecho es un concepto nuevo, propio del capitalismo neoliberal: un producto de la necedad del consumismo excesivo. Antes de la producción en serie, iniciada a principios del siglo pasado, las personas usaban las cosas hasta su término. De hecho, quizá se imprimía más valor a las cosas, sin que ello significase materialismo absoluto. 

La historia moderna del reciclaje se remonta al año de 1970 cuando en torno al primer Día Mundial de la Tierra se propagó la mentalidad de la ética de la reutilización. Para los años noventa, muchos países desarrollados tenían ya algunas leyes sobre reciclaje. Pero si miramos a otros sectores que no rayan en el de la industrialización, podemos encontrar claros atisbos que ya pintaban una tendencia de reciclaje. Por ejemplo, en México, cientos de habitantes han hecho desde al menos hace cuatro siglos sus artesanías con material reciclado desde una conciencia del aprovechamiento de los recursos.

Te presentamos algunas artesanías icónicas hechas a partir de material reciclable desde hace muchos muchos años:

Las piñatas: creadas con una estructura de barro, papel maché (hecho a base de papel usado, como revistas) o con periódico, son usadas desde hace 500 años en México. Siempre empleando residuos que además, curiosamente, le han inyectado mayor creatividad a los colores y formas, a raíz del aprovechamiento de los materiales disponibles con que se cuenta.

 pinata

Los alebrijes: estos muñecos que figuran animales fantásticos y que quizá evocan a los naguales de las tradiciones chamanas, fueron inventados por el artesano-artista Pedro Linares en 1936. Se hacen con una técnica de cartonería, que es un modelado de papel periódico con cartón.

 

armadillo1

Las muñecas de Tusa: hechas con hojas de maíz, fueron creadas por la artesana Sonia María Vazquez en 1988. Hoy en Oaxaca se hacen piezas que además del tronco, cabeza y vestido hechos a base de hojas, son adornadas con otros aditamentos con materia prima del bosque como hongos, flores, tintes naturales, semillas, bejucos y pegamento natural.

muecas-de-tusa-1-1024

Las marionetas: suelen hacerse con pedacería de madera, que de otra manera se desperdiciaría, papel maché (hecho con papel usado de periódico o revistas) y pedacería de tela.

marionetasas-13550-MLA134420163_5045-F

Las tablitas: este juguete, hecho con sobras de madera y acoplado con listones pegados, tiene una lógica curiosa: la fuerza de gravedad hace que las piezas se ensamblen y desensamblen según las muevas.

maderitas

Los camioncitos: son muy populares los camiones hechos a base de madera (también de pedacería), con llantas de corcholatas.

camioncitos2

 

Twitter de la autora: @anapauladelatd

Observatorio

Seguimiento a los asuntos ambientales y de ecología más urgentes de México.

Biblioteca Ecoosfera

Una compilación de lecturas (libros, ensayos, etc) disponibles en PDF sobre temas como sustentabilidad, medioambiente y salud.

Ir a Biblioteca