Una guía práctica para diferenciar los distintos tipos de nubes

Hay nubes altas medias y bajas; y distintos y hermosos tipos entre estas categorías.

A todos el cielo nos sorprende reiteradamente. Intuitivamente sabemos diferenciar los tipos de nubes, pero pocas veces sabemos ponerles nombres (hay que recordar que en ocasiones darle nombres a las cosas te puede ayudar a comprenderlas mejor). Existen distintos tipos de nubes según su altura, el tipo de clima en el cielo, y la densidad del vapor de agua: su apariencia es la clave para que puedas aprender a clasificarlas.  

Aquí te damos una guía básica y práctica para que aprendas a distinguir el tipo de nubes en el cielo.

NUBES ALTAS

Cirrus : son como unos pincelazos en el cielo, de una estructura delicada y delgada. Cuando son muy extensos suelen anunciar un frente frío.  

Cirrus_clouds2

 

Cirrocumulus: también son conocidas como nubes de borrego, son muy blanquecinas y con pocas sombras. 

Cirrocumulus

Cirroestratus: son pequeños cristales de hielo que suelen asemejar halos de luz al rededor del sol.

 Cirroestratus

NUBES MEDIAS 

Altocumulus: parecen también borregos agrupados, solo que estas son de un tono más grisáceo y suelen anunciar lluvias. 

Altocumulus_stratiformis_and_tree

 

Altostratus: es como un largo manto de nube, pero que permite ver un rastro de la luna o el sol.

Altostratus

Nimbostratus: asemejan ser apocalipticosas, como una gran capa de nube casi negra que suele conllevar una tormenta. 

nimbostratus_pannus_4

 

NUBES BAJAS

Stratocumulus: son como hileras gruesas de nubes, con algunas filas cercanas. Como si un gran ferrocarril hubiese exhalado esos caminos. Suelen ser muy largas y más oscuras que blancas.  

Stratucumulus

Stratus: como cascadas de neblina que suelen asentarse en los valles.

Stratus



Las extrañas nubes con forma de ola formadas sobre una montaña de Colorado (VIDEO)

A finales de octubre ocurrió este inusual fenómeno que además hace avanzar a las nubes a una velocidad sorprendente.

Foto: @breckenridgemtn/Twitter

Quizá nunca habías visto a las nubes avanzar de estar manera tan acelerada y mucho menos con una forma de olas de mar a punto de romperse. En una montaña de Colorado, este 31 de octubre, ocurrió un fenómeno de lo más inusual y que creó la anterior imagen, literalmente.

Este se conoce como Inestabilidad Kelvin-Helmholtz y ocurre cuando existen velocidades muy disímiles entre dos fluidos que interactúan. El aire es primero empujado a la pendiente de la montaña, este aire forma luego nubes, después un rápido viento golpea estas nubes recién formadas, lo que causa que adopten la forma de una ola a punto de tronar.

A este tipo de nubes se les conoce como nubes Kelvin-Helmholtz, también como nubes infladas o nubes de gravedad cortada.

Por fortuna, el hermoso espectáculo ha quedado grabado en el siguiente material:

[mnn]



Las nubes jamás habían sido pinceladas tan lúdicas como en estas imágenes (FOTOS)

La capacidad de este fotógrafo de una contemplación de horas, y su experimentación continua, arrojan resultados extraordinarios.

La experimentación es uno de los tributos más bellos del arte. La búsqueda estética no debiera responder a las exigencias de la época sino de las más individuales inquietudes; y ello lo han entendido los verdaderos artistas del mundo. Para la experimentación, asimismo, es una necesidad una paciencia esmerada, que se convierta en una búsqueda; y es una verdad, no todos tienen esta cualidad.

El alemán Matt Molly es una persona con la capacidad especial de contemplar por horas los cielos, esta, en mancuerna con su búsqueda de experimentación en la fotografía ha dado un resultado, gracias al esfuerzo de años, extraordinario. Todos, quizá, conocemos la técnica del Time Lapse, que generalmente atrapa y unifica el movimiento, pero sobre todo con la luz. Con ella observamos los cielos estrellados donde se unen los puntos luminosos de todas ellas; sin embargo, en el caso de las  nubes, Molly consigue una unión de las líneas como en pinceladas impresionistas.

Generalmente con atardeceres, Molly aguarda horas, que afortunado tiene, para entregarnos estas lúdicas imágenes que nos llevan a conocer ese movimiento tan sutil y discreto de las nubes, pero que luego de un rato, siempre nos hace sentir que ahí está. 

Matt-Molloy-1

Matt-Molloy-2

Matt-Molloy-7

Matt-Molloy-11-1024x683

Matt-Molloy-8

Matt-Molloy-10

Matt-Molloy

Puedes ver más de sus imágenes acá.

 Twitter de la autora: @anapauladelatd

 



Las nubes tornasoles coloreadas por brillantes arcoiris (FOTOS)

Este fenómeno se da por una filtración de luz en gotas de distintos tamaños en el cielo.

En algunas tardes húmedas, la luz del sol se difracta en las gotas uniformes que hay en la atmósfera, esparciendo diferentes cantidades de luz con distintos colores reflejados en distintas cantidades. Cuando esto pasa, podemos entrever las nubes de arcoiris, también conocidas como Arcoiris de Fuego.

Este fenómeno lleva un  dejo estético encantador y elegante; también algo lúdico. Mymodernmet nos presenta esta serie de nubes de arcoiris de lo más elocuentes desde sus multicolores…

cloud2EstherHavens

Foto: Esther Havens 

cloud3DaveMcGlinchey

Foto: Dave McGlinchey 

cloud4Eileen

Foto:Eileen 

cloud5BrodyJ

Foto:Brody J 

cloud6RichardSneddon

Foto:Richard Sneddon 

cloud7AugustAllen

Foto:August Allen 

cloud8BrockenInaglory

Foto:Brocken Inaglory / Wikipedia 

cloud9Concreteabstractions

Foto:Concreteabstractions / Wikipedia 

cloud10Gary

Foto:Gary 

cloud11GeorgeQuiroga

Foto:George Quiroga / Wikipedia 

cloud12JosephBrimacombe

Foto:Joseph Brimacombe 

cloud13PenninaNeumann

Foto:Pennina Neumann



Nubes, árboles y ríos: espejos del espíritu

La naturaleza tiene mucho que enseñarnos, quizá porque en un nivel básico, al observarla nos reconocemos en sus formas.

En la actualidad es fácil ignorar a la naturaleza. No tenemos tiempo, corremos constantemente de un lado al otro, si tenemos suerte puede ser a pie y si no pasamos horas en automóviles o en el transporte público. Estamos desconectados, lo cual conlleva serios problemas mentales y físicos relacionados a la depresión y al estrés.

Ya lo hemos dicho antes, la mejor manera de combatir los males de nuestra época es a través de la reconexión con la naturaleza. Varios estudios científicos han demostrado que las zonas con más árboles se comenten menos crimenes, que tener plantas en la oficina nos hace más eficientes, y que el sol combate el insomnio. Lo que necesitamos es darnos un breve respiro, y para hacerlo basta con voltear a ver las nubes, los árboles y ríos, cuerpos naturales como el nuestro.

173810

¿Cómo podemos identificarnos con las nubes? Quizá se trata de no hacerlo, de aceptar que ellas flotan a su propio ritmo, indiferentes a lo que podemos sentir o querer de ellas. Si observamos las nubes vemos que se unen y separan, siempre aparentemente ligeras, un ejemplo de desapego absoluto. Sus ritmos no son constantes, pueden tener remolinos, tornarse negras en cualquier momento, sin embargo los momentos más fuertes son transitorios. En la vida de las nubes y en la nuestra, ningún estado es permanente.

the_tree_of_life_by_isacg-d4nxdpf

Los árboles, en su silencio, nos hablan de soportar el paso de los años. Sus troncos muestran el daño causado por plagas, insectos, y demás fuerzas naturales. La vida de los árboles no es fácil, sin embargo ellos no se rinden; mientras más arraigan sus raíces en la tierra más crecen con ramas extendidas hacia el cielo. El crecimiento es simultáneamente interno y externo. Los árboles permanecen de pie en los tiempos más difíciles, inviernos, sequías y tormentas, se adaptan, sobreviven. Pueden perder sus hojas y ramas, pero se mantienen. En tiempos de abundancia crecen, dan flores y frutos embelleciendo el mundo.

tumblr_lyfnlfWJOY1qcy0o0o1_400

Los ríos, riachuelos y otros cuerpos de agua son, literalmente, las fuentes de la vida, pero también sonorizan todo lo que los rodea, nos arrullan y crean ambientes de reflexión. En temporadas de lluvia su caída es más fuerte, al igual que los árboles se adaptan a las temporadas y nunca son el mismo. Nada nos remueve del ajetreo de las ciudades como el sonido de un río, un movimiento azaroso y extrañamente melódico que nos permite los más bellos momentos de introspección.

Pero en el mundo en el que vivimos la mayoría, en enormes ciudades de asfalto y concreto, no podemos esperar a que se den los momentos para observar a la naturaleza, hay que crearlos. Tómate un tiempo para ir a caminar después de comer, para regar las plantas de tu oficina, para asomarte por la ventana y observar los árboles. Es la naturaleza la que detona los más afortunados momentos de introspección, un tesoro que debemos conservar para sentir las vibraciones que nos unen al planeta. 



Aparece un hipnótico mar de nubes en el Gran Cañón (FOTOS)

Recientemente aconteció uno de los fenómenos naturales más hermosos de todos, llamado “inversión total de nubes”. Convirtió por unos días al Cañón en un mar blanco y calmado.

La semana pasada, las condiciones climáticas en el Gran Cañón de Arizona dieron lugar a un fenómeno llamado “inversión total de nubes”. Lo que sucedió fue que, al amanecer,  la tierra liberó un poco de su calor lo suficientemente rápido como para crear una capa de aire frío y  húmedo dentro del cañón, y atrapó ese aire bajo un cielo inusualmente cálido sobre las paredes del cañón. Así, el espacio se cubrió de un mar de niebla.

Los que tuvieron la suerte de estar allí en ese momento presenciaron un paisaje insólito que se forma una vez cada diez años. Los miradores del Gran Cañón se convirtieron por un momento en barcos divisando pedazos de tierra a lo lejos, la torre se convirtió en un faro. El horizonte nubes, que fueron mar esos días, evoca una paz y una calma absoluta, incluso mediante las fotografías.

 

Observatorio

Seguimiento a los asuntos ambientales y de ecología más urgentes de México.

Biblioteca Ecoosfera

Una compilación de lecturas (libros, ensayos, etc) disponibles en PDF sobre temas como sustentabilidad, medioambiente y salud.

Ir a Biblioteca