No trates a tus mascotas como humanos: consejo de un experto

¿Te has preguntado si verdaderamente has observado la forma de ser de tu mascota o más bien lo tratas como a un miembro tu propia especie?

Hay algo de perverso en la manera en que algunas personas tratan a sus perros: incluso aunque su relación este basada en mimos y cariños. ¿Recuerdas las versiones de esas películas en que los padres millonarios trataban a sus hijos como señorcitos y con cuidados excesivos? Según algunos expertos, algo similar sucede con el trato de algunas personas a sus mascotas.

Para el experto en perros, Roland Sonnenbur, co-propietario de la empresa desarrolladora de talento Talented Animals, un grave problema que él observa entre humanos y mascotas es que muchas personas las tratan como si fuesen personas, adecuando sus propios gustos a sus animales. 

Algunos ejemplos:

En la alimentación

Algunas personas piensan que los animales deben ingerir alimentos tan seguido como los humanos. También muchos creen que sus perros, por ejemplo, deben comer lo que les encanta, y no necesariamente lo que les es saludable (una forma de paradójica sobreprotección).

Ejercicio

En el caso de los perros hay quienes se olvidan de que estos tienen un lado salvaje: quizá a ti no te parezca muy buena idea entrar frenético a un lago helado en invierno, pero ellos son animales. Si vas a sacar a tu perro al aire libre déjalo que explore, juguetee, persiga ardillas y se interactivo con él arrojándole la pelota aún más lejos o escondiéndola en lugares más ingeniosos.

En la vestimenta

Tu mascota necesita sentirse libre. Evita vestirla con prendas, que poniéndonos sinceros, solo responden a tus gustos.

Consejos de Sonnenbur

Observa a tu mascota y comprende sus propios gustos y emociones, es muy importante que los estudies tal cual son para que puedas comprenderlos. “Necesitamos estar abiertos a remover preconcepciones  y estar abiertos a la verdad”



El sorprendente vuelo de una ballena jorobada jugando en el mar

En el video se vislumbra una ballena adulta de aproximadamente 40 toneladas que va saltando sobre el agua, hasta en una ocasión que su salto parecía un vuelo onírico.

Es difícil asimilar a grandes y feroces animales buscando momentos de diversión; sin embargo, el mundo animal está cargado de sabiduría, perfección y alegría. Un ejemplo de ello es el video que el marinero Craig Crapehart que grabó y publicó al ver cómo un par de ballenas jorobadas saltaban y se divertían en el mar. 

En el video se vislumbra una ballena adulta de aproximadamente 40 toneladas que va saltando sobre el agua, hasta en una ocasión que su salto parecía un vuelo onírico. Capehart escribió en la plataforma de videos YouTube: “Un evento muy raro, de hecho. Parece que nunca antes se ha hecho una grabación de una ballena jorobada adulta saltando completament fuera del agua”. Estas ballenas habitan en el mar de Mbotyi en Pondoland, Provincia del Cabo Oriental , Sudáfrica –antes Transkei–. 
Te compartimos el video del épico momento: 
 


Importancia de una cultura ambiental para el desarrollo de obras marítimas y de protección costera

En la zona costera y marítima también se construyen obras tales como puertos marítimos y obras de protección costera; sin embargo, esta zona es muy dinámica, y por tanto los impactos generados suelen ser en gran medida negativos.

Autor: Ricardo Moreno

Cualquier obra de infraestructura que el ser humano construye para su beneficio genera un impacto sobre el medio ambiente, sin embargo este impacto no siempre resulta ser positivo. En la zona costera y marítima también se construyen obras tales como puertos marítimos y obras de protección costera; sin embargo, esta zona es muy dinámica, y por tanto los impactos generados suelen ser en gran medida negativos, pues muchas veces lejos de dar solución a los problemas que se quieren resolver, al modificarse los procesos naturales que allí acontecen, se afectan de manera negativa los ecosistemas costeros perjudicando el ecosistema costero entero.

A pesar de que las obras costeras y portuarias tengan un óptimo diseño ingenieril, en algunos casos no siempre funcionan como fueron previstas, y esto se debe principalmente al mal enfoque que se les da, pues en su mayoría se diseñan y planean considerando solo la parte ingenieril, sin tomar en cuenta que el sistema costero es un sistema complejo en el cual intervienen también factores oceanográficos, ambientales, sociales, culturales, políticos y económicos.

En este ensayo se mencionan algunos de los principales problemas a los que se enfrentan los ingenieros para desarrollar proyectos marítimos y costeros, y a su vez los problemas ambientales que este tipo de obras conlleva. Se recalca también la importancia en que aquellos que desarrollan o están involucrados en este tipo de proyectos tengan una cultura ambiental en su formación para que de esta esta manera se basen en una gestión integral de zonas costeras y así tener un desarrollo de infraestructura costera más amigable con los sistemas costeros y marítimos.

Las obras marítimas como puertos, muelles, infraestructura pesquera, se utilizan como detonante económico ya sea a escala local, regional o nacional. Además, las obras de protección costera se utilizan generalmente para proteger las zonas de maniobras y obras interiores de los puertos, para evitar la erosión costera, contra inundaciones costeras, proteger contra aumento del nivel del mar, evitar el azolve de bocas de lagunas, encauzar corrientes costeras, interrupción del transporte litoral, ganancia de terrenos al mar y para proteger zonas de maniobras en el interior de un puerto por mencionar algunos. Para cualquiera de este tipo de obras es importante entender que la zona costera es un sistema natural único donde coinciden tres sistemas ambientales, la tierra, el agua y el aire, por lo que se dice que son sistemas muy complejos y dinámicos ya que intervienen gran cantidad de procesos (Carter, 1991 y Martínez, 2009).

Desafortunadamente no siempre se tiene presente la complejidad de los sistemas costeros, pues muchas veces la solución no es integral ya que comúnmente la alternativa propuesta considera solo la parte técnica, y solo de manera muy superficial los demás factores como el medio ambiente, la sociedad, la política, la cultura, los cuales también son importantes. La formación de recursos en este ámbito es una respuesta posible para atender la problemática. En México, la formación de recursos se da frecuentemente de manera disciplinaria. Por ejemplo, los ingenieros para diseñar obras no se les enseña adecuadamente la relevancia del medio ambiente y las consecuencias de modificarlo, por lo que no están conscientes de la verdadera problemática que trae consigo este tipo de obras.

En México, las personas que se preparan para ser ingenieros civiles llevan sólo de manera superficial el tema ambiental dentro de las obras de infraestructura. Existe desde mi parecer, un menosprecio por los posibles impactos y las consecuencias generadas que conlleva toda obra de infraestructura portuaria y costera. Por eso es importante generar una cultura ambiental dentro de la formación de las diferentes disciplinas que tienen relación con el desarrollo costero pues de esta manera podremos dar soluciones más integrales a los proyectos de infraestructura costera y portuaria.

Otro factor importante que influye en el buen planteamiento de los proyectos de obras marítimas y costeras es la información que se utiliza. Son varias las razones por las cuales la información utilizada para llevar a cabo los proyectos no siempre es la más adecuada. Por un lado, el tiempo para llevar a cabo los estudios es crucial, pues para este tipo de proyectos que involucran la zona costera se recomienda hacer campañas de medición por periodos largos y en varias temporadas, para poder tener datos objetivos y cuantitativos, sin embargo muchas veces estas campañas no se llevan a cabo como deberían, ya sea por falta de recursos o por falta de tiempo, lo cual incide de manera significativa en los estudios que son base para los proyectos. Por otra parte la carencia de información y bases de datos útiles para soportar los resultados también es muy escasa en nuestro país. En resumen, los estudios de impacto ambiental no se hacen como deberían y obviamente los resultados a largo plazo no son los esperados.

Las consecuencias de no llevar a cabo un buen proyecto de obras marítimas y costeras se ve reflejado en gran medida en el medio ambiente, ya que la construcción de este tipo de obras puede alterar los procesos naturales de transporte litoral, se generan cambios de salinidad de las aguas estuarinas, se incrementa la contaminación y en general se afectan las características de los ecosistemas naturales. Estos impactos, sumados a los de orige natural como son, tsunamis, ciclones, lluvia y los efectos del cambio climático, son una amenaza ya que pueden incrementar la vulnerabilidad de las poblaciones, biodiversidad, infraestructura, actividades económicas, y servicios públicos cercanos (Vergara, 2007).

Pero no basta con dar una solución integral a las problemáticas que enfrenta la zona costera, pues aunque exista tal solución, no siempre se lleva a cabo por diferentes razones. Una de ellas es debido a lo que se explica en la tragedia de los comunes de Hardin (1968), pues muchas veces los intereses personales de aquellos que quieren llevar cabo este tipo de proyectos son para obtener un beneficio propio lejos del bien común, por lo que poco les importa los daños ocasionados al medio ambiente o a las personas locales, las cuales lamentablemente no siempre resultan beneficiadas por este tipo de proyectos. De aquí la importancia de que aquellos involucrados en el desarrollo de este tipo de obras tengan una cultura ambiental que les permita dar la una solución integral para este tipo de proyectos.

Todo lo anterior nos hace pensar que es mejor no construir obras en la zona costera a menos que se haga un exhaustivo análisis, lo cual pareciera que es pedir mucho. Sin embargo, fundamentando los proyectos por medio de diversos estudios interdisciplinarios y basados en una gestión integral de zonas costeras como la expuesta por Pérez-Careiyo et al. (2016) o considerando manuales de manejo costero como los de Olsen et al. (1999) o Heileman (2006) lo cual permita prever los impactos positivos y negativos de este tipo de obras, es posible llevar a cabo proyectos amigables con el medio ambiente. Nuestra sociedad necesita de este tipo de obras para el progreso, siempre y cuando se respete el medio ambiente, ya que de seguir como hasta ahora, no tardaremos en acabar con nuestro planeta en menos tiempo del que se espera.



¿Asegurar a tu mascota? En México ya es posible

Quizá como respuesta a una cultura paranoica, cada vez más personas buscan tener certeza económica ante posibles percances

La ola del aseguramiento de las pertenencias, e incluso hasta de la vida, tiene acaso unos 50 años en auge. Esta práctica está asociada con el individualismo, es decir, con el aseguramiento financiero de todo aquello que nos importa, y que nos tranquilice el hecho de protegerlo ha sido una constante. Aseguramos nuestras casas, nuestros hijos, la salud, nuestros objetos más preciados; y entre todo aquello que valoramos y cuidamos están ciertamente las mascotas, como una suerte de miembros de la familia.

En México se conoce que 60% de los hogares poseen una mascota. Siendo una práctica activa en todas las civilizaciones, en este país no se fraguó una excepción. Desde la época precolombina las grandes culturas domesticaron algunos animales para hacerlos sus mascotas, sus acompañantes y también, sus silenciosos consejeros. Hoy esta práctica continúa y está en auge; cada vez más, sobre todo en las ciudades las personas se hacen de una pequeña mascota como compañía, una práctica que no distingue los distintos grados socioeconómicos.

En tal contexto, ahora en México las personas podrán asegurar a sus mascotas -algo que ya sucedía en otros países, como en Estados Unidos-. La primera de estas opciones es con “Seguros S”, una herramienta online para registrar a tu animalito y, desde 100 pesos mensuales, quedarte más tranquilo financieramente en caso de que tenga alguna complicación de salud.

¿Se trata de un oportunismo corporativo, o simplemente de una herramienta más para darnos tranquilidad? La respuesta es incierta. Lo verdadero es que esta opción no suena tan descabellada cuando estamos cada vez más acostumbrados a tener una certeza económica ante las crisis futuras, quizá una paranoia propia de la cultura contemporánea; pero, fuese o no lo anterior cierto, es un fenómeno en aumento.



3 antibióticos naturales para tu mascota

Los medicamentos alternativos para tu mascota son más saludables y económicos: prueba estos tres antibióticos naturales.

Cada vez existe mayor conciencia alrededor de las consecuencias negativas que muchos fármacos conllevan. Si bien no se trata de ser puritanos y satanizar cualquier sustancia que provenga de un laboratorio (aunque ganas no nos falten), lo cierto es que los famosos efectos secundarios son, en muchas ocasiones, altamente perjudiciales para nuestra salud, además de que muchos ‘medicamentos’ no están en realidad diseñados para curar sino solo para desaparecer los efectos o para mantener la salud al borde de la enfermedad.

Lo anterior aplica también para los animales. De hecho, si existen fenómenos tan aberrantes en la industria de la salud humana, difícil imaginar lo que sucede con las medicinas industriales para mascotas. Por eso, al igual que hacemos con nosotros, es buena idea buscar alternativas naturales para combatir sus enfermedades. En este caso te presentamos tres antibióticos naturales para tu mascota, compilados por la revista Dogs Naturally Magazine, que bien pueden ahorrarle una dosis ‘fármica’ y lo que ello implica.

1. Plata Coloidal: fortalece el sistema inmunológico y, aparentemente, tiene la capacidad de penetrar incluso a nivel celular y destruir patógenos como bacterias, parásitos, virus y hongos).

*Puede aplicarse de forma oral o cutánea.

2. Aceite de orégano: un tradicional antibacterial cuyos fenoles pueden ser muy eficaces en eliminar microbios y bacterias. También es antiviral y antiparasitario.

3. Miel de Manuka: aunque no es particularmente fácil de conseguir, si tienes la suerte de encontrar esta miel originaria de Australia y Nueva Zelanda, también puedes utilizarla como antibiótico. Tiene cualidades antisépticas cuando se aplica sobre una herida externa, y también se le atribuyen propiedades para curar gastritis y otros males, y para aliviar infecciones respiratorias. .



¿Qué no debes darle de comer a tu mascota? (Infográfico)

Aunque muchas mascotas ruegan por comida, algunos alimentos les pueden hacer mucho daño. Aquí te los presentamos.

Es natural querer consentir a nuestra mascota , sin embargo como nos muestra el infográfico, hay muchos alimentos que pueden intoxicarlos. Aunque se sabe que el chocolate y los alimentos grasosos les hacen daño, hay varios alimentos que aparentan ser inofensivos pero que pueden hacerles mucho daño:

 Perros

Evita: aguacate, comidas muy saladas o dulces, uvas, duraznos y ciruelas, así como nueces de la India, chocolate, alcohol y masa de pan.

Comparte: pastas y arroces cocidos, zanahorias, pepinos y ejotes o trozos de manzana, sandía plátano.

Gatos

Evita: cafeína, pescado crudo, lirios, huevo crudo, cebolla, ajo, cebolletas y puerros, así como chocolate, alcohol, uvas, pasas y masa.

Comparte: carnes cocidas, pequeñas cantidades de carnes cocidas y brócoli.

Ratas

Evita: cítricos, chocolate y queso, también alimentos para otras mascotas como cuyos o hámsteres.

Comparte: de vez en cuando puedes darles semillas de girasol y cacahuates. Es normal que las ratas coman sus heces cuando están frescas, así que déjalas hacerlo.

Conejos

Evita: ciertos tipos de lechuga, zanahoria, pasto y avena con fruta seca.

Comparte: vegetales verdes: brócoli, apio, chícharos y calabacitas.

El infográfico:

WhatNotToFeedYourPets_info0

Observatorio

Seguimiento a los asuntos ambientales y de ecología más urgentes de México.

Biblioteca Ecoosfera

Una compilación de lecturas (libros, ensayos, etc) disponibles en PDF sobre temas como sustentabilidad, medioambiente y salud.

Ir a Biblioteca