Close

¿Cómo protegerte del sol desde tu alimentación?

Está probado científicamente cómo los protectores solares son realmente funcionales, sin embargo, ¿Sabías que puedes proteger tu cuerpo desde su interior tomado ciertas vitaminas y otras propiedades? 

Sobre todo, especialmente las personas que son altamente sensibles al sol, deben asegurarse de consumir ciertos aditamentos para reforzar su protección. 

 

¿Cuáles son? 

Vitamina E: puedes encontrarla en semillas de girasol, pimentón, almendras, piñones, cacahuates, albahaca, orégano, aceituna verde,  brócoli, mango, tomates y espárragos. 

Licopeno: tomate, sandía, gazpacho, salmorejo, pipirrana,etc.

Betacaroteno: verdolaga, espinaca, zanahoria, berros, borrajas, calabazas, tomates, espárragos, diente de león, acelgas, papaya, nísperos, etc.

Polifenoles: semillas de uva, manzana, cacao, corteza de pino, frutas (albaricoques, cerezas, arándanos, granadas, etc); y en bebidas como en el vino tinto. También están presentes en los frutos secos, la canela, el té verde, el chocolate y en algunas semillas de leguminosas.

Si tienes alergia al sol: 

El uso de ciertos probióticos que contienen bacterias como Lactobacillus johnsonii (La1) o cepas de e. coli, reducen el riesgo de la aparición de alergias al sol y aumentan la capacidad de regeneración de la piel.

Ver Más
Close