¿Tienes estos alimentos dentro del refrigerador? Será mejor que leas esto

Con el fin de mantener la inocuidad de nuestros alimentos tomamos ciertas precauciones, como conservar a temperatura ambiente algunos alimentos

La inocuidad de los alimentos es indispensable para mantener una dieta equilibrada y saludable, por lo que cada uno de nosotros es responsable de conservar en el mejor estado de higiene y salubridad aquellos alimentos que consumiremos, con dos principales fines: primero, nuestra salud; segundo, procurar el cuidado de nuestro medio ambiente.

De modo que, con el fin de mantener la inocuidad de nuestros alimentos, tomamos ciertas precauciones como lavarnos las manos con frecuencia, cambiar constantemente las esponjas y toallas para platos para impedir la proliferación de gérmenes, limpiar los abrelatas, batidoras y mesas, verificar la temperatura tanto del congelador como del refrigerador, hacer uso de refrigeradores pequeños para ahorrar energía, mantener el refrigerador organizado y distribuido para que el aire circule con facilidad, guardar en el congelador la carne y pescado en bolsas si se va a guardar por más de 2 días y mantener ciertos alimentos lejos del refrigerador, entre otros.

Sin embargo, ¿cuáles son los alimentos que deben mantenerse lejos del refrigerador? Además de los enlatados o en polvo, existe cierta comida que debería conservarse a temperatura ambiente tanto por el sabor como por su sanidad. Por ejemplo, estos que les compartimos a continuación (aunque usted no lo crea):

 



Descubren dragón rubí en las aguas de Australia (VIDEO)

El dragón marino rubí es una especie que sólo se conocía en bosquejos de museos y libros escolares.

El dragón marino rubí es una especie que sólo se conocía en bosquejos de museos y libros escolares; sin embargo recientemente se descubrieron dos ejemplares nadando en las profundidades de las aguas de Australia. Mediante un vehículo operado por control remoto, los investigadores de Scripps Institution of Oceanography en la Universidad de California San Diego y la Western Australian Museum lograron grabar durante media hora y a más de 50 metros de profundidad en el Archipiélago Recherche. 

Gracias a esto, los investigadores lograron recolectar mayor información sobre su anatomía, hábitat y patrones de comportamiento. Por ejemplo, a diferencia de otros subespecies similares, los dragones rubí no cuentan con apéndices para camuflajearse; poseen una cola enroscada como los caballos de mar y su color hace referencia a un cambio evolutivo. 

Para los investigadores se trata de tan sólo un descubrimiento de los varios que se planean realizar en la zona sureste de Australia, en especial en lo que se refiere en la diversidad de hábitats, especies animales y vegetales. 

Te compartimos el video del dragón rubí: 

 

 

 



Conoce los 4 tipos psicotrópicos ancestrales de México

Cada una de ellas promueve tanto la biodiversidad de la región como el conocimiento de aquellas generaciones cargadas de chamanes, misticismo y conexión con la naturaleza.

Con una amplia diversidad en hierbas medicinales, numerosos pueblos mexicanos usan la sabiduría en la herbolaria como parte de su repertorio alimenticio y curativo. De alguna manera, estas plantas medicinales mexicanas han acompañado tanto a pueblos ancestrales como a nuestra actual cultura, como parte de la dieta cotidiana y paliativos mentales, corporales o espirituales.

Cada una de ellas promueve tanto la biodiversidad de la región como el conocimiento de aquellas generaciones cargadas de chamanes, misticismo y conexión con la naturaleza. Aunque las que gozan de una mayor popularidad son aquellas conocidas como “de poder”, aquellas que siempre se han caracterizado por su imponente alteración en la percepción visual y manifestado en las figuras geométricas intensamente coloreadas, los petroglifos, las tablas huicholas, entre otros. 

En otras palabras, estas plantas, de la familia de las drogas psicodislépticas, se distinguen en cuatro subfamilias: los alucinógenos, los cognodislépticos, los inductores de trance y los delirógenos. Con el fin de seguir promoviendo el conocimiento milenario mexicano sobre la medicina herbolaria, te compartimos una explicación de cada una de los tipos de psicotrópicos endémicos de México

 

Inductores de trance. Pese a ser usadas desde la prehistoria mesoamericana, este tipo de plantas difícilmente producen alucionaciones. En su lugar generan una sensación cargada de letargo y languidez, incrementando la percepción al grado de provocar irritación. Hay quienes reportan “una estimulación de la imaginación que se usa, de manera adivinatoria, en contextos rituales.” Una inductora de trance mexicana es la hoja de la pastora o pipiltzintzintli Salvia divinorum–; también, la marihuana –Cannabis sativa–. 

Salvia divinorum plantas medicinales mexicanas

Cognodislépticos. Al igual que los inductores de trance, estimular la imaginación pero no producen alucinaciones. Sus efectos se ven principalmente reflejados en la alteración de mecanismos de la memoria; es decir, aunque la memoria a corto plazo se puede “perder” en el Inconsciente, se avivan todas las sensaciones y la fantasía. El uso cotidiano de estas plantas es la oniromancia, la adivinación durante el sueño. Un cognodislépticos mexicano es el Manto de la Virgen o ololiuhqui –Turbina corymbosa–.

Turbina corymbosa plantas medicinales mexicanas

Delirógenos. Con efectos potentes que disminuyen la conciencia, el consumo excesivo de estas plantas provocan un delirio con desorientación e intensas alucinaciones que puedan confundir la realidad interna con la externa. Son conocidas por ser de “tradición oscura y secreta”, usadas principalmente en ritos de hechicería y para hacer daño a enemigos. Un delirógeno mexicano es el toloache o tolohuaxihuitl –Datura stramonium–.

Alucinógeno. Como su nombre indica, estas plantas producen alucinaciones. La quintaesencia de los alucinógenos es la mezcalina del peyote o la psilocibina de los hongos, además que ambas plantas son consideradas como sagradas por excelencia. 



3 formas efectivas de conservar alimentos sin necesidad de un refrigerador

Aunque para algunos resulte difícil de creer, lo cierto es que hay métodos para extender la vida de los alimentos sin necesidad de refrigeradores o conservadores industriales

Muchos alimentos ya no requieren refrigerarse pues rebosan de conservadores con dudosas consecuencias para nuestra salud. Sin embargo, los alimentos naturales y aquellos cuya producción o procesamiento no incluyen estrafalarias dosis de conservadores requieren de ser conservados cuidadosamente para mantenerlos el tiempo suficiente que nos tome consumirlos. 

Afortunadamente, un refrigerador no es el único método para lograr lo anterior. Ya sea porque no tienes cupo suficiente en él, porque se descompuso o simplemente porque optaste por vivir sin uno de estos aparatos, existen maneras de extender la vida de tus alimentos de forma completamente natural, sin requerir de electricidad ni de comida nocivamente conservada (por cierto, ¿te acuerdas de las hamburguesas de McDonald’s que se mantienen eternamente?).

A continuación 3 maneras sencillas y viables de conservar tus alimentos:

Fermentación

Este método consiste en únicamente permitir la proliferación de bacterias benéficas. Para ello es fundamental el uso de salmuera, lo cual permite una fermentación controlada.

Recipientes sellados

Guardar tus alimentos en recipientes herméticamente sellados retrasa significativamente el proceso de descomposición. Parece demasiado simple, pero lo cierto es que es uno de los métodos más efectivos. 

Sal

La sal es un magnífico conservador. Una concentración salina mayor al 10% es una forma más que probada de mantener, por ejemplo, la carne. Posteriormente, antes de consumirla, debes remojarla un rato en agua para desalinizarla y luego comerla. 

Finalmente te aconsejamos mantener los alimentos en lugares frescos, lejos de la luz y el calor del Sol, y cerca de corrientes de aire que puedan mantener la temperatura a niveles relativamente bajos. 

 

 



15 maneras de utilizar el limón para limpiar

Este fruto es un desinfectante y aromatizante natural, y seguramente tienes alguno en tu refrigerador ahora mismo.

El ácido cítrico del limón es un excelente limpiador por su bajo pH y sus propiedades antibacteriales. Además tiene un olor fresco y es difícil que dañe el material que quieres lavar. Cuando quieras usarlo, recuerda enjuagar con agua jabonosa y secar con una tela limpia.

 

  1. Con medio limón y sal puedes limpiar objetos de cobre.
  2. Con la misma receta puedes limpiar el latón descolorado (sólo si es verdadero, no artificial. Para asegurarte, realiza una prueba en alguna zona discreta).
  3. Con los mismos ingredientes, sácale brillo al cromo de un coche antiguo.
  4. Con jugo de limón y un cepillo de dientes antiguo, puedes limpiar el espacio entre las tilas del baño.
  5. También puedes limpiar las manchas de óxido en la regadera o en las manijas con medio limón.
  6. Pon ¾ de taza da agua con un par de cucharadas de jugo de limón en el microondas, calienta hasta que hierva. No abras la puerta durante 10 minutos. Después sólo seca con una tela limpia.
  7. Coloca medio limón en un plato y mételo en el refrigerador para que absorba los olores. Cámbialo una vez a la semana.
  8. Quita la grasa de la parrilla y de las pinzas con jugo de limón y sal.
  9. Para quitar residuos y olores de los recipientes de comida, límpialos con jugo de limón. También puedes añadir bicarbonato de sodio. Enjuaga y seca
  10. Añade unas gotas de limón a tu líquido para limpiar platos, así quitará la grasa más fácilmente.
  11.  Para eliminar de tus manos los olores de la comida, diluye jugo de limón con agua y lávatelas.
  12.  Para limpiar ventanas y espejos, mezcla un par de cucharadas de limón con agua en una botella con atomizador. Funciona igual que el vinagre y huele mejor.
  13. Cuando limpies tu excusado, vierte media taza de jugo de limón.
  14. El jugo de limón diluido te puede ayudar a quitar los residuos de jabón de tu cabello y a dejarlo más suave y brillante.
  15. Puedes lavar tu rostro con jugo de limón y azúcar para una piel más limpia y suave.

 

[MotherNatureWork]



Mantén tus alimentos frescos sin necesidad del frigorífico

Jihyun Ryou crea una serie de gadgets caseros para prescindir de uno de los electrodomésticos más necesarios pero menos amistosos con la Tierra: el refrigerador.

Con una colección de objetos que lindan con lo artístico, la coreana Jihyun Ryou creó un sistema que permite la conservación de alimentos sin necesidad de energía eléctrica.

Como bien se sabe, el refrigerador es un aparato indispensable mantener fresca la comida, pero, paradójicamente es uno de los electrodomésticos que más contribuyen al deterioro ambiental.

Save Food From the Fridge es como llamó Ryou a esta serie de objetos que, más allá de su belleza, cumplen con todo lo necesario para llevar acabo su función. El aprovechamiento de los recursos naturales y del entorno del los mismos son un plus que difícilmente se pueden ver hoy en día.

 El depósito de arroz sirve para absorber la humedad que pudiese restar propiedades a los alimentos.

Se vierte agua a la arena para mantener la frescura de vegetales como las zanahorias.

  

 Al pie de la repisa, una bandeja con agua sirve para refrescar los vegetales que lo requieran.

En el compartimento de abajo, protegidas de la luz, las papas conservan su frescura; arriba, el espacio se aprovecha para colocar unas manzanas encima de los orificios de ventilación

Los huevos, gracias a su cascarón, son más resistentes que los demás alimentos, y para comprobar su estado basta con arrojar una pieza al fondo del recipiente con agua: el huevo apto para comerse se hundirá y el podrido flotará

Pero incluso sin tener al alcance estos objetos, su diseño nos inspira para que la conservación de alimentos sea más amigable con la naturaleza.

Observatorio

Seguimiento a los asuntos ambientales y de ecología más urgentes de México.

Biblioteca Ecoosfera

Una compilación de lecturas (libros, ensayos, etc) disponibles en PDF sobre temas como sustentabilidad, medioambiente y salud.

Ir a Biblioteca