Algunos alimentos que, literalmente, te darán alegría

¿Qué mejor manera de hacerlo que a través de alimentos que incrementan los niveles de endorfinas y serotonina en el cuerpo y, por ende, reducen la sensación de tristeza?

La tristeza es esa sensación casi dolorosa que nos impide movernos por el vacío que se siente en el interior de aquel lugar donde nos dicen que duele: el corazón. Hay ocasiones en que somos presas de ella ante una crisis, la sensación de impotencia o simplemente porque nuestro cuerpo pide a gritos un “¡hasta aquí: date un respiro!”.

En ese momento de la tristeza, además de escucharla a fin de vivir en plena consciencia la vida, es importante darle pequeños apapachos a nuestro ser. ¿Y qué mejor manera de hacerlo que a través de alimentos que incrementan los niveles de endorfinas y serotonina en el cuerpo y, por ende, reducen la sensación de tristeza? Estos son algunos de ellos:

Salmón. Gracias a ser una fuente rica en ácidos grasos omega 3, este alimento reduce el riesgo de estrés y enfermedades cardiovasculares, además de que promueve la optimización del funcionamiento cognitivo.

Café. Estudios recientes han demostrado que el café ayuda al tratamiento contra la depresión, el Parkinson, la diabetes tipo 2 y enfermedades del hígado, así como el cáncer. Además, parece mejorar el funcionamiento cognitivo. Recuerda que es el café negro, sin azúcar.

Linaza. Contiene ácidos grasos omega 3, los cuales reducen la inflamación y el riesgo de cualquier enfermedad cardiovascular. Según un estudio elaborado en China, esta semilla funciona como un apoyo en el tratamiento contra la depresión, reduciendo el riesgo de suicidio.

Lentejas. Gracias a sus altos niveles de folato, este alimento reduce casi 80% el riesgo de desarrollar depresión.

Papas. Sí, estos deliciosos productos de la naturaleza cuentan con altos niveles de calcio, vitamina C, hierro, vitamina B, magnesio y potasio.

Nueces. Ricas en ácidos grasos omega 3 y antioxidantes, disminuyen la vulnerabilidad del estrés oxidativo que ocurre al envejecer.

Chocolate oscuro. Como antioxidante, el chocolate oscuro provee una gran cantidad de endorfinas y serotonina, ayudando al funcionamiento cognitivo.



Un recuento de activistas ambientales asesinados en América Latina

Ejemplos sobran: el asesinato de Berta Cáceres y de otros activistas indígenas, la represión al pueblo mapuche o a tierras wixárikas, el abuso de poder en contra de regiones poblanas, chiapanecas y oaxaqueñas…

Amenazas, abuso físico y psicológico, destrucción del medio ambiente, muerte. Es el saldo que implica el activismo ambiental en América Latina, principalmente en los últimos 30 años en que la ambición ha buscado maneras de apoderarse de la biodiversidad del planeta. Ejemplos sobran: el asesinato de Berta Cáceres y de otros activistas indígenas, la represión al pueblo mapuche o a tierras wixárikas, el abuso de poder en contra de regiones poblanas, chiapanecas y oaxaqueñas…

Apenas este 20 de enero, la noticia del asesinato de Isidro Baldenegro, activista indígena de 51 años de edad quien fue galardonado en 2005 con el Premio Ambiental Goldman por su defensa de los bosques de la Sierra Tarahumara, resonó en numerosos noticieros. Él, junto con otros doce activistas, estaba en defensa del territorio ancestral tarahumara, al norte de México. Frente a esto, Isela González, directora de Alianza Sierra Madre, la red de defensa de territorios indígenas de la Sierra Tarahumara, declaró que “Isidro es el primer muerto del año; uno más de estos, sólo que [su muerte] es de alto impacto porque tenía visibilidad nacional e internacional”.

Antes de Baldenegro, existía ya una larga lista de activistas asesinados. Tan sólo en la región ancestral tarahumara han asesinado a doce en los últimos 30 años; de los cuales, cuatro de ellos, el último año. Es decir que en 2016 fueron asesinados los activistas Victor Carrillo, Elpidio Torres y Valentín Carrillo; mientras que Isidro Baldenegro fue el primero del 2017 en perder la vida. En palabras de Isela González: “Va un es del año y ya hay una víctima relacionada con la defensa del territorio.”

De acuerdo con las autoridades, Baldenegro llegó a la comunidad de Coloradas de la Virgen el jueves 12 de enero para ayudar al traslado de una tía a una valoración médica en la comunidad de Baborigame –a unas cinco horas de camino–. Durante el traslado, Baldenegro fue balaceado seis veces por Romero R.M, quien se relacionó con una familia armada del crimen organizado y ésta, a su vez, con un cacique que pretendió despojar del bosque a la comunidad. Además, uno de los hermanos de Romero R.M. fue señalado como uno de los asesinos del activista Victor Carrillo en 2016.

Si bien este es un ejemplo que llamó la atención de la Red Nacional de Organismos Civiles “Todos los Derechos para Todas y Todos” y de la Delegación de la Unión Europea –UE– y las embajadas de los Estados miembros en México, en especial para pedir a las autoridades a identificar y juzgar a los responsables ya que se trata de un asesinato de caso “grave y emblemático de la vulnerabilidad” hacia los defensores de la naturaleza y los derechos humanos, existe una larga víctimas cuyo caso no ha sido renombrado y, por tanto, no se les ha hecho justicia. 

Berta Caceres, greenpeace mx, justicia para berta caceres
www.latribuna.hn

La quintaesencia de esta situación es la de Berta Cáceres, una de las activistas hondureñas que obtuvo el mayor impacto en el medio. Ella luchó en contra del proyecto hidroeléctrico Agua Zarca, en el río Gualcarque, en Honduras; sin embargo, hubo un obstáculo que no pudo superar: su asesinato el 2 de marzo del 2016. Antes de ello, Cáceres recibió el Premio Goldman, uno de los máximos reconocimientos por la defensa del medio ambiente, y ahí sentenció: “¡Despertemos humanidad, ya no hay tiempo!”

 

Otro ejemplo es la encarcelamiento del activista indígena mexicano de Ildefonso Zamora por su movimiento pacífico en contra de la tala ilegal. En palabras de la directora para las Américas de AI, Erika Guevara-Rosas, “A Ildefonso Zamora lo están castigando por denunciar los daños que se están causando al territorio y al entorno de su comunidad. Nunca debió haber sido encarcelado y debe ser puesto en libertad inmediata e incondicionalmente. Proteger el medio ambiente y defender los derechos humanos no son delitos“. Zamora fue, en otras palabras, inculpado con acusaciones sobre testimonios falsos: “el fiscal registró las declaraciones de testigos presenciales que describieron los hechos usando exactamente las mismas palabras que si las estuvieran leyendo de un guión, no se preservó la escena del crimen y no se manejaron debidamente las pruebas.”

 

Finalmente pero no menos importante, el caso de grupo de activistas mexicanos que fueron detenidos en Nicaragua en el 2016, es un ejemplo vívido de esta situación. Bajo el nombre de Caravana para el buen vivir, estos chicos se dedicaron a recorrer México y América del Sur a favor de la incidencia en educación ambiental. Se encargaban de brindar información fe de digna sobre el uso adecuado y ecosustentable de las tierras que trabajan así como de sus derechos frente a empresarios que intentan abusar de la ignorancia e inocencia de las comunidades. Desgraciadamente el conocimiento adecuado es un factor que resulta en un conflicto de intereses para los empresarios y, por tanto, algunos miembros del gobierno de cualquier país. Por esta razón es más fácil “eliminar” a la fuente de información, a “los revoltosos”, que respetar a la biodiversidad que habita en los terrenos indígenas. 

Y si bien algunos de los chicos fueron liberados, la realidad es que el activismo en América Latina no debería, en primer lugar, impactar en los derechos humanos y seguridad de los mismos personajes conscientes de la importancia del medio ambiente; y en segundo lugar, no se cuenta con las garantías institucionales para proteger a la biodiversidad, a los habitantes que viven de ella y a los defensores de los dos primeros. 



7 remedios naturales para la depresión

Alicientes cotidianos que están al alcance para hacerte sentir mejor

La depresión va de la mano con los tiempos que vivimos. Aunque es una enfermedad que siempre ha existido, los valores promovidos, por ejemplo, desde la publicidad o desde el mismo sistema capitalista, han hecho que cada vez más personas padezcan este mal, pues hay un inagotable sentimiento de insatisfacción.

Aspectos como el éxito o la premura de la vida citadina han provocado que las personas carguen pesos psicológicos en aumento: como el estrés, la constante insatisfacción que busca saciarse con el reconocimiento social o con el infinito consumismo, van mermando la calidad de vida en pro de supuestos que darán la felicidad. Curiosamente, según los más sabios místicos de todos los tiempos, en realidad esta va de la mano con el desapego y el disfrute del momento presente, es decir, aprender a valorar lo que se tiene.

Algunos otros remedios naturales y milenarios, como los que enlistamos a continuación, también podrán ayudarte si crees tener indicios de depresión, aunque siempre será recomendable ver a un especialista si consideras que se ha salido de tus manos:

Vitamina D: está presente en alimentos como el huevo, las setas y puedes obtenerla también a través del Sol.

Hierba de San Juan: esta planta trepadora se emplea en el tratamiento de afecciones nerviosas como la melancolía y la tristeza. Eleva el ánimo y combate la depresión leve a moderada. 

Ejercicio: ejercitarte genera un cúmulo de increíbles reacciones en tu cerebro que te harán producir serotonina.

Selenio: lo encontrarás en alimentos como las lentejas, cacahuates, semillas de girasol, frijoles, huevo, té negro, plátanos, bayas, aguacate, kiwi, sandía, uvas y  fresas.

Ácido fólico: este tipo de vitamina la encontrarás en alimentos como las espinacas, acelgas, lechuga romana, lentejas, frijoles, espárragos, brócoli y naranja.

Evita aislarte: uno de los impulsos más usuales cuando se tiene depresión es el aislamiento social; sin embargo, este te llenará de sentimientos con los que te apabullarás y dejarás de escuchar otros tipos de vista sobre la vida que, en realidad, podrían ayudarte.

Luz solarestar expuesto a ella te brinda vitamina D que, como mencionábamos antes, es vital para el estado de ánimo.

 

 

 

 



Ayuda a preservar las plantas mexicanas en peligro de extinción adoptando una

La UNAM te invita a que adoptes hasta 945 plantas en peligro de extinción

Quizá el primer requisito para el cuidado del medio ambiente es el interés; simultáneamente, este tributo es probablemente la cualidad más esencial al momento de una adopción (pues de ella emana el cuidado). Cuando hacemos un híbrido de las dos anteriores, entonces pueden hacerse con éxito iniciativas muy interesantes como la que está haciendo la universidad más importante de México, la UNAM. 

En México existen más de 10 mil especies de plantas y según la SEMARNAT al menos unas 2 mil 500 tienen alguna especie de amenaza, aunque oficialmente están en peligro de extinción 945, la mayoría de ellas endémicas. Para que no se pierdan muchas de estas plantas, la UNAM ha hecho el programa Centro de Adopción de Plantas Mexicanas en Peligro de Extinción en su jardín botánico.

Con esta iniciativa podrás adoptar alguna de las 945 plantas en peligro de extinción, de las cuales ya se tiene experiencia en el cultivo de 200:

“Hablamos de plantas pequeñas, de 4 a 5 años de edad, cactáceas, que pueden llegar a vivir de 40 hasta 200 años, de manera que, cuando el público adopta una, se la lleva a su casa y adquiere el compromiso de su cuidado, el cual puede continuar incluso por generaciones”.

Hasta hoy, 3 mil 687 adoptantes ya se han llevado alguna especie consigo para cuidarla. Sumado a que con este tipo de iniciativas se preserva el medio ambiente, también se crea una cadena de cultura donde más personas conocen la biodiversidad del país, los cuidados que advierte y la sublime tarea que jugamos para preservarla. 



Descubren antridepresivos sin efectos secundarios en estas plantas mexicanas

El toronjil y la tilia tienen propiedades confirmadas, que podrían ayudar a paliar la depresión, por primera vez, sin efectos secundarios.

El estrés y la ansiedad, se han convertido en enfermedades del siglo. Afectan principalmente al sistema nervioso, y cuando se convierten en crónicas, pueden provocar una depresión, que inhibe las capacidades sociales. Una depresión puede acabar con tus proyectos, aunque cada vez es más sencillo detectarla y atenderla.

Todos en algún momento del día sentimos estrés o ansiedad, sobre todo si vives apresurado, pero si pones atención podrás notar cuando se vuelven constantes. Los antidepresivos se han tornado en un potente aliado para enfrentar esta enfermedad, pero tienen efectos secundarios, y son hechos con químicos adictivos. En este contexto, un grupo de científicos mexicanos anunciaron un descubrimiento que da luz al tratamiento natural de la depresión: se encontró que en las plantas toronjil (Agastache mexicana) y la tilia de hoja (Tilia americana variación mexicana), existen propiedades antidepresivas y ansiolítcas.

Además de tener las anteriores cualidades, estas dos especies también tienen propiedades sedantes, analgésicas y anticonvulsivos.”Sus compuestos llamados flavonoides han sido reconocidos incluso como una nueva familia de medicamentos psicotrópicos (benzodiacepinas), con la ventaja de no presentar efectos secundarios”, comentó la doctora Eva Aguirre Hernández, especialista de la Facultad de Ciencias de la UNAM para La Jornada.

Los flavonoides de estas plantas también poseen propiedades antioxidantes que protegen a las células del estrés oxidativo, relacionado con patologías asociadas al envejecimiento, como las enfermedades de Alzheimer y enfermedad del Parkinson. Se espera que pronto se inicien tratamientos en personas, con estas especies. Los depresivos actuales, generan sedación y dependencia en los pacientes, librarnos de esto sería un gran avanc,  hoy que la depresión es común, e identificable.



El sol es el mejor antidepresivo natural

No estar expuestos al sol causa una deficiencia de vitamina D que es responsable por una serie de malestares incluyendo un sistema inmunológico débil, dolores estomacales y depresión.

Es muy difícil conseguir vitamina D a través de los alimentos, ya que sólo se encuentra en pescados grasos, algunos hongos y soya orgánica. La mejor manera de conseguir la vitamina es indudablemente a través del sol. Ya que se produce fotoquímicamente en la piel a partir de 7-dehidrocolesterol, este se sucede con una eficacia impresionante: el exponer todo el cuerpo al sol por media hora producimos entre 10 mil y 20 mil UI (unidades internacionales) de la vitamina, esto se debe a una reacción con los rayos ultra violeta.

La falta de exposición al sol en algunos países nórdicos es una de las causas principales de la depresión de los habitantes, al grado que durante los inviernos les recetan dosis de tres meses de vitamina D para combatir los efectos físicos causados por la ausencia del sol en cielos permanentemente grises. Una deficiencia de vitamina D sólo se puede combatir tomando la versión sintética ya que los alimentos no aportan las cantidades necesarias para balancear nuestro sistema. Los síntomas de la falta de vitamina D incluyen dolores musculares óseos, deterioro cognitivo en adultos mayores, asma severo en niños pequeños e infecciones debilitantes (respiratorias y estomacales).

Para evitar una deficiencia de la “vitamina del sol” podemos intentar pasar algo de tiempo afuera; caminatas cortas, paseos por bicicleta, lectura en una banca del parque son solo algunos ejemplos de cómo recargar nuestra vitamina D. Prevenir es siempre mejor que lamentar, mientras más informados estemos en cuanto a la salud de nuestro cuerpo podremos reconocer los síntomas antes de tener que lidiar con problemas serios. Extrañamente los países con más deficiencia de vitamina D son Australia, Estados Unidos y Canadá, que nos recuerda que pasar todo el día encerrado en una oficina o en casa no aporta nada a nuestra salud; una vida pasiva es mucho más nociva que una activa.

Pareciera que los humanos dependemos de la luz solar tanto como las plantas, lo que nos recuerda que a pesar de nuestra forma no sustentable de vida, tenemos mucho más en común con el reino vegetal de lo que creemos. El balance de nuestro planeta se refleja en todos los niveles; debemos empezar cuidando nuestro organismo para después poder ocuparnos de otros.

 Con información de The Telegraph.

Observatorio

Seguimiento a los asuntos ambientales y de ecología más urgentes de México.

Biblioteca Ecoosfera

Una compilación de lecturas (libros, ensayos, etc) disponibles en PDF sobre temas como sustentabilidad, medioambiente y salud.

Ir a Biblioteca