Close

Aprende a secar las plantas medicinales de tu huerto con estos sencillos pasos

En varios artículos pasados hemos hablado de cómo crear tu propio huerto de plantas aromáticas y medicinales. Sin embargo, a veces no sabemos cómo prepararlas para incluirlas en algunas recetas de cocina o remedios caseros, en especial si necesitamos que se mantengan en perfectas condiciones durante un período largo de tiempo.

Basta con descubrir la mejor manera de secar las plantas, y así disfrutar de todos sus increíbles beneficios. Por ello te compartimos algunos consejos que, de acuerdo con EcoAgricultor, te ayudarán a hacerlo desde la comodidad de tu hogar:

Cuando coseches las plantas, hazlo cuando el rocío de la mañana se haya evaporado (un poco antes del mediodía); sin embargo, si lo que buscas es la raíz o el tubérculo, el mejor momento será en la última hora de la tarde.

Conforme cortas las plantas, ponlas boca abajo y agítalas suavemente, de modo que se desprendan los bichos o el polvo que se esconden entre las plantas. Después pásalas por agua para limpiarlas, dejándolas sobre toallas de algodón o de papel. Procura evitar dejarlas bajo contacto directo del Sol, ya que este podría alterar sus principios activos.

Cuando las almacenes evita usar bolsas o cajas de plástico y sustitúyelas por unas de papel, tela o madera, de manera que las hierbas puedan secarse en una zona oscura, bien ventilada (pero sin mucho viento), sin humedad y a una temperatura entre 23 y 25°C.

Puedes hacer pequeños ramilletes, atándolos con una cuerda y colgándolos boca abajo. Mantenlos en esa posición durante 2 semanas (dependiendo de la planta). También puedes ponerlas en cajones cubiertos de una malla o rejilla para que el aire pueda circular, poniendo una segunda capa de tela de tejido natural (algodón o lino). En cualquiera de ambos métodos, procura evitar el uso de periódicos o revistas, ya que contienen tinta que afectaría las propiedades de las plantas.

Así, observa a diario cómo va evolucionando el secado: en caso que las dejes durante mucho tiempo, podrían perder todas sus propiedades y convertirse en ceniza por lo que, cuando notes que las hojas están listas (rígidas), almacénalas en tarros de cristal opaco con cierre hermético. 

 

Foto principal: Flores y plantas/Flickr

Ver Más
Close