Conoce 3 alternativas caseras para las pastas dentífricas

Considerando que un individuo se lava los dientes en promedio 730 veces al año, el contacto directo con estos químicos parecería inevitable. Sin embargo, existen diversas recetas para elaborar, de manera casera, pastas de dientes libres de esos químicos nocivos.

Hace algunos años, los dentistas recomendaban las sales de fluoruro para prevenir problemas de caries. Se creía que este compuesto incoloro y soluble en agua, bloqueaba la acción de cualquier bacteria en los dientes, e incluso en el sistema digestivo.

No obstante, de acuerdo con la información proporcionada por la Organización Mundial de la Salud (WHO, por sus siglas en inglés), el uso excesivo del fluoruro puede provocar serios problemas en el sistema digestivo, en la dentadura y otras enfermedades. Por ejemplo, se relaciona la pérdida del esmalte dental y el desgaste de los huesos con el abuso de este compuesto químico.

Incluso, de acuerdo con el doctor Russel Blaylock, otra posible consecuencia del uso excesivo del fluoruro es la alteración en la producción de la melatonina, la hormona reguladora del sueño; y también el incremento en la absorción del aluminio en el cerebro (lo que propaga el metal tóxico a lo largo del cuerpo).

Podemos usualmente encontrar este compuesto en las pastas dentífricas convencionales; productos que poseen otras composiciones nocivas como el fluoruro de sodio, colorantes sintéticos derivados del petróleo, alquitrán, hidróxido de sodio, sulfato de sodio, dióxido de titanio, edulcorantes artificiales y triclosán.

pasta-de-dientes

Considerando que un individuo se lava los dientes en promedio 730 veces al año, el contacto directo con estos químicos parecería inevitable. Sin embargo, existen diversas recetas para elaborar, de manera casera, pastas de dientes libres de esos químicos nocivos. Ecoosfera te comparte tres de ellas:

  1. Una pasta dentífrica sencilla. Basada en la receta de Stephanie Tourles, esta pasta es de una aplicación sencilla y que puedes adecuar a tu gusto. Ingredientes:

1 cucharadas de bicarbonato de sodio

½ cucharadas de sal de mar, finamente molida

1gota de aceite de menta, clavo o cítricos

Unas gotas de agua

Mezcla los ingredientes hasta que el compuesto se convierta en una pasta espesa. Colócalo en tu cepillo de dientes y listo.

  1. Pasta dentífrica vegana. Muchas pastas de dientes contienen glicerina de origen animal para mantener cierta textura. Si deseas que tu pasta contenga este compuesto de origen vegetal, intenta esta receta. Ingredientes:

2 cucharaditas de glicerina vegetal

4 cucharadas de bicarbonato de sodio

½ cucharaditas de goma de guar

8 cucharadas de agua

5 gotas de aceite de menta, clavo o cítricos

Coloca todos los ingredientes, salvo el aceite, en una olla a fuego lento. Durante cinco minutos, mueve la mezcla hasta que se forme una pasta espesa. Deja que se enfríe y entonces añade el aceite. Colócalo en un tarro limpio y a temperatura ambiente.

  1. Pasta dentífrica a base de coco. En vez de utilizar la glicerina, esta receta emplea el aceite de coco para disfrazar el sabor del peróxido de hidrógeno y del bicarbonato de sodio. Incluso, puedes agregarle a la fórmula unas cuantas gotas de stevia. Ingedientes:

6 cucharaditas de bicarbonato de sodio

¼ cucharaditas de peróxido de hidrógeno

2 cucharadas de aceite de coco (lo suficientemente caliente para que esté en estado líquido)

10 gotas de aceite de menta, clavo o cítricos

Mezcla todos los ingredientes en un tazón hasta adquirir una pasta espesa. Si consideras que la fórmula aún está seca, agrégale un poco de bicarbonato de sodio y aceite de coco. Almacénalo en un contenedor opaco (debido al peróxido) y listo.



Seamos adultos con educación ambiental de calidad

Es momento de dejar atrás las clases de ciencias naturales básicas y poder desempeñar roles profesionales para el desarrollo de un estilo vida sustentable en el trabajo, la política, cultura, etc. Pasar de la teoría a la práctica.

Hasta hace pocos años hablar la educación ambiental era considerada un área de estudio que podías encontrar medianamente explicada en la currícula escolar dentro de las materias de ciencias naturales, o geografía, un poco más en civismo e incluso biología. Sin embargo, en ningún caso se le prestaba la suficiente atención e importancia que merece el tema que aborda y no solamente por parte de los niños, sino en la cotidianidad de los adultos.

Casi como si fuera un cliché, la educación ambiental se considera como un conjunto de dinámicas de juegos y manualidades que enseñan a los niños a cuidar el medio ambiente. Pero en realidad es una disciplina metodológica que brinda las herramientas, conocimientos y refuerza habilidades para que todas las personas, sin importar su edad, conozcan cuáles son las maneras en las que pueden contribuir a un desarrollo sustentable de la sociedad.

La educación ambiental va más allá de buscar concientizar a las personas sobre las problemáticas de nuestro planeta, sino que se enfoca en generar cambios e iniciar acciones reales, con resultados tangibles, a nivel individual, comunitario e incluso gubernamental.

Ahora, esta disciplina es más importante que nunca, especialmente enfocada a las personas adultas, porque debido al avance acelerado de los daños ambientales que estamos sufriendo, no podemos esperar a que las nuevas generaciones estén listas para incidir un cambio. Es hoy cuando debemos empezar a implementar soluciones. Somos los adultos de hoy quienes tenemos la responsabilidad de cuidar nuestro entorno y además de brindar educación ambiental a los más pequeño, pero ¿Cómo lo haremos si como adultos nos resistimos a ser educados?

Necesitamos adultos preparados para afrontar las crisis ambientales en el aspecto económico, que construyan nuevos modelos de desarrollo que busquen la sostenibilidad y sustentabilidad, en incluso que se implementen proyectos que reviertan los impactos negativos que estamos generando día con día. Por ello, la educación ambiental no debe ser sólo para los niños, sino para los adultos que pueden implementar medidas correctivas en este momento.

Si bien es cierto que la sensibilización y concientización son eje trasversal de la educación ambiental, los adultos debemos ir un paso más allá y comenzar a profesionalizarnos en materia ambiental. Sin importar tu desempeños personal o profesional, tus gustos, aficiones o hobbies, todos somos responsables del cuidado del medio ambiente y desde la trinchera de cada uno se puede hacer algo para asegurar su estabilidad.

Cuando alguien desea incrementar sus conocimientos, mejorar su habilidades o conocer nuevas técnicas, por ejemplo, se toman cursos o talleres. Lo mismo sucede con quienes estén interesados en cuidar el medio ambiente. Algunas veces no basta con regar una planta o ver una película, es necesario comenzar a educarnos en temas ambientales para poder realizar aportaciones significativas y con resultados tangibles.

Es momento de dejar atrás las clases de ciencias naturales básicas y poder desempeñar roles profesionales para el desarrollo de un estilo vida sustentable en el trabajo, la política, cultura, etc. Pasar de la teoría a la práctica.

Es cierto que no puedes cuidar lo que no amas y parte fundamental de esta premisa parte del desinterés de las personas por convivir con espacios naturales e incluso de simplemente querer participar en la cuidado de la naturaleza.

No necesitamos vivir rodeados de árboles o estar en medio de un bosque para aprender a cuidar nuestro entorno. Cuidar el medio ambiente es una tarea cotidiana que podemos hacer en cualquier lugar.

Por ello, hoy toma más importancia que las personas adultas puedan prepararse y recibir educación ambiental que les permita crecer personal y comunitariamente en un entorno saludable.

Algunas veces las soluciones están tan cerca que no las vemos, pero te invitamos a abrir tu computadora y buscar talleres en línea, consultorías, cursos y convenciones que puedan mejorar tu educación ambiental para que tú te conviertas en un embajador por el cuidado del medio ambiente.

Deja atrás las creencias donde se adjudica a las nuevas generaciones la responsabilidad de revertir el daño que estamos haciendo ahora y comienza asumir tu compromiso ambiental de una manera más profesional y especializada.

COLABORACIÓN DE EARTHGONOMIC MÉXICO, A.C. Nuestra misión es fomentar el desarrollo de la sociedad en armonía con el entorno natural y el respeto a los seres vivos. Para más información visita: www.earthgonomic.org @Earthgonomic y /Earthgonomic



¿Por qué el flúor de tu pasta dental podría ser dañino?

De acuerdo con la OMS, el flúor puede provocar serios problemas de caries, entre otras enfermedades digestivas y cognitivas

Cuando fuimos pequeños, al visitar al dentista por alguna caries, llegaron a recetarnos sal de fluoruro. Decían que una pequeña dosis nos ayudaría a prevenir la caries, ya que bloquea cualquier acción de alguna bacteria, e inclusive se llegó a recetar para curar otras enfermedades estomacales.

Incoloro y soluble en agua, el fluoruro es una sal que extermina a microorganismos del sistema digestivo; no obstante, y de acuerdo con la OMS, puede provocar serios problemas de caries, entre otras enfermedades digestivas. Según las investigaciones, el uso constante de este compuesto debilita y perjudica el esmalte dental, y desgasta y debilita los huesos.

Además, la presencia excesiva del fluoruro en el cuerpo provoca la reducción en la producción de melatonina, hormona reguladora del sueño. La alteración de esta sustancia orgánica provoca una mayor absorción de aluminio en el cerebro, propagando toxicidad en el cuerpo. Las consecuencias son evidentes: desajustes en el desarrollo cognitivo, declive en el sistema inmunológico, incidencia de enfermedades autoinmunes y presencia de hipotiroidismo, entre otros.

Incluso se ha llegado también a asociar el consumo de este químico con enfermedades cerebrales como el Alzheimer o la demencia senil. Esto es debido a las toxinas (como el aluminio) encontradas en el agua fluorada. El Dr. Blaylock explica:

Un estudio muestra que, al agregar fluoruro al agua, cuando contiene pequeñas cantidades de aluminio, puede causar una destrucción severa de células cerebrales en el área de aprendizaje y memoria. […] La presencia del fluoruro incrementa la biodisponibilidad de aluminio, provocando su aparición tóxica en la sangre y en el cerebro.



Casas inspiradas en los árboles podrían ser la manera de hacer las paces con el bosque

El estudiante de arquitectura Konrad Wójcik diseñó un “suburbio” de casas en el bosque que no dejan huella ambiental y que, por su diseño y su forma, se pierden entre los árboles y parecen parte de la naturaleza.

El estudiante danés de arquitectura Konrad Wójcik desarrolló un proyecto notable en el que re-imagina cómo podría vivir la gente fuera de las ciudades, y aún hacer uso de ellas. Es decir, proyectó una suerte de suburbio sin el impacto ambiental que tienen los suburbios típicos, que dejan su huella ambiental principalmente por medio del transporte. Su solución son casas en forma de árboles que estén adicionadas con todo tipo de diseños sostenibles y que estén localizadas en la mitad de un bosque pero a distancia perfecta para ir de ida y vuelta a la ciudad en bicicleta.

“Observando a los humanos y a su frecuente ausencia de respeto hacia el ambiente natural, como arquitecto quería crear algo fresco, algo que pudiera proporcionar no solo refugio sino también todas las necesidades de la sociedad actual”, apunta Wójcik.

3026163-slide-s-tree-house-03

Los árboles ya están optimizados como refugios auto-suficientes para otros animales. Trabajan con energía renovable, fertilizan la tierra, limpian el aire y proporcionan visibilidad, sombra y ventilación. Así, el diseño de este estudiante se basa en los mismos principios. Un lado de la casa en forma de pino está cubierto de paneles solares. Una bomba de calor toma más energía de la tierra; un bio-digestivo convierte cualquier desperdicio en más poder; enormes ventanas reducen la necesidad de luz eléctrica y permiten la entrada de aire fresco.

3026163-slide-s-tree-house-02

Debido a que Wójcik quiso que las casas no tuvieran nada de huella ambiental, escogió no usar cemento o acero en la construcción; en lugar de ello diseño un marco de madera ligera que fuera suficientemente fuerte para soportar la casa entera. Un tronco sostiene la casa y todo en el interior, desde paredes hasta muebles, está hecho de materiales reusables.

3026163-inline-s-tree-house-01

Las casa tienen cuatro pisos pequeños y está diseñada para dos personas (cuatro serían posibles pero un poco apretados, dice). “Es un espacio completamente funcional para vivir. Pero, claro, el perfil es gente sana con la mente abierta”. Cada casa estaría suficientemente alejada de la otra como para ser invisibles. Este proyecto está buscando interés de compradores, pero sin duda es una belleza con tintes utópicos. Tendría que ser construido en ciudades que tengan un bosque bastante cerca y que tengan habitantes hartos de la polución y el barullo.

3026163-slide-s-tree-house-06



5 cosas que contaminan el aire de tu casa y oficina (y como evitarlas)

La contaminación del aire no solo se da en las calles, el aire de tu casa u oficina podría tener aún más toxinas peligrosas que el aire exterior. Aquí algunas de ellas.

Generalmente asumimos que el aire al interior de los edificios es más limpio que el de las calles. Por lo menos en las grandes urbes el interior de una oficina o de un hogar generalmente huele mejor que una de las avenidas principales, sin embargo, asumir que por esta razón el aire del exterior es más toxico podría ser un gravísimo error. A continuación te presentamos una lista de contaminantes que probablemente estés respirando en casa u oficina, así como algunas sugerencias para evitar que estos alcancen un nivel peligroso.

1. Combustión

La quema de gases y las partículas que resultan de este proceso son la principal fuente de contaminantes al interior de edificios en el mundo. Se estima que los gases producidos por estufas de uso doméstico (categoría que incluye chimeneas, hornos y calentadores) causan la muerte de 4 millones de personas al año.

Los principales contaminantes de la combustión son: monóxido de carbono, dióxido de nitrógeno y materia en partículas.

Para evitar la acumulación de estos gases, procura siempre abrir las ventanas mientras cocinas y usar un ventilador para que la circulación del aire sea óptima.

2. Compuestos orgánicos volátiles (COVs)

Estos son compuestos orgánicos y químicos que emiten vapores que contaminan el medio ambiente y pueden ser peligrosos para nuestra salud. Se encuentran en una amplia variedad de productos, desde pintura, pegamento, impresoras hasta cortinas de baño. Los niveles interiores de COVs son hasta 5 veces mayores a los del exterior. Uno de los más peligrosos y más conocidos es el formaldehido, que se encuentra en pinturas, algunas fibras sintéticas, barnices para maderas y azulejos de linóleo.

Para evitar respirar COVs utiliza materiales naturales en tu casa: busca alfombras y tapetes hechos con fibras naturales como lana, sisal y algodón. Si planeas instalar un piso de madera busca uno sellado con poliuretano a base de agua. Otros materiales no tóxicos incluyen el bambú, corcho y vidrio reciclado.

3.  Moho y hongos

mold-investigation

Estos se dan cuando la humedad de un lugar rebasa el 60%. Para evitar brotes debes mantener los espacios secos, para hacerlo puedes utilizar un deshumidificador o ventilador. Además, simplemente limpiar bien con agua y jabón, cloro o peróxido de hidrogeno eliminará brotes pequeños.

Las consecuencias de vivir con moho y hongos varían, pero se les ha asociado con la congestión nasal, sibilancias y la irritación de la piel. Algunos estudios los han asociado también con el desarrollo de asma en niños.

4. Polvo y heces

Un sinfín de edificios está plagado por ratas, cucarachas y ácaros de polvo. Todos estos animales dejan tras de sí heces alergénicas y hasta partes de su cuerpo. La orina de roedores puede causar problemas respiratorios.

Una excelente limpieza es la mejor manera de evitarlos. Como con el moho y los hongos, limpiar  con cloro, agua y jabón, así como mantener los espacios sin polvo es esencial. Siempre mantén todos los espacios bien ventilados.

5. Pesticidas

Controlar cualquier brote con pesticidas tóxicos es mucho más nocivo que el brote en sí y más si se trata de un espacio cerrado. Los síntomas de una exposición a pesticidas varían de dolores de cabeza y nausea hasta un riesgo más alto de padecer cáncer y daños cerebrales.

Evita usar pesticidas tóxicos dentro de casa, en vez busca algún alternativo natural. Si debes recurrir a pesticidas porque el brote es demasiado grande, asegúrate de ventilar el espacio lo mejor posible.

Recuerda que para evitar brotes nocivos y evitar gases tóxicos es esencial dar una buena limpieza a todos los espacios y además siempre debes de buscar una solución natural antes de una química y potencialmente tóxica.



Casas de lujo para cangrejos ermitaños: un proyecto a propósito de la contaminación océanica

La artista japonesa Aki Inomata decidió dedicarse a construir las más finas casas para los ermitaños, que pasan su vida preocupados por encontrar a dónde mudarse.

……………………………

La búsqueda de casa puede ser una actividad muy angustiante, pero nada comparado con lo mal que la pasan los cangrejos ermitaños. Nacen sin caparazón para proteger su vulnerable cuerpo y pasan su vida buscando una nueva casa ya que dejan de caber muy rápido en las que encuentran. Y para ellos es una cuestión de vida o muerte: si no pueden retraerse completamente dentro de una concha casi seguramente se las comerá algún pájaro.

Con la creciente contaminación de los océanos, no quedan suficientes casas para estos artrópodos marinos. Pero gracias a la artista japonesa Aki Inomata, quien ha decido dedicarse a crear arquitectura para cangrejos, algunos de ellos pueden despreocuparse.

327228f8-ec75-41ff-bb93-47bdfbe06075-460x276

Sus diseños van desde el horizonte citadino de Manhattan a un pueblo en la montaña de Santorini a los preciosistas edificios de París, todos ellos construidos con un interior de espiral perfecto para ermitaños. Así, algunos cangrejos con suerte vivirán en las ciudades más bellas del mundo mientras están protegidos de sus depredadores.

También en Ecoosfera: 10 acciones a tu alcance para tener mares y océanos libres de basura (INFOGRÁFICO)

[Guardian]

Observatorio

Seguimiento a los asuntos ambientales y de ecología más urgentes de México.

Biblioteca Ecoosfera

Una compilación de lecturas (libros, ensayos, etc) disponibles en PDF sobre temas como sustentabilidad, medioambiente y salud.

Ir a Biblioteca