El cambio climático afectará cada centímetro del océano

Para determinar el futuro de los océanos, un nuevo estudio tomó en consideración la temperatura, la acidez y el oxígeno disuelto.

Estudios anteriores que habían medido los efectos del cambio climático en el futuro de los océanos, pero tendieron a enfocarse en los efectos del amento de temperatura y la acidez de ecosistemas marinos. Sin embargo, otras condiciones oceánicas, incluyendo la disolución de oxígeno y productividad, o la abundancia de pequeños organismos y plantas que se forman la base de la cadena alimenticia marina, también juegan un papel importante en la salud general del mar.

De acuerdo a un nuevo estudio de la Universidad de Hawai, cada esquina del océano –desde los polos y la superficie marina hasta el suelo marino– atravesará cambios químicos asociados con el cambio climático global para el 2100, poniendo en jaque no sólo a toda la vida marina, sino las vidas de miles de millones de personas que subsisten de los ecosistemas marinos.

El mismo estudio reporta que los cetáceos (el grupo de mamíferos que incluyen ballenas, delfines y marsopas) así como los pinnípedos (así como focas y morsas) enfrentarán la mayor cantidad de cambios.

“Ya sabíamos que los arrecifes de coral son muy susceptibles al cambio de temperatura, pero nuestros modelos muestran que serán los menos impactados”, apunta Camilo Mora, co-autor del estudio. “Así que pueden imaginar como será para otros ecosistemas”.

La mayoría de nosotros, aunque no vivamos en la costa o cerca de la costa, ignoramos en gran medida lo mucho que nuestra vida depende de la salud oceánica. El hecho de que el ecosistema marino cambie por completo, como refleja este estudio, afectará de maneras inimaginables a las generaciones futuras. En Ecoosfera 10 tips para ayudar al océano desde tu casa, y Tips para reducir la emisión de gases nocivos.



Conoce el contenedor flotante que limpia el océano

Construido a partir de plástico reciclado almacena grandes cantidades de desechos, e incluso petróleo o detergentes en el agua.

Uno de los más tristes indicadores de nuestra ambiciosa manera de vida, en la que el consumismo pareciera ser la máxima, es el nivel de contaminación en los océanos. Existen sobre todo algunos puntos donde las corrientes marítimas hacen confluir grandes cantidades de basura, sobre todo de engorroso plástico, y donde se forman literales islas de desechos…

Las iniciativas para limpiar el océano son cada vez más, y dos australianos, Andrew Turton y Pete Ceglinski, han creado Seabin, un contenedor flotante hecho de plástico reciclado que va recolectando basura en el agua.

Este colecta botellas, papel, e incluso líquidos como petróleo, combustible o detergente que está en el mar.

Una de las metas es hacer Seabin a partir de nuestro plástico y simultáneamente capturar más, es un efecto dominó. (…) La secunda meta es crear un mundo donde no necesitemos de Seabin.

Sus Seabin son hechos por sus creadores desde casa, y en 2016 lanzarán los primeros prototipos, que de hecho, han sido probados ya en su efectividad. Para que este proyecto tenga más alcance puedes apoyarlo en Indiegogo y obtener más información del mismo en seabinproject.com.

[boredpanda]



Las fotografías de las sirenas contemporáneas que llaman al cuidado del océano (FOTOS)

Mujeres de todo el mundo y de todo tipo de belleza posan para salvar al océano.

Desde el 2012 las fotógrafas Angelina Venturella y Chiara Salomoni han viajado por el mundo, sobre todo en parajes rodeados de agua como los océanos. Han convocado a personas comunes, sobre todo a mujeres, cuya belleza natural nos recuerda que la diversidad es más sublime que la estética homogénea promovida desde los medios de comunicación. Con la ayuda de una producción notable en vestuario han convertido humanas en sirenas contemporáneas (algunas de sus colas han costado miles de dólares). 

La producción de las fotos es muy sorprendente. Alguna que otra estrella de Disney aparece en las fotografías pero la mayoría son mujeres comunes. 

Estas imágenes forman parte del Project Mermaids hecho para hacer conciencia sobre la protección de los océanos. Ahora han acumulado un bagaje bastante sugerente y grande y han conseguido algunas muestras de arte. Las ganancias serán para la asociación Save Our Beach: te recomendamos ver su serie completa en su sitio.



La fascinante magia de la geometría fractal está en el océano

El cineasta italiano Sandro Bocci, también conocido como Bolidesottomarino, rinde honor a este elemento indispensable del planeta: el océano.

El océano es un lugar misterioso, en cuyos rincones habitan criaturas con simetrías casi perfectas y colores infiltrados por el inconsciente colectivo.  Se trata de un ecosistema que refleja la magia trascendental del micromundo y el cosmos, de la experiencia fractal y el caos.

Basta con observar atentamente este escenario para desestabilizar tanto la perspectiva espacial como  el continuum temporal, y así dejarse encandilar por las escenas vibrantes de los organismos que cohabitan en este planeta.

Por ello, el cineasta italiano Sandro Bocci, también conocido como Bolidesottomarino, rinde honor a este elemento indispensable del planeta: el océano. En su film Porgrave, enaltece la belleza perfecta de la naturaleza para demostrar la importancia del cuidado que el mundo necesita:

Es una película experimental que órbita entre las reflexiones filosóficas y científicas acerca del tiempo y el espacio, y que, a través de varias técnicas cinematográficas, abarca la magnificencia. Y con un soundtrack excitante, transmite vibras entre la ciencia y la magia.

 

 



La Tierra tiene la suficiente agua para rellenar los océanos tres veces

De acuerdo con Jacobsen, el agua subterránea se encuentra encerrada en una capa de mineral llamada ringwoodita.

Tras décadas de investigación científica, el geofísico Steve Jacobsen de la Northwestern University, en EE.UU., señaló que el agua de la Tierra puede venir desde su interior, de donde sale a la superficie por procesos como la actividad geológica (en vez de ser depositada por cometas de hielo). 

De acuerdo con Jacobsen, el agua subterránea se encuentra encerrada en una capa de mineral llamada ringwoodita, la cual se encuentra  presionando hacia el interior a unos 660 km por debajo de la corteza de la Tierra. Este gigantesco reservoir contiene la suficiente agua como para rellenar los océanos del planeta… ¡tres veces! 

screen_shot_2014-06-13_at_9.44.50_amEste descubrimiento está transformando potencialmente la manera de comprender la composición física y química del planeta; ya que: 

[L]os procesos geológicos de la superficie de la Tierra, como las erupciones volcánicas o los temblores, son una expresión de lo que hay en el interior de la Tierra, fuera de nuestra vista. Creo que por fin podemos observar evidencia de todo el ciclo del agua de la Tierra, lo que ayuda a explicar la vasta cantidad del agua líquida en la superficie de nuestro planeta habitable. Los científicos han estado buscando esta agua faltante durante décadas.

Jacobsen es el primero en ofrecer evidencia directa de que exista agua en el manto llamado “zona de transición”, donde el mineral ringwoodita actúa como esponja debido a su estructura cristalina, atrayendo el hidrógeno y atrapando el agua. Esto lleva a un proceso donde el agua puede compenetrarse y unirse con la roca: “Si [el agua de reserva] no estuviera ahí, no habría agua en la superficie de la Tierra, y los picos de las montañas serían los únicos terrenos fértiles.”



¿Estamos al borde de una extinción masiva de peces?

Científicos y expertos en el tema estiman que si continuamos con los métodos insustentables de pesca, para el 2050 nuestros mares estarán vacíos.

Desde hace algunas décadas, los científicos del mundo han advertido un cambio radical en nuestros mares: los peces que más disfrutamos comer se están extinguiendo. Una de las consecuencias de nuestro gusto por este alimento, el rápido crecimiento de la población y la desmesura de nuestra pesca comercial, ha impactado en los mares tan profundamente que algunos científicos han llegado a una conclusión escalofriante: en solo 36 años, (quizá antes) nuestros mares estarán despoblados de peces.

El pescado es una de las fuentes de alimento principales para más de 3 billones de personas en el mundo. La mayoría de nosotros consumimos pescado obtenido del mar bajo condiciones que, lejos de ser sustentables, han diezmado por completo las poblaciones de peces como el salmón del Atlántico, atún, hipogloso, pez espada, y el bacalao del Atlántico. Si no cambiamos por completo el funcionamiento de la industria pesquera y establecemos algún tipo de moratorio a estas especies, desaparecerán por completo en unos cuantos años.

¿Y cómo podemos modificar a la industria pesquera si tantísimas personas dependen de ella?

El Chef estadounidense Dan Barber cree haber encontrado la solución al problema: piscicultura sostenible. En su plática TED, explica el camino que lo llevó a encontrar la solución a la crisis pesquera: en España una granja de peces sustentable que no abusa del medio ambiente, ni utiliza hormonas y menos antibióticos.

Este recorrido es particularmente relevante porque la piscicultura se ha hecho de muy mala fama. Y es que la solución al abuso de los mares no es más abuso a la naturaleza, y los actuales métodos de producción de alimentos hacen precisamente esto. Una piscicultura sustentable y transparente podría ofrecer una solución relativamente sencilla a un problema enorme, pero, para hacerlo, primero debemos renovar la manera en la que percibimos la producción de alimentos. Debemos pensar a largo plazo y no en la inmediatez de nuestros deseos.

Algunos ejemplos de piscicultura sustentable incluyen: Sustainable Blue, en Canadá, Sustainable Seafood Coalition del Reino Unido y Urban Organics en Estados Unidos.

Observatorio

Seguimiento a los asuntos ambientales y de ecología más urgentes de México.

Biblioteca Ecoosfera

Una compilación de lecturas (libros, ensayos, etc) disponibles en PDF sobre temas como sustentabilidad, medioambiente y salud.

Ir a Biblioteca