Alumbrando la ciudad con biolámparas de algas

Utilizando micro-algas que consumen carbono y emiten una luz tenue, estas lámparas podrían alumbrar las ciudades sustentables del futuro.

En una reciente charla de TED, la activa plataforma dedicada a celebrar grandes ideas, Pierre Calleja bioquímico francés, presentó un prometedor concepto: una biolámpara a base de algas marinas que ilumina al mismo tiempo que absorbe el carbono del medio ambiente. Actualmente Calleja trabaja en FermentAlg, una compañía dedicada a desarrollar tecnología eco-amigable cuyo fin es crear ciudades con una neutralidad de carbono.

La lámpara utiliza micro-algas, una forma de vida que ha existido en el planeta desde hace unos 4 mil millones de años. Según Calleja utilizarlos es el principio de “una revolución. Tendremos estas micro-algas en todos lados, en bioplásticos en los teléfonos celulares, en cosméticos para la piel,  como medicinas adentro del organismo, o como un combustible”. La principal ventaja de utilizar estos organismos es que producen oxígeno y además atrapan el CO2, que podría ayudarnos a combatir el calentamiento global. Calleja sostiene que estas lámparas son muy versátiles y que podrían utilizarse en estacionamientos subterráneos, parques e incluso adentro de edificios.

La luz que estas lámparas emiten es tenue, y en palabras de Calleja, “muy especial”. ¿No sería fabuloso vivir rodeados de micro-algas que limpian el planeta al mismo tiempo que despiden una luz esmeralda?

El video de TED:



Estos son los países que más (y menos) invierten en energía limpias en Latinoamérica

El Informe sobre Tendencias de Inversión en Energías Renovables ha dado la sorpresa de presentar a países en desarrollo, por primera vez, como los principales inversionistas.

Foto:feminte.com

En la última década los países que habían llevado la batuta en la inversión de energías limpias habían sido las naciones desarrolladas. Sin embargo el año pasado, por primera vez, esta estafeta ha pasado a manos de países en desarrollo.

Según el décimo Informe sobre Tendencias de Inversión en Energías Renovables, realizado por el Centro de Colaboración para la Financiación de Clima y Energía Sostenible de UNEP (el programa de Medio Ambiente de Naciones Unidas) y dado a conocer mediante publicación especializada Bloomberg, este año los grandes inversionistas han sido China, India y Brasil.

Si excluyes a Brasil, que es el líder indiscutible de América Latina, hace 10 años la inversión regional era de US$1.000 millones al año, o quizás un poco más. Mientras que en los últimos tres años ha aumentado a US$6.000, US$7.1000 y US$9.3000 millones, así que definitivamente hay una curva de crecimiento en Latinoamérica”. Advierte Angus McCrone para BBC Mundo.

 

Los siguientes países, excluyendo a Brasil fueron los países que más invirtieron en 2015 en energías limpias:

México US$3.900 millones

Chile US$3.400 millones

Uruguay US$1.100 millones

Honduras US$567 millones

Perú US$155 millones

 

Por su parte, los países que menos invirtieron:

Argentina

Colombia

Venezuela

 

Cabe apuntar que lo anterior no significa que las inversiones sean hechas directamente por los gobiernos, sino en su mayoría por corporaciones. Sin embargo, se reconoce que estas inversiones pudieron hacerse gracias a las políticas públicas orquestadas por el Estado.

En el caso de México, por ejemplo, la apertura al sector energético por medio de la Reforma Energética ha permitido la entrada de capitales para la inversión en energías limpias, aunque la reforma refuerza, paradójica y mayormente, la explotación de hidrocarburos. También, el hecho de que sean energías limpias, no significa que no generen conflictos ambientales y sociales en las comunidades...



Descubre en dónde estará la planta mareomotriz más grande del mundo

Gracias a la atracción gravitatoria de la Luna y el Sol sobre las masas acuíferas de la Tierra, es posible obtener energía del movimiento en un eje con mecanismos de canalización y depósito.

En los últimos años se ha dado a conocer una serie de energías ecosustentables que permiten reducir la huella ecológica y cuidar así el medio ambiente; tales como la energía solar o eólica. Sin embargo, muy poco se conoce al respecto de la energía mareomotriz, la cual aprovecha la energía de las mareas según la posición relativa de la Tierra y la Luna.

Gracias a la atracción gravitatoria de la Luna y el Sol sobre las masas acuíferas de la Tierra, es posible obtener energía del movimiento en un eje con mecanismos de canalización y depósito. Es decir que con un alternador se puede usar un sistema de generación de energía eléctrica.

imagen

Ahora Escocia tiene el objetivo de crear la mayor planta de energía mareomotriz del mundo. La empresa de Atlantis, una empresa australiana, acaba de comenzar la construcción de esta planta que aprovechará el impacto de la luna sobre la marea a través de turbinas. De manera que se instalarán 269 turbinas que producirán 398MW de energía limpia, lo que significará en energía que podrá abastecer a 175 000 hogares escoceses.

De acuerdo con Atlantis, ya se finalizaron todas las condiciones necesarias para comenzar los bosquejos económicos que facilitarían los apoyos de The Crown Estate y Scottish Enterprise. Se espera que para el 2016, esta planta de energía mareomotriz comience a funcionar para el bienestar de las casas escocesas y del medio ambiente.



Simbiosis entre arrecifes de coral y peces gobios (una historia de amor evolutivo)

Algunas especies forman diálogos simbióticos inteligentes en una especie de confabulación evolutiva.

 

 

Los arrecifes de coral, que forman algunos de los ecosistemas más diversos de la tierra,  están amenazados por la macroalgas. Pero de manera increíble estos enormes sistemas biológicos han desarrollado un mecanismo de protección en colaboración con unos peces. Un reciente estudio descubrió que la especie Acropora nasuta desprende una señal química que atrae a dos diferentes especies de peces gobios cuando están siendo atacados por algas marinas dañinas.

Los investigadores Marcus Hay y Danielle Dixson del Instituto de Tecnología de Georgia realizaron estudios en las islas Fiji para descubrir qué lo que le sucedía cuando el coral era agredido por los filamentos tóxicos de las algas. En tan sólo segundos, pequeños gobios aparecían, llamados por señales químicas, y se llevaban hasta el 30 o 40% de a masa de macroalgas, reduciendo el daño del ataque en un 70-80%. Los arrecifes de coral que no eran asistidos por lo gobios no tenían esta fortuna.

Esta relación simbiótica permite a los gobios alimentarse de la mucosa, el plankton y las algas en el medio ambiente del coral.  Después de una análisis de muestras tomadas del agua cerca del coral y de las macroalgas, los científicos demostraron que “el coral está emitiendo algún tipo de señal o que atrae a los peces a remover las macroalgas que se le adhieren”. Es decir, los peces no responden a las alfa en sí, sino a las señales. “Estas interacciones positivas son deben de ser mejor entendidas ya que nos dicen algo sobre las presiones que han tenido que soportar los corales a  través de los años”.

Existen otras especies que también se comunican entre especies, a través del lenguaje de la química para formar relaciones vitales para su subsistencia. Una de ellas es la planta del tabaco que también señaliza a algunos insectos para que le ayuden a defenderse de algunas orugas.



La energía nuclear está a punto de ser legalmente “limpia” en México; ¡ayúdanos a evitarlo!

Organizaciones sociales hacen un llamado para presionar a los coordinadores de partido para que modifiquen la ley en pro de la ecología

Hace pocos días los diputados federales de México aprobaron la nueva Ley de Transición Energética (LTE) que prevé que, para 2024, el país genere 35% de su energía eléctrica a partir de fuentes limpias. Sin embargo, los legisladores incluyeron a la energía nuclear entre las posibilidades de energía limpia.

Está comprobado cómo es que la energía nuclear es peligrosa y, en caso de accidentes, genera contaminación, como ha sucedido en Fukushima y Chernóbil. Esta última, a su vez, puede prevalecer hasta por cientos de años. Además, la energía nuclear suele promover indirectamente el uso de armas de destrucción masivas.  

En este contexto, distintas organizaciones sociales como Greenpeace señalaron en un comunicado que, mientras en otros países ha ido desapareciendo gradualmente el uso de la energía nuclear, en México se está incluyendo como una alternativa sustentable altamente escandalosa. Los senadores mexicanos deberán ratificar esta ley próximamente. Sin embargo, es urgente que sientan presión para suprimir a la energía nuclear como sustentable; de lo contrario, será una simulación que pondrá en peligro a las próximas generaciones. Además, considerando la impunidad y la laxidad de las leyes en México, el uso de energía nuclear salta especialmente preocupante.

Los siguientes senadores son los coordinadores de los partidos más grandes al interior del senado. Organizaciones sociales invitan a escribirles demandándoles que omitan la energía nuclear como sustentable. Recuerda que el esfuerzo de miles de mexicanos logró ya antes sustraer a las Áreas Naturales Protegidas de la infame explotación petrolera. 

@Emilio_Gamboa@JL_Preciado, @MBarbosaMX, @RomoMedina@SenArelyGomez

 

 Twitter de la autora: @anapauladelatd



Conoce las verdades y mentiras de los focos de luz

Desde hace algunos años, las bombillas incandescentes han ido desapareciendo del mercado, dejándonos como opciones los de halógeno, los LFC y los LED. Sin embargo, ¿cuáles son los mitos que albergan estos focos?

La historia de los focos de luz ha estado mezclada con intrigas y polémicas: desde cínicos robos hasta muertes misteriosas. Desde el invento del tradicional foco incandescente, la ciencia se ha encargado de dar a conocer los pros y contras de este artefacto; por consiguiente, hemos pasado de éste a los incandescentes de halógeno, a las lámparas fluorescentes compactas (LFC), a los diodos emisores de luz (LED).

Desde hace algunos años, las bombillas incandescentes han ido desapareciendo del mercado, dejándonos como opciones los de halógeno, los LFC y los LED. Sin embargo, ¿cuáles son los mitos que albergan estos focos?

Los focos incandescentes de halógeno, los cuales funcionan de manera similar a sus antecesores, usan el filamento de tungsteno con gas de halógeno para que tengan una mejor combustión. Y aunque se haya dicho lo contrario, este tipo de bombillas  no contienen ningún metal tóxico o mercurio. Por el otro lado, aunque cuestan más, utilizan 25% menos energía que los incandescentes tradicionales, y duran un poco menos.

800px-Halogen_lamp_operating

Los LFC, igual de eficientes que sus antepasados, redujeron el gasto de energía al 75%; además, con una duración de hasta diez veces más. No obstante, la tonalidad que emiten puede alterar (de poco a bastante) los colores de los objetos; incluyendo a los LFC diseñados para una sensibilidad más detallada a los tonos.

Un mito que surgió de esta bombilla es que era peligroso por su contenido de mercurio; sin embargo, una lata de atún y un termómetro tienen más mercurio que este tipo de foco en sí. De modo que, si no se rompe, no representa ningún riesgo a la salud; y en caso que se rompan, la mejor manera de limpiar los restos es barriéndolos, y colocarlos en una caja para que ciertas empresas los reciclen.

Además, otro de los mitos que se generó acerca de esta bombilla fue su elevado campo electromagnético; que en realidad está por debajo de otros dispositivos eléctricos, como los automóviles y aparatos electrodomésticos. Por el otro lado, también se llegó a creer que los LFC provocaban ataques de epilepsia; situación que sí llegó a suceder, pero en la actualidad las bombillas cuentan con balastros electrónicos que evitan ese tipo de situaciones. Sólo un foco defectuoso podría causar serios problemas de epilepsia, debido a una alta fotosensibilidad.

Lamfluor_minispiral

Los LED, son la última novedad en cuestiones de emisiones de luz, los cuales utilizan la mitad de energía que los LFC. Cuentan con numerosas maneras de presentarse: tanto en color como en tamaño. Y actualmente, se está tratando de innovar el funcionamiento de estos focos, con el fin de poderlos controlar a distancia vía aplicaciones de dispositivos móviles, e incluso, modificar la intensidad con la que alumbran.

Lo que más llama la atención de los LED es que duran muchísimo más que sus antecesores, alrededor de 46 años si se utilizan durante tres horas al día, y sin que afecte prenderlos y apagarlos continuamente.

No obstante, los LED también cuentan con un lado oscuro: están fabricados con metales como níquel, arsénico, cobre y plomo; los cuales se han relacionado con daños neurológicos, cáncer, enfermedades del riñón, de la piel, e incluso con hipertensión. Si bien los focos funcionales están libres de dichos riesgos, los desechos y restos sí pueden afectar la salud de los individuos.

Actualmente, los LED están clasificados como elementos no tóxicos; sin embargo, investigadores de la Universidad de California Irvine explican que, una vez que los focos se pulverizan, tienen altos niveles de toxinas, provocando riesgos en la salud. Por consiguiente, en caso que se rompa un foco LED, es mejor limpiar el área con guantes, masca y una escoba.

60_LED_3W_Spot_Light_eq_25W

Entonces, ¿cuál opción emplearás en tu hogar?

Observatorio

Seguimiento a los asuntos ambientales y de ecología más urgentes de México.

Biblioteca Ecoosfera

Una compilación de lecturas (libros, ensayos, etc) disponibles en PDF sobre temas como sustentabilidad, medioambiente y salud.

Ir a Biblioteca