Increíblemente, los brazos amputados de los pulpos se mueven con inteligencia propia

Los brazos de los pulpos, incluso cuando están separados del cerebro principal, tienen reflejos “inteligentes” ante el peligro y se enroscan o se mueven de acuerdo a los estímulos que sienten.

Sabemos que los ocho astutos brazos de los pulpos pueden atrapar peces, luchar con tiburones, abrir frascos e incluso camuflajear al pulpo de posibles predadores. Pero estos brazos no están del todo bajo el control del cerebro del pulpo. Un nuevo estudio nos revela que tan profunda es la su independencia, incluso cuando están separados del cerebro.

El sistema nervioso del pulpo es fascinante. Dos tercios de sus neuronas residen no en el cerebro central sino en sus flexibles brazos. Esto, los investigadores sospechan, aligera las demandas de la coordinación cognitiva y permite que los pulpos dejen que sus brazos hagan el trabajo de “pensar” por sí mismos.

Y estos brazos pueden continuar reaccionando a estímulos incluso cuando ya no están conectados al cerebro principal; de hecho, permanecen responsivos incluso después de que al pulpo le ha sido practicada la eutanasia y se le han cortado los brazos.

El estudio apareció la edición de septiembre de 2013 de Journal of Experimental Marine Biology and Ecology llamada “Biología Cefalópoda”. Los investigadores examinaron a diez pulpos comunes adultos (octupus vulgaris). Despues de practicarles la eutanasia, les separaron los brazos y los guardaron en agua de mar fría por alrededor de una hora hasta que estuvieron listos para experimentación. Cuando los pincharon, los brazos suspendidos se enroscaron inmediatamente (después de esto lentamente regresaron a su posición extendida). El agua de la llave y el ácido evocaron respuestas similares. Los brazos horizontales también se alejaron de los estímulos no deseados; muchos de ellos se doblaron y salieron a la superficie. “Los resultados demuestran que los brazos son capaces de tener reflejos de alejamiento ante estímulos “nocivos” sin referencia al cerebro”, apuntaron los investigadores.

Estas reacciones post-mortem podrían estar detonadas por nociceptores, neuronas que se dedican a sentir el peligro físico (mismas que en nuestra especie son responsables de percibir el dolor). Esta es la primera evidencia de que los pulpos poseen estas neuronas.

A partir de esta clase de experimentos en cefalópodos, que revelan qué tan inteligente y evolucionado es su sistema, la Unión Europea declaró el año pasado que los cefalópodos, al igual que los vertebrados, solo podrán ser objeto de experimentos en maneras que minimicen el dolor, el sufrimiento y la angustia.

[ScientificAmerican]



Comunidades menonitas deforestan más de 1 440 hectáreas de selva en Quintana Roo, Campeche y Yucatán

Esta no es la primera vez que se realiza una denuncia penal en contra de los menonitas asentados al sur de México: en 2010, fue en Campeche; en 2013 y 2017, en Quintana Roo.

De acuerdo con la data brindada por la Comisión Nacional Forestal –Conafor–, el casi 90 por ciento de la deforestación del país sucede en zonas selváticas, principalmente en los estados de Yucatán, Quintana Roo, Campeche y Chiapas. Entre las principales causas de la deforestación en México se encuentra el cambio de uso de suelo en zonas forestales, con el objetivo de dedicarlo a actividades agrícolas, habitaciones o de infraestructura de comunicaciones y servicios. Recientemente, por ejemplo, se anunció que En Bacalar, Quintana Roo, se han apreciado huellas de deforestación: alrededor de 1 440 hectáreas devastadas de la selva mexicana. 

Una parte de la comunidad menonita se ha señalado como responsable de dicha deforestación, los cuales, según la Profepa, realizaron la devastación ambiental sin poseer los permisos correspondientes para cambiar el uso de suelo. Frente a esto, la Profepa presentó una denuncia penal ante la Procuraduría General de la República –PGR– contra integrantes de la comunidad que se encuentran en el municipio de Bacalar, como San Fernando, El Bajío y Paraíso. 

En palabras de Ignacio Millán, subprocurador de Recursos Naturales de Profepa, “Al haber deforestado las superficies, y por selva, se tipifica como un delito de carácter penal; hasta el momento no han exhibido ningún tipo de autorización.” De este modo que aún se pueda salvar la zona para ayudar a reducir hasta 20 por ciento de las emisiones mundiales de gases de efecto invernadero –GEI–. 

Esta no es la primera vez que se realiza una denuncia penal en contra de los menonitas asentados al sur de México: en 2010, fue en Campeche; en 2013 y 2017, en Quintana Roo. Estas comunidades utilizan estas tierras para cultivar maíz, soya, entre otros productos, para así venderlos en las regiones locales. 

 

Desde el 2010, la Conafor estableció un esquema, la REDDPLUS, que reduciría la deforestación en distintas zonas de México. Se asumían como “responsables del cambio climático por su manejo forestal, tema que podría convertirse en una forma de cumplir obligaciones ecológicas, y al mismo tiempo impulsar el desarrollo económico.” Por esta razón, cuando numerosas comunidades de diferentes ejidos –salvo la de la comunidad de Salamanca– han deforestado sin permiso de las autoridades, la Conafor ha implementado actividades de planeación, conservación, manejo forestal para preparar tanto a la sociedad como a organismos gubernamentales, realizar arreglos legales y políticas necesarias para fortalecer los esfuerzos en materia de coordinación del cambio climático.

 



Escucha la sinfonía de la vida de un árbol (VIDEO)

La pregunta que surge de este instrumento es la historia que un árbol, ¿qué tiene que contarnos después de años, quizá siglos, de vivencia?

Las artes y la naturaleza son partes indispensables en la vida del ser humano; pues son dos elementos que llegan hasta la profundidad de las dendritas de nuestras neuronas cerebrales. Sin embargo pocas son las ocasiones que al juntarlos, se alcanza un nivel de interconexión que facilita la comprensión de la unidad histórica entre ambos. Un ejemplo de estas contadas ocasiones es la creación del artista Bartholomäus Traubeck, quien desarrolló una pieza que captura el paso del tiempo y lo traslada a un territorio musical: una tornamesa que lee las líneas y texturas de los anillos del os árboles. 

La pregunta que surge de este instrumento es la historia que un árbol, ¿qué tiene que contarnos después de años, quizá siglos, de vivencia? La edad de los árboles se descubre al interior de sus troncos en forma de anillos, las cuales se forman y se acumulan pasando los años de vida: fuerte y hermoso, con surcos y deformaciones que ostenta la resiliencia “de años flacos y años frondosos, los ataques superados y las tormentas sobrevividas” (Hermann Hesse).

El resultado, además de conmovedor, es una sinfonía de la vida, implacable, coherente, hermoso, cuyo compositor es la naturaleza misma. Conócelo: 

 



Los pulpos tienen la increíble capacidad de “ver” con su piel, confirma un estudio

Esta especie de molusco es el invertebrado con el mayor desarrollo tanto del cerebro como de los ojos, por tanto enfoca la vista con precisión y se adapta a los cambios de luz.

Los pulpos son considerados como los invertebrados con mayor nivel de inteligencia, quienes tienen una increíble capacidad para resolver problemas, memorizar patrones, sobrepasar obstáculos, aprender a través de la observación, imitación, entre otras cualidades. A pesar de que sus herramientas de supervivencia comienzan con la huida, una vez que se sabe seguro, se transforma enseguida en un animal salvaje y peligroso.

Esta especie de molusco es el invertebrado con el mayor desarrollo tanto del cerebro como de los ojos, por tanto enfoca la vista con precisión y se adapta a los cambios de luz. Inclusive, su  lóbulo óptimo y su sentido del tacto le permiten tomar decisiones inteligentes en función a su supervivencia. Pero al parecer, también su piel juega un papel imprescindible en los mecanismos de defensa…

De acuerdo con una investigación reciente, publicada en Journal of Experimental Biology, la piel de los pulpos cuenta con pigmentos proteínicos, idénticos a los que se encuentran en sus ojos, haciéndolos reactivos a la luz a través de la misma piel:

Estos cefalópodos tan inteligentes pueden cambiar de color gracias a unas células especializadas, llamadas cromatóforos, las cuales se encuentran por debajo de la piel de la superficie. Cada una de estas células contiene un saco elástico de gránulos pigmentados y se encuentran rodeado por un músculo en forma de anillo, el cual se relaja o se contrae según las demandas de los nervios que se dirigen al cerebro, haciendo que el color sea más o menos visible.

Se cree que los pulpos cambian de color en función de lo que su visión les proporciona. Y a pesar de ser daltónicos, usan sus ojos para detectar el color de sus alrededores, y es cuando los cromatóforos se relajan o se contraen de manera apropiada, lo cual asume al menos uno de los tres patrones básicos de su camuflaje (en una fracción de segundo). Varios experimentos realizados en la década de los 60 mostraron que los cromatóforos responden a la luz, sugiriendo que pueden ser controlados sin el comando del cerebro.

Esto permite indagar la posibilidad de que la piel misma pueda “ver” y adaptarse al medio ambiente. Inclusive referirse como un sexto sentido, donde la piel ayuda a la flexibilidad de los colores para la congruencia de su camuflaje (desde que son seres daltónicos).



Pulpo abre lata de comida mientras se defiende de un tiburón (VIDEO)

Justo cuando los científicos se disponían a estudiar la diversidad marina, presenciaron un espectáculo poco habitual: la inteligencia y habilidad de un pulpo fueron más que suficientes para abrir una lata de comida al mismo tiempo que peleaba contra un tiburón.

Durante una investigación científica, los biólogos marinos tuvieron la fortuna de observar cómo un pulpo en False Bay, Ciudad del Cabo, trataba de alimentarse del sebo que formaba parte de una investigación cuando, repentinamente, un tiburón comenzó a atacarlo. Para la mala fortuna del escualo, el pulpo se defendió con un solo tentáculo y este se alejó.

Los expertos admiran el poderío y la adaptabilidad del pulpo quien, a lo largo de la historia de la humanidad, ha sido una de las especies que han tenido la capacidad y necesidad de adecuarse a las variaciones que los océanos han tenido.

Los pulpos son realmente lo más parecido a la inteligencia alienígena. Si pretendemos comunicarnos con ellos resultaría inútil y mucho más si tratamos de penetrar en su blanda y gelatinosa cabeza.



PETA intentará rescatar a Paul, el pulpo psíquico

La organización protectora de animales busca rescatar de su estelar cautiverio a Paul, el pulpo que adivina los resultados de Alemania en la Copa del Mundo

Durante un extraño mundial, a veces carente de buen futbol y repleto de sorpresivos resultados, se han perfilado diversos protagonistas que no están precisamente en las canchas. Así, vemos como las aturdidoras bubuzelas ocupan encabezados de la prensa alrededor del mundo y como un cefalópodo psíquico se ha convertido en una verdadera estrella de esta Copa del Mundo Sudáfrica 2010: Paul, el pulpo adivino.

Read more

Observatorio

Seguimiento a los asuntos ambientales y de ecología más urgentes de México.

Biblioteca Ecoosfera

Una compilación de lecturas (libros, ensayos, etc) disponibles en PDF sobre temas como sustentabilidad, medioambiente y salud.

Ir a Biblioteca