Al cultivar un jardín estás cultivando tu existencia (beneficios que la jardinería aporta a tu salud)

¿Qué esperas? La jardinería conlleva múltiples beneficios, científicamente comprobados, para tu cuerpo y tu mente.

La jardinería es el más puro

de los placeres humanos.

Francis Bacon

La jardinería es una práctica a la que los seres humanos hemos recurrido desde hace milenios –las primeras evidencias de ‘horticultura ornamental’ datan de 1500 a.C. . En diversas culturas alrededor del mundo, y a lo largo de la historia, la jardinería ha desempeñado un significativo rol sociocultural, e incluso a través de ella se ha dado vida a algunas de las más exquisitas manifestaciones culturales: desde los legendarios jardines de Babilonia,  al Pero ¿qué hay de los efectos psicológicos y emocionales en torno a esta práctica?

Un creciente número de estudios coinciden en señalar los beneficios que cultivar un jardín conlleva beneficios sustanciales a nuestra salud física y mental. A continuación mencionare alguna de las bondades comprobadas de esta actividad, con la esperanza de recordarnos que al cultivar un jardín nos cultivamos, innegablemente, a nosotros mismos.

Investigadores de la Universidad de Texas entrevistaron a 298 personas mayores, solicitándoles que determinaran sus niveles de gozo y optimismo. Al analizar la data en busca de patrones o indicadores constantes, notaron que aquellas personas que practicaban recurrentemente las ‘artes del jardín’ manifestaban, significativamente, mayor satisfacción con sus vidas –lo cual nos lleva a proponer: más jardinería y menos Prozac.

Un estudio realizado durante 2011 en Holanda, citado en un artículo de CNN Health, determinó que con solo media hora dedicada a cultivar un jardín, puede reducir significativamente tus niveles de cortisol (la hormona que produce el estrés). Por otro lado se ha asociado esta práctica con un modelo de meditación activa –lo cual nos remite a la exquisitez de los jardineros Zen.

arduine-gardens

En el mismo artículo se cita otro estudio en el que, continuando con esta línea, investigadores noruegos crearon un grupo piloto con personas a quienes se había diagnosticado depresión, problemas constantes en su estado de ánimo, o desorden bipolar. Los pacientes participaron durante 3 meses en un taller de jardinería, que incluía seis horas semanales de esta práctica. Al terminar el taller, la mitad de los participantes reportó importantes mejorías, tendencia que continuó aún durante los próximos tres meses.

Los efectos positivos de la jardinería para nuestra mente y nuestro cuerpo –aparentemente 45 minutos de trabajar el jardín te permite quemar las mismas calorías que en 30 minutos de aerobicos–, han motivado la creación de “terapias horticulturales”, corriente que desde hace al menos cuatro décadas ha venido perfeccionándose, y hoy arroja loables resultados para sus practicantes.

Vale la pena aclarar que la jardinería no solo nos re-conecta con el estado primario –gracias a acciones como meter las manos en la tierra, contemplar el desdoblamiento de los ritmos naturales, y afinar nuestra sensorialidad por medio de estímulos aromáticos o táctiles–, pero también conlleva una experiencia altamente estética, la cual demanda sutileza, creatividad y mucha paciencia. En pocas palabras, al hablar de jardinería estamos describiendo una actividad que, como pocas otra, se relaciona a un micromundo repleto de virtudes: contemplación, creatividad, templanza, inspiración y, por qué no, autonomía.

En fin, quizá sea buen momento para repetir, y practicar, la frase con la que alguna vez Voltaire se despidió: “Con su permiso, me retiro a cultivar mi jardín”.

 * Encuentra aquí un fino acervo sobre jardines

 

Twitter del autor: @paradoxeparadis

 



17 razones de salud por las que tienes que evitar el estrés (Infográfico)

Encontrar hacks que disminuyan tu estrés es una de las medidas de salud más importantes a tomar.

Todos sabemos que el estrés es dañino pero quizá desconocemos hasta donde. El estrés crónico está ligado enfermedades como la infertilidad y la depresión, aunque probablemente ignoramos manifestaciones de malestar en la cotidianidad ligadas también a este.

Hoy te presentamos un inforgráfico elaborado por Wellwisdom sobre el porqué debes empezara a tratar (y a ubicar) ya tu estrés, y evitar enfermedades a futuro y complicaciones cotidianas como las siguientes (las fuentes que soportan cada una de las enfermedades están explicadas abajo en el infográfico):

Traducción:

  1. Dolores de cabeza: un mayor estrés está asociado a un mayor número de dolores de cabeza por mes.
  2. Pérdida de cabello: en un estudio hecho a distintas gemelas, se comprobó que aquellas con más estrés experimentaron una mayor caída de cabello.
  3. Memoria: en animales se ha comprobado que el estrés disminuye la memoria. 
  4. Acné: sobre todo en estudiantes varones se ha probado que el estrés aumenta el acné.
  5. Insomnio: un estudio de 2010 comprobó que aquellos ambientes de trabajaos psicosociales malos doblan las dificultades para dormir.
  6. Ataques cardiacos: un estudio comprobó que de 200 mil empleados en Europa, aquellos con trabajos estresantes, el 23%, estuvieron más predispuestos a tener un ataque al corazón.
  7. Empeoramiento del asma: en un estudio de 5000 adultos los que experimentaban estrés crónico fueron encontrados con el doble riesgo de desarrollar asma.
  8. Antojo de azúcar y grasas saturadas (y sus nocivos efectos): en animales se ha encontrado que a mayores niveles de estrés tienden a buscar más alimentos azucarados.
  9. Digestión: este puede desbalancear el equilibrio del sistema digestivo.
  10. Engordamiento del vientre: distintos estudios han ligado altos niveles de cortisol a una mayor acumulación de grasa en esta área.
  11. Dolor de espalda: altos niveles de cortisol y un estrés crónico ha sido ligado a dolores de espalda crónicos.
  12. Disminución del impulso sexual: los altos niveles de cortisol disminuyen la libido.
  13. Presión sanguínea: el estrés eleva la presión arterial, lo que pude desembocar incluso en ataques cardiacos.
  14. Fatiga suprarrenal: el estrés impide la exhalación de hormonas sexuales e incrementa la fatiga en todos los sentidos.
  15. Aumento de azúcar en la sangre: por el estrés, hormonas como la adrenalina o el cortisol, provocan que aumente el azúcar en la sangre. Un estudio mostró que los hombres bajo estrés son 45% más propensos a desarrollar diabetes tipo II.
  16. Envejecimiento: el estrés activa  indicadores de envejecimiento prematuro. 
  17. Afectación al sistema inmunológico: el estrés ha probado desmejorar las defensas en el cuerpo; sin embargo, se ha comprobado que más que los altos niveles de estrés, lo que más afecta es la periodicidad de experimentación de este.

a5fd81fb0b75233b99344d78ad6201d7



Crean una maceta inteligente que detecta las necesidades de cada planta

Sus sensores detectan si a la planta le hace falta agua, luz o fertilizante, y se encarga de regarla hasta por 1 mes

La tecnología está permeando cada aspecto de la vida humana, en ocasiones benéficamente y en otras con implicaciones nocivas. En el campo de la la jardinería, los avances tecnológicos han llegado a niveles insospechados, como lo prueba la nueva “maceta inteligente” desarrollada por la compañía francesa Parrot. 

La maceta fue expuesta recientemente en el Salón  Internacional de Electrónica de Las Vegas, y este año saldrá a la venta. Entre las facultades de esta maceta inteligente está el hecho de que cuenta con sensores que miden la luz, humedad, temperatura y el nivel de fertilizante para determinar si las plantas están recibiéndolos en cantidades adecuadas.

En caso de que la planta necesite mayores cantidades de las anteriores condiciones, la maceta envía al dueño notificaciones a través de una aplicación llamada Flower Power, disponible en aparatos móviles de Apple, Android y Windows.

La maceta también tiene la capacidad de almacenamiento de agua para regar la planta hasta por 1 mes; así, en este rubro, el dispositivo irriga automáticamente. 

La firma Parrot es conocida hasta hoy por la creación de drones y sistemas de comunicación que vigilan que los cultivos tengan suficiente fertilizante. La maceta inteligente es uno de los primeros avances tecnológicos de jardinería hechos para pequeña escala, en una búsqueda por también incentivar la creación de espacios verdes por parte de aquellas personas que no cuentan con el tiempo suficiente para cuidarlos. 



Esto es lo que necesitas saber antes de crear tu propio huerto urbano

Es importante traer a conciencia que fuimos educados en una cultura urbana, cuyas fortalezas se basan en conocimientos e intereses pragmáticos y mercantilistas

Los huertos urbanos han invadido las ciudades en los últimos años. Este fenómeno ha ayudado a complementar la lucha en favor del cuidado del medio ambiente, de la economía y de la salud tanto física como mental. Inclusive, varios estudios han demostrado que este tipo de terapia, la horticultura, trae múltiples micro y macro beneficios a corto, mediano y largo plazo.

No obstante es importante traer a conciencia que fuimos educados en una cultura urbana, cuyas fortalezas se basan en conocimientos e intereses pragmáticos y mercantilistas, por lo que nuestra intuición asociada al cuidado de la naturaleza (y a nuestra supervivencia básica) se encuentra oscurecida. En consecuencia, probablemente tengamos algunos problemas a la hora de lograr que funcionen nuestros huertos urbanos, como por ejemplo:

-Traer a conciencia que, sin quererlo, mataremos a algunos de los retoños a pesar de nuestros mayores esfuerzos.

-Del espacio que usarás, toma en consideración que entre en contacto con el Sol. Las plantas necesitan al menos 6 horas a fin de que germinen sus frutos. Busca información y escoge las plantas cuyas necesidades se adecúen a la cantidad de luz que el espacio ofrece.

-Recuerda que los contenedores necesitan hoyos para que haya una ruta de escape para el agua (y así evitar desastres).

-Revisa la calidad del suelo para tener en mente qué tipo de trabajo necesita durante la temporada (y el próximo año).

-¿Sabes qué tipo de bebedora es tu planta? Las hay más sedientas que otras. Por ejemplo, los jitomates necesitan muchísima agua, a diferencia de otras que requieren poco a la semana. 

-Las plantas también necesitan comer… Es decir que necesitan fertilizantes o compostas que les permitan equilibrar sus nutrientes.

-¿Sabes quiénes son los mejores amigos de tus plantas? Si tienes insectos, es mejor que te deshagas de ellos. Sin embargo, si tus plantas se encuentran rodeadas de abejas o de catarinas, entonces déjalas ser en su medio ambiente.

-Requieres de mucha paciencia hasta que disfrutes del germinado de tu esfuerzo.

-Aprende a cortar a tus plantas y por qué lo necesitan. 

-Empieza a enfocar tus esquemas horticulturistas para una temporada de largo plazo.



¿Comienzas a cultivar? No cometas ninguno de estos 6 errores

Algunas sugerencias que harán de tu hortaliza un lugar más fértil y, además, harán tu labor más disfrutable.

Pocas cosas dan tanta satisfacción a un amante de la naturaleza como ver que una semilla se convierte en una planta, y todo bajo su supervisión. Sin embargo, para aquellos que por primera vez incursionan en el arte de la jardinería, hay ciertas reglas básicas que a veces se desconocen. A continuación les compartimos los 6 errores más comunes del hortelano principiante:

  1. Demasiada agua versus falta de agua: La cantidad de agua que cada planta necesita depende de una combinación de tres factores: el tipo de planta (un cacto necesitará menos agua que un azar), el tipo de clima y el tipo de suelo. Antes de plantar un huerto recuerda organizar tus cosechas de acuerdo a sus necesidades individuales, las plantas que requieren más agua deben de ir con aquellas que tengan necesidades similares. Durante el verano será necesario regarlas con mayor frecuencia y siempre de noche para evitar desperdiciar agua a través de la evaporación.
  2. Luz inapropiada: La mayoría de las plantas requieren un mínimo de cuatro horas de sol, sin embargo, es importante que tus plantas reciban la cantidad que requieres. Algunas plantas como las tomateras, la lavanda y ciertos cactos requieren al menos seis horas de sol para crecer.
  3. Falta de espacio: Las plantas necesitan espacio para crecer y necesita ser suficiente para permitir que circule el aire. Si siembras tus semillas demasiado cerca es posible que la planta se enrede o que se más vulnerable a plagas.
  4. Tierra mal preparada: Si no tiene suficientes nutrientes o si abusaste de un fertilizante comercial la tierra te causará muchos problemas. Es fácil preparar tu propia tierra rica en nutrientes naturales. Primero debes asegurarte de que esté bien aireada y floja, de preferencia con lombrices. Mientras más oscura, mejor.
  5. Fuera de temporada: Dejarnos llevar por nuestro primer jardín u hortaliza es sencillo, más si vivimos en climas que son generalmente templados; sin embargo, sembrar en el momento equivocado complicará todo enormemente. Muchas plantas requieren cierto tipo de climas pero la mejor manera de evitar que tu planta no se dé es buscar semillas locales, es decir, aquellas que crecerán en tu hortaliza. La otra es siguiendo un calendario de siembras, como este.
  6. Sembrar demasiado: No inviertas todo tu tiempo y dinero en una enorme siembra, mejor empieza poco a poco con las plantas que más quieres y ve agregando mes con mes. No tiene punto que te sientas agobiado porque tienes demasiadas plantas y no estás seguro de cómo cuidarlas.  Empieza con cuatro y de ahí ve cómo te va y cómo te sientes.

[Ecoagricultor]



Las tres claves para atraer pájaros a tu jardín

Un jardín sano es en realidad un ecosistema. Aquí te decimos los tres pasos que debes seguir para que tu jardín también sea un paraíso para las aves.

Las aves como las golondrinas, los petirrojos, los mirlos y los colibrís son esenciales para tener un jardín sano. Ya sea como polinizadores o como un control de plagas natural, tener pájaros entre nuestras plantas es una señal de que cuidamos la biodiversidad de nuestro jardín.

Entonces, ¿cómo puedes atraer más aves?

Hay tres sencillos pasos:

Ofréceles alimento: Este es quizá el paso más obvio. Las frutas, flores vistosas y ricas en polen (Madreselva, Petunia, Equinacea, Violetas, etc.) son atractivas para las aves. Si pones comederos para ellos, verás cómo llegan en un abrir y cerrar de ojos. Siguiendo este link puedes encontrar algunas opciones para hacer comederos DIY.

6406.IMGP9114

Bebederos y baños: Los pájaros necesitan lugares donde bañarse y agua para beber. Si vives en un clima cálido y seco donde haya pocos lugares para que las aves beban agua limpia, debes instalar recipientes con agua (puedes reciclar recipientes de comida que ya no utilices). Si puedes, instala un pequeño estanque para ellos. Los pájaros se sentirán más atraídos y exploraran la zona.

Cobijo: Al ofrecerles un lugar en donde puedan anidar, los pájaros se quedarán cerca de tu hogar. Puedes construir sus “casas” tú mismo, solo necesitas materiales reciclados como cartón, y elementos naturales como ramas, pasto, paja y un poco de imaginación. Puedes colgar tus construcciones de árboles o en muros. Si tienes mascota asegúrate de que no puedan alcanzar estos nidos.

Recuerda que las aves, además de enriquecer la biodiversidad de tu ecosistema, te pueden ayudar a sentir más conectado con tu entorno. Observar a un ave, escucharla cantar, te aleja , aunque sea momentáneamente, del caos de la ciudad. Las aves, los jardines, y demás aspectos naturales, nos recuerdan que no todo es urgente, que hay ciclos más importantes que los de nuestro ajetreo cotidiano. 

Observatorio

Seguimiento a los asuntos ambientales y de ecología más urgentes de México.

Biblioteca Ecoosfera

Una compilación de lecturas (libros, ensayos, etc) disponibles en PDF sobre temas como sustentabilidad, medioambiente y salud.

Ir a Biblioteca