La suma importancia del turismo sustentable, según Céline Cousteau

La nieta del explorador más famoso de la era moderna difunde la importancia del turismo responsable para minimizar nuestro impacto.

Al ser una exploradora de tercera generación, Céline Cousteau entiende la importancia de preservar el medio ambiente y las culturas nativas de todo el mundo. Actualmente aparte de explorar el mundo como lo hicieron su padre y su abuelo, nadando con tiburones y recorriendo el Amazonas, se dedica a abogar por la preservación del medio ambiente, especialmente cuando viajamos.

Crecer en el Calypso, al lado de un hombre que le dio al mundo una visión y comprensión única de la complejidad de los ecosistemas marinos, Céline puede presumir una experiencia inigualable de vida. Experimentar de primera mano el romance entre su abuelo y el mar formó su visión del mundo por lo que, cómo su abuelo, busca difundir la importancia de cuidar nuestro impacto lo más posible, ella explica que “Cada parte del planeta está conectada. No podemos sólo viajar, tomar del medio ambiente e irnos a casa. Con nuestra presencia impactamos a comunidades y necesitamos hacer algo positivo cuando las visitamos”.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Céline exploró el Amazonas por primera vez cuando era una niña y puede que esa sea la razón detrás de la fuerte atracción que siente hacia el río. Sin embargo su admiración no es pasiva, pone en práctica lo que predica y contribuye a mejorar la vida de la región llevando medicinas a las comunidades. Además opta por seguir los pasos de su abuelo al crear conciencia a través de documentales, colaboraciones con ONGs, y conferencias que buscan educar a las personas para minimizar el impacto que tienen al viajar y al vivir su vida en general. Armada con imágenes satelitales que evidencian que los asentamientos humanos son ahora manchas cafés en espacios que solían ser verdes, se dispone a educar al mundo.

Recientemente comenzó a colaborar con Contiki Holidays para educar a turistas y su personal sobre cuestiones ambientales, especialmente aquellos que afectan a los ecosistemas marinos, no obstante Céline nos recuerda de los aspectos primordiales de viajes sustentables “Coman mariscos y pescados sustentables. Escojan una compañía que practique turismo responsable —como contratar a los locales para dar de vuelta a la comunidad. Respeten a las comunidades locales y sus costumbres”.

Céline reconoce el peso de su apellido y lo usa correctamente, para educar y ayudar a otros. Lo mismo deberíamos hacer nosotros, usar nuestros medios y educación para impactar de manera positiva nuestra comunidad y medio ambiente.

El primer episodio del documental  de Céline que muestra los esfuerzos del programa de conservación MesoAmerican Reef (MAR) Leadership Program:

[Huffington Post]



5 actividades turísticas que deberás evitar en tus próximas vacaciones

Basta con tener consciencia sobre las actividades turísticas que no deberían continuar realizándose, para justamente evitarlas durante nuestros viajes.

Viajar es una de las actividades con mayor retroalimentación que facilita el crecimiento tanto emocional como psíquico, así como el desarrollo económico de los sitios turísticos que se visitan. Se trata de un apoyo mutuo que impacta positivamente en el viajero, los anfitriones e incluso el medio ambiente del destino que se está descubriendo; por eso es indispensable viajar de manera inteligente, responsable y sustentable. 

Una manera de hacerlo es mediante el ecoturismo, una tendencia que invita a realizar un turismo de manera responsable con el planeta y, en caso de ser necesario, con las comunidades que se encuentran en mayor contacto con su naturaleza. Poco a poco el ecoturismo ha ido ganando posicionamiento en la industria de los viajes; sin embargo, aún no es suficiente. Se requiere el apoyo del viajero para continuar fomentando el cuidado hacia el medio ambiente.

Basta con tener consciencia sobre las actividades turísticas que no deberían continuar realizándose, para justamente evitarlas durante nuestros viajes. A continuación te compartimos cinco actividades del turismo que no deberías hacer pues están relacionadas con abuso animal: 

– Las presentaciones con animales acuáticos como delfines, focas o ballenas –y mucho menos nadar con ellos–.

La mayoría de estos animales de la vida salvaje se encuentran en cautiverio, provocando la separación de sus grupos familiares y las constantes emociones de angustia y estrés. Esto genera que pierdan su habilidad de nadar largas distancias, se enfermen y reduzcan su esperanza de vida. 

– Montarse sobre el lomo de un elefante.

Es una de las actividades turísticas más populares en Tailandia y Vietnam, pese a ser una acción cargada de crueldad. En palabras de Humane Society, “La crueldad puede no ser evidente para los espectadores, ya que en muchas ocasiones ocurre detrás de los escenarios y en diversas formas – mediante el uso de métodos de entrenamiento abusivos; privándolos de contacto social con otros elefantes; condiciones denigrantes para sus patas, provocando artritis y otras enfermedades.” Los elefantes cautivos que los turistas cabalgan no son animales domesticados que siguen los deseos de los humanos; sino son animales que fueron abusados para volverse sumisos ante los humanos. En vez de ir a una cabalgada de elefantes, existen santuarios de elefantes en donde se encuentran varios ejemplares rescatados de esta crueldad. 

– Comprar souvenirs de coral.

Los arrecifes de coral implican 1/4 de la biodiversidad del ocean, fungiendo como un escudo contra las tormentas. Desafortunadamente la mina de los corales está afectando la salud de esta especie marina. Mineros marítimos extraen el coral de los océanos para usarlo como cemento para carreteras, joyería o rocas para acuarios. Esto provoca la degradación de los sistemas de arrecifes que provee vida al ecosistema marítimo y fungen como fuente de comida y economía para las comunidades locales. El hecho de que esté en venta no significa que proviene de fuentes legales. 

– Consumir bebidas con serpientes.

El vino o tequila de serpiente es una novedad fascinante; sin embargo es un problema para las cobras, una especie animal en peligro de extinción. Esta tradición se ha extendido durante siglos en Asia y alcanzado tierras latinas, encontrándose envuelta en actividades de crueldad animal: una serpiente puede tardar meses en morir en la botella, lo cual ha provocado numerosos accidentes posteriores a abrir la botella. 

 – Comer sopa de tiburón.

Habrá que agradecer a la antigua película de Jaws –1975– por producir una imagen ficticia de los tiburones como especies desalmadas y asesinas. Pero la realidad es que los tiburones son responsables de quizá una persona al año, mientras que los humanos son responsables de la muerte de 100 millones de tiburones al año. La pesca de tiburones se realiza principalmente por barcos asiáticos, los cuales venden sus ganancias a restaurantes que producen una sopa con el animal. En asia, la sopa de tiburón es considerada una delicia popular pese a no poseer ningún valor nutricional ni sabor significativo. 



Con tecnología, la tribu Ka’apor está defendiendo el Amazonas

Por su propia iniciativa y ayuda de organizaciones están instalando cámaras y sensores, llevando un registro permanente.

Cuando el Estado no actúa, la revolución parece provenir de la acción organizada de los ciudadanos, y muchos capítulos están comprobando esto.

En una región del Amazonas, en el estado de Maranhão, miembros de la tribu Ka’apor están protegiendo, por sí mismos, la zona de la deforestación ilegal. Hace dos años Greenpeace presentó una investigación en la que devela cómo el sector maderero está plagado de corrupción, y  cómo los criminales en los bosques amazónicos son ayudados por los documentos falsificados; y así la madera lavada se abre paso en los mercados mundiales.

Los Ka’apor habían ya lanzado una alarma de auxilio para cuidar la selva… Ahora esta tribu lleva ya meses cuidando, con ayuda de tecnología proporcionada por Greenpeace, esta zona: con cámaras y sensores de movimiento y temperatura para detectar la invasión de madereros ilegales. La tribu, así, está llevando un registro del movimiento y capturan datos concretos sobre la actividad forestal.

Según afirma Marina Lacorte, activista amazónica de Greenpeace Brasil. “Si el pueblo Ka’apor están protegiendo su territorio con sus propios recursos y poco apoyo tecnológico, ¿por qué el gobierno de Brasil no es capaz de hacer lo mismo?”, agrega.

 [Sinembargo]



Una misteriosa infección afecta a las estrellas marinas de México hasta Alaska

Los científicos han detectado una exótica enfermedad que está perjudicando a cientos de estrellas marinas en la costa noreste del continente americano.

Muchas enfermedades siguen siendo un misterio para la ciencia. Aún aquellas más arcaicas como las infecciones que se asientan en  expresiones, algunas inaccesibles para la comprensión de los científicos. Uno de estos incidentes se está dando en una franja costera de dimensiones extensas: desde las playas del noroeste de México hasta las del noroeste de Alaska. Miles de estrellas de mar están contaminándose de una aparente y hasta hoy intratable infección que invade rápidamente su organismo.

Los científicos aún no dan con la causa por la que se está creciendo esta infección masiva, y les resulta complicado atender a tiempo a estos enigmáticos seres, porque la enfermedad corroe rápidamente su cuerpo antes de desintegrarlo: inicia en una de las extremidades y se sigue por el organismo muy deprisa.

La veterinaria Lesanna Lahner del Acuario de Seattle, declaró para la prensa canadiense:

Todavía no tenemos una respuesta absoluta. Hemos reducido las posibilidades y podría ser un agente patógeno, una fuente infecciosa bacterial o viral.

Las epidemias suelen ser comunes en la naturaleza, pero por la mala reputación que ha ganado el hombre, no resulta descabellado que este tipo de lances se generen por alguna negligencia. Aunque hasta hoy el caso es un misterio, se cree que el problema ha sido detectado a tiempo para diagnosticarse.



Palau, isla del Pacífico, prohíbe la pesca para convertirse en una zona de santuario marino

Palau, antiguo frente entre las tropas imperiales de Japón y la marina de EE.UU, va ahora a la vanguardia en la renovación del contacto con la naturaleza.

¿Dónde se encuentra Palau?

Se trata de un conjunto de islas al oeste Océano Pacífico, en un área de 459 km2, y una población total de 20 000 personas  Tiene como fronteras marítimas a Indonesia, Filipinas y los Estados Federales de Micronesia. Su capital es Ngerulmud, en el estado Melekeok.

¿Qué intenta hacer al prohibir la pesca?

Hace un par de días, su presidente, Tommy Remengesau Jr., declaró que la pesca quedaba completamente descartada de su potencial económico. Eso significa que 321.87 km2 área marítima estará dedicada al 100% a ser un santuario marino. ¡Se trata de un espacio similar al tamaño de Francia!

En su declaración, menciona que se tomó esta decisión porque:

No teníamos otra opción: el océano es nuestro modo de vivir. Es nuestra vida, nuestra cultura, nuestra economía. Yo siempre digo que la economía es nuestro ambiente, y nuestro ambiente es nuestra economía. De seguro se preguntarán por qué, por qué estamos haciendo esto. Tiene un verdadero sentido para nuestra sustentabilidad, para nuestras personas, para nuestras islas como nación, y para nuestra comunidad. Puedo decir que en mi generación, he visto cómo varios cardúmenes van disminuyendo, he visto cómo el tamaño físico de los peces se ha reducido. Esto va más allá de la pérdida económica de empresas o de otros países: estamos hablando de la vida, de lo que diezmará si no tomamos una acción responsable.

Por consiguiente, Palau pretende promocionar ecoturismo (por ejemplo, el buceo y el snorkel), como un potencial económico alternativo a la pesca. Y para conseguirlo, Tommy Remengesau Jr., considera la posibilidad de utilizar vigilancia aérea para el control de la pesca.



Las recién desubiertas especies de la selva amazónica (FOTOS)

En la selva amazónica aún hay muchas especies exóticas y hermosas que el hombre nunca ha visto, y algunas de ellas ya están en peligro de extinción por la tala excesiva y la contaminación.

En los últimos cuatro años de han descubierto al menos 441 especies nuevas en la selva amazónica. Los descubrimientos, realizados del 2010 al 2013, incluyen a un mono que ronrronea como gato, una lagartija con patrones de fuego y la hermosa flor de la pasión “espagueti”.

Observatorio

Seguimiento a los asuntos ambientales y de ecología más urgentes de México.

Biblioteca Ecoosfera

Una compilación de lecturas (libros, ensayos, etc) disponibles en PDF sobre temas como sustentabilidad, medioambiente y salud.

Ir a Biblioteca