Eco diseño alternativo de bancos a partir de objetos sin dueño

El diseñador holandés Joost Gehem propone que en lugar de condenar definitivamente al olvido esas cosas, se les sometan al peculiar proceso de reciclaje que lleva a cabo en su taller, lo que permitirá metafóricamente dejar ir aquél objeto que representa el fin de un ciclo y dar paso a otro con una nueva utilidad.

Pensando en el fin poco útil que suelen tener las pertenencias no deseadas de las personas, el diseñador holandés Joost Gehem construye muebles a partir de objetos que después de un divorcio, quiebra o muerte, no son reclamados por nadie.

Gehem compra los objetos y los almacena en su estudio (también conocido como el Centro de Transformación y Distribución de Artículos Abandonados para el Hogar). Ya ahí, los rompe y tritura para luego mezclarlos y construir bancos, sillas y otras piezas.

El viejo inventario de objetos comenzó en la década de los 60’s, y desde entonces el artista holandés ha realizado millares de piezas llevando la idea del reciclaje a otro nivel ya que, en sus propias palabras, “el proceso de despojarse de objetos que hacen alusión a una etapa de tu vida que fue mejor, está relacionado con acontecimientos muy significativos para nosotros”.

Por ello, Gehem propone que en lugar de condenar definitivamente al olvido esas cosas, se les sometan al peculiar proceso de reciclaje que lleva a cabo en su taller, lo que permitirá metafóricamente dejar ir aquél objeto que representa el fin de un ciclo y dar paso a otro con una nueva utilidad.

[Co.Design]

 



Un niño de diez años crea su empresa de reciclaje

Desde los siete años Vanis Buckholz comenzó a recolectar la basura reciclable de su vecindario, actualmente dirige una empresa que recluta gente necesitada para la colecta de desechos

En algún momento de nuestra formación hemos sentido inspiración por personajes o temas que nos interesan. Seguramente muchos de nosotros llevamos a cabo acciones concretas respecto a ese tema que llegó a “removernos”. Sin embargo, normalmente esa motivación suele bajar de intensidad y seguimos adelante con nuestras vidas enfocados, o incluso sometidos, en lo ordinario.

Vanis Buckholz, se inspiró con el “Día Mundial de la Tierra” cuando tenía 7 años, mientras el tema era celebrado y discutido en su salón. Sin embargo, a diferencia de muchos casos, este entusiasmo no se diluyó, sino que desde ese momento Buckholz comenzó a recorrer su vecindario recolectando desechos reciclables.

Transcurridos tres años el niño Vanis continúa haciendo lo mismo, pero actualmente a una escala mucho mayor mediante la creación de su empresa “My ReCycler”. Por si fuera poco, gracias a su visión también creó la plataforma filantrópica: “Project Hope Alliance,” dedicada a capacitar y organizar personas desprotegidas que normalmente estarían recolectando basura, para que obtengan un ingreso de 25% de las utilidades de esta práctica organizada por su empresa. Estos beneficios financieros oscilan entre los 100 y 200 dólares quincenales. Vanis detectó que un proyecto en el que los participantes no se sienten identificados con su labor, estará condenado ya sea a la extinción o en todo caso a la explotación. 

my-recycler-2

Vanis Buckholz ha llamado la atención de autoridades de su localidad y medios de comunicación. Para que las personas logremos una diferencia benéfica y significativa en el mundo necesitamos de inspiración, pero más aún de perseverancia. Así lo demuestra la historia de este niño cuya visión sorprende pero su constancia resulta aún más admirable y por supuesto inspiradora.

http://www.stumbleupon.com/su/4DDrad/www.inhabitots.com/10-year-old-boy-launches-his-own-recycling-business-donates-25-of-profits-to-homeless-children/ (agentes de cambio)



Conoce cómo hacerte un lindo librero con unas escaleras viejas de madera

Por su sencillez, se verá de lo más minimalista y rústico.

Foto: tarzmeselesi.net

Una de las búsquedas más contemporáneas es la originalidad. Buscamos recuperar nuestra individualidad quizá entre tanta globalización, pero es curioso, por que muchos lo hacemos siguiendo modas que solo nos igualan a otros. Las tendencias; eso que finalmente se pone de moda… es lo que va determinando los hábitos de consumo de las personas, y pareciera que estas, finalmente, buscan mostrar su individualidad  con sus hábitos de consumo.

Lo anterior no solo es paradójico, también es dañino, porque si el consumo es el que determina nuestra identidad, entonces esta forma ilusoria de expresión es un sistema que en algún punto colapsará…

La creatividad usando materiales existentes en muy necesaria… y creelo, te dará mucha más autenticidad que cualquier moda; primero por que se tratan de ideas creativas al margen del sistema; también porque este tipo de ideas te harán comenzar a pensar de otro modo, y te descubrirás más creativo muy pronto…

Hoy presentamos cómo usar unas escaleras viejas de madera como librero; se verán de lo más rústicas y lo único que debes hacer es clavarlas en la pared y cortarlas según los segmentos que quieras que abarquen tu muro, y listo. Puedes también colocarlas paradas como en la última foto. 

librero2

Foto:letroactivos

Screen Shot 2015-09-21 at 2 Foto: hagamoscosas.com 



Diseños de moda hechos con desechos de comida (FOTOS)

Ahora, los desperdicios de comida también pueden cautivar a fashionistas

En el año 2004 Jean Paul Gaultier realizó una colección denominada Pain Couture, en ella convierte el alimento básico de los franceses en paraguas, vestidos, sombreros de copa, todos con una extraordinaria belleza.  Al exponer su “moda-pan” Gaultier relataba como el arte no es efímero y atraviesa la evolución de la sociedad, en cambio, la moda simplemente se limita a reflejar esa evolución.

Hoyan Ip es una diseñadora de modas egresada de la Universidad de Westminster que continuamente ha experimentado con conceptos y materiales con la idea de generar una moda más sustentable.

El desperdicio de comida es un tema con connotaciones morales,  intrínsicamente relacionado con las sociedades de consumo y su idea desechar todos los objetos de manera irreflexiva. La diseñadora Hoyan Ip se opone a esa lógica consumista. Ella ha decidido optar por una nueva filosofía: “waste not, want not”, precepto que traducido al español sería algo como; no desperdicies, no quieras.

Probablemente, una de las mejores formas de llevar a la práctica el axioma propuesto por la diseñadora, es simplemente rehusar, y su propuesta de reutilizar se basa en diseñar mediante bio-trimmings, productos a base de comida destinados a ser eliminados. Ip recupera aquello considerado como desperdicio orgánico, los seca, cocina, mezcla y transforma en preciosos adornos.

Hoyan Ip, ha llevado a la práctica su filosofía de vida al diseñar bolsos, hebillas y botones con bio-recortes de comida. Su contribución al mundo de la moda contiene un mensaje contundente acerca de la importancia de mirar en nuestra cotidianidad a los objetos desde otra forma, una en la que puedan ser utilizados nuevamente aún cuando su aparente vida útil haya acabado.



Este ingenioso proyecto convierte los desechos de botellas en juguetes

Botellas se convierten en bloques para aprender números o deletrear palabras, en camiones o lienzos en blanco para que los niños dibujen.

Botes de leche, botellas de agua, empaques de comida, son sólo algunos de los envases que más desechamos una vez que se termina el producto. Los mandamos al bote de la basura y, de ahí, a que cumplan un destino en el basurero de la ciudad o municipio. Sin embargo, ¿qué pasaría si alargáramos el tiempo de vida de estos empaques mientras ayudamos a la educación de niños en condiciones devastadoras?

Después de que Maurizio Bricola cayera en cuenta que en pueblos rurales en Kenya y Malawi no hay ni una sola tienda de juguetes, empezó a divagar y a idear un proyecto donde los desechos de empaque se convirtieran en juguetes educativos para niños. Fue así que se creó IDEO.org, el cual realiza una serie de diseños ecosustentables donde los envases viejos se convierten en herramientas educacionales. Esto pretende brindar un acceso mínimo a nivel preescolar a aquellos niños que no tienen los recursos para ir a la escuela (y por tanto a aprender a contar y a leer).

 

Botellas se convierten en bloques para aprender números o deletrear palabras, en camiones o lienzos en blanco para que los niños dibujen, en una historia donde  se les invita a los niños a escribir cualquier historia. “Se trata realmente de la creatividad”, afirma Bricola.

Aunque el diseño sólo ha lanzado el prototipo en Malawi, pretenden desarrollar la idea para asociarse con compañías de comida. El diseño requiere entre 50 000 y 100 000 dólares para traerlo a vida.



TOP: 17 ideas creativas para decoraciones con objetos reciclados

Este constante deseo por cuidar al medio ambiente ha permitido desarrollar una amplia gama de habilidades creativas y útiles.

En los últimos años, la cultura del reciclaje ha tomado por asalto a varias ciudades del mundo. Este constante deseo por cuidar al medio ambiente ha permitido desarrollar una amplia gama de habilidades creativas y útiles para la comodidad de cualquier usuario.

Desde la reutilización de productos básicos, como frascos de cristal para vasos de agua, hasta la restauración de muebles u objetos para un mejor funcionamiento. Estos son sólo algunos ejemplos de la perfecta combinación entre creatividad, diseño y reciclaje:

 

 

Observatorio

Seguimiento a los asuntos ambientales y de ecología más urgentes de México.

Biblioteca Ecoosfera

Una compilación de lecturas (libros, ensayos, etc) disponibles en PDF sobre temas como sustentabilidad, medioambiente y salud.

Ir a Biblioteca